4 factores por los que podrían no haber dosis de refuerzo contra el nuevo coronavirus

Un chico se vacuna contra el COVID-19.

REUTERS/Eva Manez

  • La eficacia de las vacunas frente a las variantes más peligrosas del coronavirus pone en duda que se vayan a necesitar dosis de refuerzo próximamente.
  • Los últimos estudios sobre la respuesta inmunitaria que estimulan las vacunas auguran que la protección podría durar más de un año.
  • Descubre más historias en Business Insider España.
Primero en Upday Cintillo

En pleno despliegue de primeras y segundas dosis de las vacunas desarrolladas contra el COVID-19, España estudia vacunar con una dosis de refuerzo de ARN mensajero a toda la población en 2022

Así lo hizo constar en una consulta del diario Nius, donde ha asegurado que las vacunas basadas en al tecnología de ARNm (Pfizer y Moderna) se adaptarían mejor a las distintas variantes del coronavirus frente a las basadas en adenovirus (Janssen y AstraZeneca, de la que ya no recibirá más vacunas en el país).

No es el único país que apuesta porque serán necesarias más inyecciones contra el coronavirus. Reino Unido valora administrar una tercera dosis a los pacientes más vulnerables, según BBC. E Israel ya ha empezado a proporcionársela a pacientes oncológicos, receptores de transplantes y a quienes han sufrido una disminución de la protección de la vacuna. 

De facto, Pfizer y BioNTech se preparan para solicitar una tercera dosis de refuerzo a los reguladores estadounidenses —una oportunidad con la que han adelantado a los inversores que el precio de la vacuna podría incrementarse tras el estado pandémico—.

6 efectos secundarios que ya han identificado de las dosis de refuerzo de las vacunas de COVID-19

Sin embargo, el presidente y director ejecutivo de la farmacéutica, Albert Bourla, ha reconocido que no hay evidencia de que las variantes circulantes resulten en una pérdida de protección proporcionada por la vacuna. 

"Estamos asumiendo múltiples pasos para actuar con decisión y estar preparados en caso de que una cepa se vuelva resistente a la protección brindada por la vacuna", añade.

Asimismo, célebres científicos de todo el mundo al frente de la investigación del COVID-19 y las vacunas y la Organización Mundial de la Salud (OMS) ponen en duda que las dosis de refuerzo vayan a ser necesarias —al menos próximamente—.

Todas las vacunas frenan la enfermedad del COVID-19 incluso contra las variantes más peligrosas: la protección podría ser sólo entre un 10% y un 30% menor

Estudios de vacunas contra la variante delta.

REUTERS/Ammar Awad

Los últimos datos disponibles sobre la eficacia de las vacunas contra la nueva variante dominante de los peores brotes de COVID-19 en todo el mundo, delta, confirman que las vacunas son eficaces para frenar la enfermedad que provoca el nuevo coronavirus

"Yo predeciría que la protección durará unos cuantos años, protección tal y como yo la defino, que es la protección contra enfermedades graves o críticas. Hasta la fecha, incluso las cepas que tienen la mutación E484K [una mutación que ofrece mayor resistencia a los anticuerpos], como la cepa de la India, siguen siendo susceptibles de inmunidad hasta el punto de que estarán protegidas contra la enfermedad grave o crítica", ha explicitado en una entrevista con Business Insider Paul Offit, uno de los principales expertos en vacunas de Estados Unidos. 

,,,,,

2 dosis de la vacuna de Pfizer sigue siendo un 96% eficaz para prevenir las hospitalizaciones y un 88% contra casos sintomáticos de la antes conocida como B.1.617.2. AstraZeneca, por su parte, 2 dosis prevén con un 92% de eficacia las hospitalizaciones y un 60% las infecciones con síntomas

Mientras, un estudio que ha evaluado una dosis de Moderna a los 14 días de su inoculación asegura que la protección llega hasta el 72% de la eficacia. 

Asimismo, la vacuna monodosis de Johnson & Johnson (J&J) ha demostrado ser capaz de producir anticuerpos contra todas las cepas del coronavirus —deltra inclusive— y de proporcionar una protección duradera contra la infección.

Aunque sus resultados se han puesto en entredicho tras publicarse los datos de otra de las investigaciones que analiza la llamada de anticuerpos neutralizantes y demostrarse que la vacuna de Janssen podría ser 5 veces menos eficaz contra delta frente a variantes anteriores del coronavirus. 

Los ensayos han evidenciado que la inmunidad podría durar más de un año

Un chico se vacuna contra el COVID-19.

REUTERS/Eva Manez

Las vacunas de Pfizer y Moderna podrían proteger contra el coronavirus durante años, lo que confirmaría que las dosis de refuerzo no serían aún necesarias. 

Los resultados de un estudio publicado en Nature sugieren que la gran mayoría de las personas vacunadas contra el coronavirus estarán protegidas a largo plazo, al menos contra las variantes existentes. Asimismo que, de necesitarse dosis de refuerzo, sólo sería para aquellas personas que no han pasado el COVID-19. 

"Los trabajos son coherentes con el creciente cuerpo de literatura que sugiere que la inmunidad provocada por la infección y la vacunación contra el SARS-CoV-2 parece ser de larga duración", ha defendido a The New York Times Scott Hensley, inmunólogo de la Universidad de Pensilvania, EEUU.

Este gráfico muestra la eficacia de cada una de las vacunas contra todas las variantes del coronavirus: la protección podría ser entre un 10% y un 30% menor

Conforme a los hallazgos revisados por pares, publicados en The New England Journal of Medicine (NEJM), las respuestas inmunitarias humorales (de anticuerpos) y las celulares (células T) generadas tras la vacuna de Janssen es fuerte y estable durante 8 meses después de la inmunización.

"Estamos muy contentos, en realidad, y confiamos en que no sea necesario el refuerzo por el momento y que estemos protegidos contra las diferentes cepas. Y si se necesita un refuerzo, no creemos que tengamos que cambiar la formulación", ha destacado Johan Van Hoof, jefe global de enfermedades infecciosas y vacunas de J&J, en una entrevista, recoge Bloomberg.

En la investigación, que evaluaba la efectividad de Janssen para inducir respuestas inmunitarias 8 y 6 meses después, no se observaron diferencias significativas en la respuesta inmune generada entre los participantes que recibieron una única inyección y los que recibieron dosis de refuerzo. Aun así,  la farmacéutica tiene previsto anunciar a finales de agosto datos relacionados con el ensayo de última fase sobre un régimen de 2 inyecciones.

Siguen haciendo falta más datos sobre la eficacia y la seguridad de las terceras dosis de las vacunas

Vacunación a embarazadas contra el COVID-19.

REUTERS/Carla Carniel

Aunque todos los fabricantes estudien nuevas dosis de refuerzo, inyecciones orientadas a las nuevas variantes e incluso vacunas polivalentes, las vacunas han demostrado que son eficaces para frenar el desarrollo de la enfermedad que provoca el nuevo coronavirus. 

Hasta la fecha, ninguno de los estudios relacionados ha concluido que una tercera dosis refuerza significativamente la protección de las candidatas. 

"No tenemos la información suficiente para hacer la recomendación sobre si se necesitará o no un refuerzo", ha recalcado Kate O'Brien, directora del Departamento de Inmunización, Vacunas y Productos Biológicos de la OMS, quien cree que las terceras inyecciones podrían no ser realmente necesarias.

Los vacunados que se contagian de coronavirus sufren diferentes síntomas: estas son las afecciones que aparecen tras una o dos dosis de la vacuna

Aunque los primeros datos de la investigación sobre la tercera dosis de Moderna vaticina que la candidata aumenta la respuesta de anticuerpos

"Nos alientan estos nuevos datos, que refuerzan nuestra confianza en que nuestra estrategia de refuerzo debe proteger contra estas variantes recién detectadas", ha destacado Stéphane Bancel, director ejecutivo de la biotecnológica. 

En Reino Unido, una investigación financiada por el Grupo de Trabajo sobre Vacunas y el Instituto Nacional de Investigación en Salud (NIHR), evalúa la administración de una tercera dosis para 7 vacunas diferentes. 

Asimismo, otro estudio en curso en Estados Unidos estudia la seguridad, reactogenicidad e inmunogenicidad de un refuerzo de vacuna para Moderna, Pfizer y Janssen.

Gran parte de la población de riesgo de los países del mundo no ha recibido la pauta completa de vacunación

Una mujer recibe una dosis de una de las vacunas desarrolladas contra el COVID-19.

REUTERS/Jose Luis Gonzalez

La científica jefa de la OMS, Soumya Swaminathan, ha señalado otro de los motivos por los que es "prematuro" hablar de una ronda de refuerzos con las vacunas disponibles contra el COVID-19: la población de alto riesgo de gran parte de los países del mundo no ha recibido su pauta completa de vacunación. 

"Es una gran preocupación que los países ricos empiecen a administrar dosis de refuerzo y restrinjan aún más el suministro de la primera dosis de vacuna a las personas", coincide Rajeev Venkayya, jefe de vacunas globales de Takeda Pharmaceutical, según Reuters.

El desigual despliegue de las vacunas podría acentuar la propia situación de crisis de la pandemia de COVID-19, más si se siguen propagando nuevas variantes del coronavirus. 

5 problemas que traerá seguir ignorando a los países pobres en el despliegue de las vacunas

De hecho, una de las investigaciones relacionadas llevada a cabo por la Universidad de Duke, Estados Unidos, estima que una quinta parte de los países del mundo no recibirá una única dosis hasta 2022 como pronto.

"Nos dirigimos a un escenario en el que los países ricos tendrán las vacunas y los países más pobres probablemente no tendrán acceso", señala la líder de la investigación Andrea Taylor.

LEER TAMBIÉN: Los 21 síntomas que se han identificado hasta ahora del COVID-19, según un estudio que analiza datos de más de 4 millones de pacientes

LEER TAMBIÉN: Esta es la eficacia de cada una de las vacunas contra la variante delta del coronavirus, según los últimos estudios científicos

LEER TAMBIÉN: Este gráfico muestra la eficacia de cada una de las vacunas contra todas las variantes del coronavirus: la protección podría ser entre un 10% y un 30% menor

VER AHORA: Desde personas en paro desesperadas hasta multinacionales del crimen: los perfiles de ciberdelincuente más comunes, según el CEO de Buguroo