Pasar al contenido principal

Estas 3 autonomías tienen menos riqueza por persona que antes de la crisis, aunque los expertos advierten de que podrían ser más

Mujer sacando dinero de un cajero automático
Gettyimages
  • 3 autonomías tienen menos riqueza por persona que antes de la crisis, comparando los datos de PIB per capita de Eurostat.
  • En Andalucía, Cantabria y Asturias, además de otras 18 eurorregiones de la UE, el PIB per capita de 2017, el último año con cifras disponibles, es menor que el de 2008. 
  • Los expertos consultados por Business Insider ponen en duda la fiabilidad de este dato y advierten de que hay más autonomías que no han recuperado la riqueza perdida durante la crisis.
  • Descubre más historias en Business Insider España.

Aunque últimamente sea más común hablar de una futura recesión, todavía quedan flecos de la pasada crisis en la economía. Según los datos de Eurostat21 de las 276 eurorregiones de la Unión Europea tienen una riqueza por habitante menor que el de antes de la crisis.

En realidad, se trata de 21 de 221, dado que Eurostat no cuenta con datos a nivel regional de Francia, Países Bajos o Polonia. Entre ellas, hay 3 autonomías españolas cuyo PIB per capita era más bajo en 2017 que en 2008. Se trata de Cantabria, con un -0,64%, Asturias, con un -0,42%, y Andalucía, con un -0,36%.

Leer más: Cuánto aporta cada comunidad autónoma al PIB de España

El resto de eurorregiones que todavía no han recuperado la riqueza por habitante incluyen a todas las de Grecia y Chipre, a Sicilia, Lazio, Molise y Umbría, en Italia, y a East Yorkshire, Outer London South y North Eastern Scotland, en Reino Unido. Todas ellas, salvo East Yorkshire, presentan caídas mayores que las de las 3 autonomías, de hasta un -31% en las islas griegas del Egeo.

Qué impide que se recupere el PIB per capita

"Asturias y Cantabria son viejas regiones industriales en declive con poblaciones envejecidas", explica Ángel de la Fuente, director ejecutivo del think-tank Fundación de Estudios de Economía Aplicada (FEDEA), "especialmente en el caso de Asturias, muy dependientes de ciertos sectores en crisis y de empresas públicas que han dejado de ser viables y en buena parte han cerrado".

"Hay varias razones por las que está ocurriendo esto", enumera Juan Carlos Higueras, profesor de EAE Business School. "Primero, porque son regiones que históricamente tienen una renta per cápita más baja. También son las que tienen, quitando a Cantabria, las que tienen mayores tasas de paro y eso básicamente por qué no se han aplicado política estructurales que cambien el sistema productivo de esa región".

Leer más: Así está afectando la falta de Gobierno y Presupuestos a las Comunidades Autónomas

"No es que a estas comunidades les haya afectado más o menos la crisis, es que tienen problemas estructurales de base y en la práctica no se les está ayudando, como a otras", asegura Yolanda Fernández, profesora de Economía de Comillas ICADE. En Asturias y Cantabria, afirma "ha tenido un papel muy importante el sector agrario y se han visto afectados por regulaciones de la UE y por los bajos precios en origen".

Respecto a Andalucía, el director de Fedea señala que "mantiene una renta per cápita de las más bajas de España y no ha avanzado mucho en términos relativos en varias décadas. Aquí sigue teniendo un gran peso un sector agrícola no siempre muy productivo, y un sector de servicios muy orientado al turismo y también de una productividad mejorable".

Por su parte, Juan Carlos Higueras apunta a la dependencia del sector primario y de las subvenciones y a la falta de empuje de las actividades industriales. Mientras, Yolanda Fernández señala que Andalucía "es una comunidad en la que nadie va a negar que existen unos cálculos de economía sumergida importantes y que genera una renta importante que no se refleja".

Los expertos advierten: podrían ser más que 3

Muchos de los problemas que enumeran para Business Insider los 3 expertos son comunes a otras autonomías. "Efectivamente, todavía hay regiones que no han superado la crisis y estas serían algunas de ellas", puntualiza Ángel de la Fuente. De hecho, las cifras de otras comunidades saltan a la vista si se las compara desde otra óptica.

Así, el profesor Higueras asegura que "en comparación con la media europea de PIB per cápita, todas las comunidades están peor que en 2008". Y propone como ejemplo de ello a Extremadura "que tiene la renta per cápital más baja de España, en 2008 estaba en un 69% de la media de la UE y actualmente está entre el 64 y el 65%".

Leer más: Los salarios en España no se han recuperado todavía de la crisis: así han evolucionado los sueldos en los países de la UE entre 2009 y 2018

Para Juan Carlos Higueras "hay casi 10 autonomías que no han salido de la crisis, y se salvan Madrid, Cataluña, País Vasco, Navarra y poco más". Además, apunta al factor de la despoblación en la España vaciada y destaca la influencia de la construcción en el PIB, afirmando que "en contra de lo que se está diciendo, en muchas partes de España la vivienda está bajando". 

El PIB per capita, un dato "muy criticado"

Para Yolanda Fernández, el problema esta en el dato. “El PIB per capita es una macromagnitud muy criticada, dividiendo el PIB por el número de habitantes, pero sin valorar realmente qué se está produciendo, cómo se está produciendo ni cómo se está distribuyendo la riqueza en esas regiones. Hay regiones con un PIB per capita alto porque tienen grandes fortunas, por ejemplo", aclara.

La profesora de Comillas ICADE afirma que las señales que se detectan en las economías de Andalucía, Asturias y Cantabria "se están dando en otras autonomías y por eso hay que tener cuidado con el indicador. Hay regiones que tienen un PIB estable porque tienen su producción bien repartida entre los 3 sectores, el resto tienen su PIB construido sobre pies de barro, como sucedió con la construcción".

"Y sin embargo, las comunidades más estables no llegan al nivel de otras de Europa", puntualiza Yolanda Hernández, señalando que todas las autonomías tienen potencial, aunque destacando la necesidad de mejorar infraestructuras y evitar el impacto de problemas ajenos a la economía, "como en el caso de Cataluña".

Y además