Tengo 16 años y juego a 'Animal Crossing' para aprender más sobre cómo gestionar mi dinero

Kennedy Miller
| Traducido por: 
Kennedy Miller.

Kennedy Miller

  • En Animal Crossing, las lecciones sobre el dinero se traducen a un lenguaje universal.
  • Jugando he aprendido la importancia que tiene planificarse con antelación y que sólo uno es responsable de su propio éxito. 
  • También me ha quedado claro que nadie puede esperar hacerse rico de la noche a la mañana, ni en el juego ni en la vida real.

Hace un par de meses me hice con el juego Animal Crossing para la Nintendo Switch.

Animal Crossing es un juego de simulación social en el que te mudas a una isla abandonada e intentas rehabilitarla. En el juego, el dinero tiene un papel fundamental. Compras y vendes cosas, pides préstamos para viviendas y ganas dinero

El juego me ha hecho pensar en las finanzas personales. Así que he ido utilizando las lecciones de Animal Crossing para pensar realmente en el mundo de las finanzas y en cómo funciona de una forma en la que realmente lo entienda. 

A medida que he ido avanzando en el juego y mi isla se ha hecho más grande y mejor, me he llegado a 3 conclusiones que voy a aplicar a la gestión de mi dinero.

1. Es importante planificar con antelación

Tener un plan es crucial. Improvisar funciona a veces, pero la gran mayoría de las veces acaba siendo un desastre.

En Animal Crossing, si quieres mover una casa o un edificio, tienes que gastar mucho dinero. Es mejor planificarlo para no tener que moverlo en el futuro y gastar más dinero en arreglarlo

Guía para empezar a ahorrar.

Aunque tengo sólo 16 años, ya he trazado un plan para alcanzar la independencia financiera. Quiero trabajar duro y planificar con antelación para no acabar en una situación en la que no tenga suficiente dinero para vivir cómodamente. 

He estado leyendo muchos libros sobre finanzas personales para aprender más sobre finanzas y sobre cómo gastar de forma inteligente. Y ahorro la mayor parte de lo que gano para que mis ahorros empiecen a crecer ya.

2. No siempre puedes confiar en que otras personas te van a ayudar 

Los demás no siempre son de fiar, y en Animal Crossing no es diferente.

Cada vez que quieres construir una estructura, como un puente o una pendiente, tienes que pagar dinero para construirla. Construir estas infraestructuras suele ser muy caro. Los otros aldeanos pueden ayudarte donándote dinero, pero siempre parece que no donan lo suficiente. Por lo que siempre acabas haciendo casi todo el trabajo tú solo y pagando la mayor parte del coste.

A veces es bueno trabajar con gente, pero no siempre puedes contar con que te vayan a ayudar. 

3. Ganar dinero es un trabajo duro y lleva tiempo

Todos hemos oído hablar de trucos para "hacerse rico rápidamente", pero el 99% de las veces no son más que una artimaña para conseguir tu dinero. Ganar dinero nunca es fácil: casi siempre requiere mucho trabajo y mucho tiempo.

En Animal Crossing, hay que esforzarse mucho en el juego para ganar dinero. Es mucho más fácil que conseguir dinero en la vida real, pero sigue llevando tiempo. Ganar dinero en Animal Crossing requiere tiempo, como en la vida real, desde atrapar bichos y peces para venderlos hasta desenterrar fósiles.

 

Esta última es una de mis formas favoritas para ganar dinero. Puedes llevarlos a un museo para donarlos, pero si ya tienes ese fósil en concreto, puedes venderlo. Los fósiles suelen venderse por una cantidad decente de dinero y también es divertido completar tu propia colección de fósiles.

Se podría entonces decir que, como en Animal Crossing, tener trabajo es una tarea muy dura.

Conoce cómo trabajamos en Business Insider.