Pasar al contenido principal

Un estudio revela que en 2018 se batió el récord de ciberataques, con más de 10.500 millones de incidentes en todo el mundo

Controlando la Ciberseguridad con varios ordenadores
GettyImages
  • La cantidad de ataques cibernéticos registrados el pasado año aumentó de forma exponencial hasta superar los 10.500 millones de incidentes en todo el mundo, según un reciente estudio.
  • Se ha detectado un aumento constante tanto del malware masivo como de ataques más específicos y de campañas que explotan las vulnerabilidades de los procesadores.
  • Solo en 2018 se han descubierto casi 75.000 nuevos tipos de ataques cibernéticos.

Que estamos inmersos en una ciberguerra de dimensiones épicas no es ninguna novedad ni ninguna exageración, al menos a tenor de los datos de un nuevo estudio realizado por SonicWall a escala global.

De acuerdo a esta investigación, la cantidad de ataques cibernéticos registrados el pasado año aumentó de forma exponencial hasta superar los 10.500 millones de incidentes en todo el mundo. 

Esta cifra, obtenida gracias a más de un millón de sensores desplegados en distintas empresas de todo el globo, incluye en su seno un incremento por igual del malware masivo, de los ataques más específicos y de otras campañas que se aprovechan de las vulnerabilidades en los procesadores. Este último ámbito es, para los expertos, "una preocupación creciente para empresas de software y hardware, con ramificaciones sin precedentes".

Leer más: Solo una de cada diez empresas invierte lo suficiente en ciberseguridad pese a que el 31% ni siquiera ha sido capaz de detectar un ciberataque

La firma de seguridad también asegura haber identificado casi 75.000 nuevos tipos de ataque durante el curso 2018, los cuales eran "nuevos, únicos y complejos". Y es que cada vez se hace más difícil responder adecuadamente al nivel de sofisticación con que se están dotando los cibercriminales.

En ese sentido, el estudio detalla que, conforme las empresas están construyendo defensas más fuertes, los ciberdelincuentes se están viendo obligados a adoptar enfoques nuevos e innovadores. Tanto es así que casi una quinta parte (19,2%) de todos los ataques utilizaron puertos no estándar, lo que supone un aumento del 8% interanual.

Y además