Pasar al contenido principal

Estos son los 4 retos que afronta el crecimiento de la economía española y las 5 fortalezas que lo impulsan, según el Banco de España

Trabajadores en la fábrica de Seat en Martorell
REUTERS/Albert Gea
  • El Banco de España destaca en su Informe Anual 2018 las 5 fortalezas en las que se apoya el crecimiento de la economía española y los 4 retos que afronta en el futuro.
  • Entre los soportes de la expansión económica, cita la reducción de la deuda de familias y empresas, la reestructuración bancaria, el superávit exterior, las políticas del BCE y el refuerzo institucional de la eurozona.
  • Mientras, señala la deuda pública, el déficit estructural de la administración, la dependencia financiera del exterior, el excesivo optimismo en los hogares respecto a sus ingresos futuros y la posible marcha atrás en reformas estructurales.

La economía española ha cerrado en 2018 un ciclo histórico de 5 años consecutivos de expansión, en los que se ha revertido la tendencia bajista de los 5 años anteriores y se ha conseguido unas tasas anuales de crecimiento que superan a las de la mayoría de los países vecinos

Y todo indica que mantendrá esta tendencia, aunque con cifras más moderadas, tanto este año como los 2 siguientes. Así lo afirma el Banco de España en sus últimas estimaciones sobre el PIB español, en las que mantiene sus previsiones de aumento del PIB en el 2,2% para 2019, el 1,9% en 2020 y el 1,7% en 2021, en línea con las de otros organismos internacionales como la OCDE y contradiciendo los malos augurios del FMI.

Leer más: Los 9 riesgos que amenazan a la economía española en 2019

Así, según el Informe Anual 2018 que ha presentado este martes el organismo monetario, la economía española muestra "un elevado grado de
resistencia en comparación con otros países de nuestro entorno", que se plasma en la recuperación de la actividad, en la reducción del paro y en la mejora de la situación patrimonial de hogares y empresas, que a su vez explica la fortaleza de la demanda interna.

El Banco de España afirma que "los avances en la corrección de los desequilibrios macrofinancieros desde la crisis han sido sustanciales" y están sirviendo de soporte a la expansión de la economía. Sin embargo, también hace mención a la persistencia de vulnerabilidades "notables" que pueden poner en riesgo la continuidad de esta bonanza económica.

Las 5 fortalezas que apoyan el crecimiento español

Para el Banco de España, la actual recuperación de la economía tiene sus raíces en las medidas que se tomaron durante la primera mitad de esta década. Los efectos de estas medidas son, según el organismo, los principales responsables de que la actividad haya superado ya el nivel máximo alcanzado antes de la crisis y de que se tienda a converger con la media de la UE en términos de renta per cápita.

De este modo, los 5 soportes de la expansión económica, desde el punto de vista del Banco de España, son:

  • El menor endeudamiento de familias y empresas, debido a que "la ratio de deuda sobre PIB de los hogares y de las sociedades no financieras se había reducido en cerca de 70 puntos hasta finales de 2018, hasta situarse algo por debajo del promedio del área del euro, lo que ha permitido un notable saneamiento de la posición patrimonial".
  • El aumento de la oferta de crédito de la banca está fomentando el crecimiento y el gasto de los hogares, como consecuencia del proceso de saneamiento en el que está envuelto el sector.
  • La mejora de la competitividad y su efecto positivo en el superávit exterior, que el organismo atribuye a "la moderación de los costes laborales y la mayor flexibilidad en el uso del factor trabajo introducida por las últimas reformas laborales".
  • Las políticas monetarias expansivas del Banco Central Europeo, que el Banco de España prevé que continúen sin cambios "durante un periodo prolongado".
  • El refuerzo de las instituciones de la eurozona, con nuevos organismos que garantizan una mejor gestión de futuras crisis como el Mecanismo Europeo de Estabilidad (MEDE) y el Mecanismo Único de Resolución (MUR)

Leer más: Así es cómo la subida del precio de la vivienda en España está ayudando a la banca a limpiar sus balances, según Moody's

Las 4 vulnerabilidades que podrían frenar a la economía

En el lado negativo, el Banco de España señala varios factores que pueden perjudicar el actual ciclo expansivo de la economía española y que van más allá de la influencia que puedan tener en nuestro país las turbulencias del entorno exterior, como la recesión de Italia, el freno al crecimiento en el resto de países del euro o las tensiones comerciales entre EE.UU. y China.

En este terreno, el organismo se centra en 4 aspectos, la mayoría de ellos internos, que pueden sabotear las buenas perspectivas económicas de España:

  • Los niveles excesivos de deuda pública y de déficit en las administraciones, para los que el Banco de España reitera su petición de "una agenda ambiciosa de reformas" que permita paliar estos problemas estructurales.
  • La revocación de algunas de las reformas sobre las que se ha asentado la recuperación, como la laboral o la de las pensiones. Además, el Informe Anual 2018 critica que en los últimos 5 años ha detectado "la práctica ausencia de medidas de calado que tomen el relevo de las políticas de demanda expansivas de los últimos años".
  • El excesivo optimismo en los hogares con rentas más bajas respecto a su gasto actual y a su capacidad adquisitiva en el futuro, que les podría llevar a sufrir mayor presión financiera.
  • La dependencia financiera frente al exterior, debido al "aumento significativo del peso de las exportaciones y de la inversión en equipo en el PIB"

Y además