Mobile World Congress: así ha sido el desplome en visitantes, expositores e impacto económico

Preparaciones para el MWC 2022

REUTERS/Albert Gea

El Mobile World Congress (MWC) abre sus puertas un año más, a pesar de que el estallido de contagios de coronavirus a principios de este año, causado por la variante ómicron, puso en peligro el retorno de una de las ferias de tecnología más importantes del mundo. La Ciudad Condal ya se ha engalanado para recibir a sus cientos de expositores. Todo está listo.

Regresa a Barcelona tras una edición cancelada en 2020 y una atípica en 2021. El MWC de 2021 no se celebró en febrero, sino en verano, y con un modelo híbrido que, si a algunos supo a poco, a otros les valió como un alegato del pronto regreso a la normalidad. La pandemia todavía no ha terminado, pero las cifras reflejan que el MWC de los próximos días recordará ligeramente al de años anteriores.

Pero para ver una normalidad absoluta y que el MWC recobre la tendencia positiva de los años previos a la pandemia todavía queda tiempo. John Hoffman, director de la GSMA, la entidad que organiza el evento, aseguró hace semanas que este año el MWC sería presencial, aunque mantendría algunos talleres online salvo que las autoridades indicasen lo contrario.

Unas autoridades que ya recibieron un ultimátum del equipo de Hoffman: si el evento acababa cancelándose por la situación del coronavirus posiblemente este MWC 2022 sería el último que se celebraría en Barcelona, destacaba The Objective.

Con todo, hay bajas. Sony fue la primera de las grandes compañías en anunciar que no acudiría presencialmente al MWC 2022, a pesar de que sí hizo eventos físicos en el CES de Las Vegas.

VIDEO

La tecnología se cita en Barcelona | Mobile World Congress 2022

Antes de que estallase la crisis sanitaria, año tras año se destacaban varios aspectos del MWC. A saber: su volumen de visitantes, su número de expositores y, sobre todo, el impacto económico estimado del congreso en la Ciudad Condal. Un impacto que, en los últimos años, ascendió a casi 500 millones de euros según datos de la propia entidad organizadora.

Todo ello contando los puestos de trabajo temporales directos que el evento generaba, así como las pernoctaciones en establecimientos hoteleros o el impulso que el sector hostelero o turístico de la capital catalana disfrutaba en las primeras semanas de cada año, cuando el congreso llegaba a Fira Barcelona.

Hoffman ya dijo el año pasado que esperaba que en 2022 se comenzaran a recuperar los niveles de visitantes del MWC, aunque asumía que no sería hasta 2023 cuando el evento lograse recuperar cifras prepandémicas. 

Los grandes eventos tecnológicos viven momentos difíciles. El E3 de Los Ángeles tampoco será presencial este año. El problema no solo afecta a las grandes multinacionales: hace especialmente daño a compañías más pequeñas que tienen en el MWC un enorme escaparate y la posibilidad de hacer contactos.

Por el momento, aquí puedes comprobar cómo la pandemia ha acabado con un trabajo, el de la GSMA y el MWC, de más de 15 años.

El número de expositores presenciales se queda en 2022 en cifras de hace 10 años

,

El MWC espera más de 1.500 expositores provenientes de unos 150 países distintos. Así lo resumía el propio Hoffman en una carta reciente. La cifra es optimista, teniendo en cuenta que en la edición del año pasado, que se celebró en verano en lugar de a principios de año, el evento congregó a unos 700 expositores virtuales y a unos 300 solo en línea.

La cifra de 1.500, no obstante, se queda muy lejos de la que alcanzó este congreso en 2019, cuando logró mantener el récord de 2017 durante 3 años seguidos: 2.400 expositores reunidos en Fira Barcelona. En las previsiones de Hoffman no se desgrana cuántos de esos expositores serán solo físicos o participarán virtualmente.

La GSMA anuncia el protocolo sanitario para el MWC de 2022: certificado COVID o test negativo y mascarillas FFP2 obligatorias

Lo que sí está claro es que el MWC no albergaba esa cifra de expositores desde hace 10 años, cuando en 2011 y 2012 el evento reunió a 1.400 panelistas, conferenciantes y participantes. En 2013, alcanzó los 1.800.

El volumen de visitantes se ha desplomado y las previsiones podrían ser demasiado optimistas

,

2017, 2018 y 2019 han sido los mejores años del MWC en cuanto a volumen de visitantes. Lograron el récord de reunir a 108.000, 107.000 y luego 109.000 personas en la Ciudad Condal, cuando el evento ni siquiera estaba abierto al público. En 2021, logró congregar a tan solo unas 20.000 personas, pero muchas no contabilizadas acudieron al mismo de forma digital.

Las previsiones de la feria es que se congreguen este año a unas 75.000 personas, aunque no se disgrega cuántas de ellas lo harán en línea. De la misma manera que con los expositores, estos números no se veían desde hace más de 10 años, cuando en 2012 fueron a Fira Barcelona 67.000 personas. En 2013, fueron 86.000.

La GSMA confirma que grandes tecnológicas como Telefónica, Samsung o Nokia asistirán a la edición del MWC de 2022

El evento del año pasado fue atípico porque, a pesar de que el mismo se abrió al público (sus entradas pasaron de costar 1.000 euros a 21), solo acudieron en torno a unas 20.000 personas. La cifra más baja de la historia. El primer MWC en Barcelona, cuando ni siquiera se conocía como MWC, fue en 2006 y reunió a más de 50.000 personas.

Adiós a ingresos cercanos a los 500 millones para Barcelona

,

Este año, la GSMA no se ha animado a hacer cálculos o previsiones sobre lo que estiman que podría suponer en ingresos para Barcelona la celebración de este MWC. Posiblemente, se deba a que el propio director de la GSMA, Hoffman, reconoció tras la celebración de la edición del año pasado que estos cálculos arrojaban una cifra muy inferior a la habitual: entre 100 y 200 millones de euros.

Se trata de un número que no se veía desde las primeras ediciones del evento. 2006 dejó unos ingresos estimados de 100 millones, frente a los 150 millones de 2007 o 2008.

Conoce el riesgo de contagiarte de COVID-19 que tienes en cada escenario a partir de esta sencilla tabla

La tónica habitual de los últimos 5 años contemplaba un cálculo de más de 450 millones de euros de ingresos, con lo que Barcelona no se convertía únicamente en la capital mundial de la tecnología por unos días, sino que además sacaba un lucrativo rendimiento a la etiqueta. 

Otros artículos interesantes:

¿Quién dijo 'efecto MWC'? Madrid recuperará las ferias presenciales en marzo

Un par de emprendedores crea una web para ayudar a los afectados por el MWC a vender sus productos

El 40% del tráfico de internet no es humano, sino que está generado por "máquinas que hablan entre sí", asegura el presidente de Telefónica en la apertura del MWC

Te recomendamos