9 razones por las que el nuevo coronavirus es tan letal

Sanitarios con trajes de protección, durante la pandemia de COVID-19.

REUTERS/Bing Guan

  • La enfermedad provocada por el nuevo coronavirus, conocida como COVID-19, afecta de diferente manera a cada persona —distinguiendo entre grupos de edad, sexo y con patologías previas—.
  • Estas son 9 de las razones por las que el SARS-CoV-2 es tan letal. 
  • Descubre más historias en Business Insider España.

A pesar del despliegue de esfuerzos socioeconómicos y sanitarios de los gobiernos de todo el mundo para frenar la pandemia de COVID-19, la Organización Mundial de la Salud (OMS) ha alertado de un fuerte incremento de los casos en invierno.

Una investigación de la Universidad de Illinois (Estados Unidos) ha desvelado que el SARS-CoV-2 está mutando para hacerse más fuerte y estable

Mientras, una nueva variante del coronavirus, originada en España, aglutina más del 80% de los contagios en el país y varios países de Europa, de acuerdo con el seguimiento del genoma del virus. 

"La mitad de nuestros Estados miembros dentro de la región europea han experimentado un aumento del 50% de los casos en la última semana", señalaba el pasado lunes en Ginebra, sede de la OMS, Mike Ryan, principal responsable del Programa de Emergencias. 

Para España, en particular, la nueva ola que se avecina es ya su tercera desde que se conoció el nuevo coronavirus, identificado en diciembre de 2019, tras convertirse en el primer país europeo en alcanzar el millón de contagios

Sin embargo, según los Ejecutivos europeos, esto apenas acaba de empezar.

Pedro Sánchez, presidente de Gobierno de España, y Jean Castex, primer ministro de Francia, han advertido de que "las próximas semanas serán muy difíciles", apunta Financial Times.

La gente está pasando por alto la forma más fácil de contagiarse de coronavirus, según alerta el principal epidemiólogo de Estados Unidos

La capacidad del SARS-CoV-2, nombre científico del nuevo coronavirus, de transmitirse y los factores de riesgo de desarrollar un caso grave de COVID-19 agravan el estado de la pandemia que, afirma la OMS, tiene una mayor incidencia por la ausencia de cuarentenas en Europa y Estados Unidos

Pero estas no son las únicas claves a controlar de la letal afección de la enfermedad que provoca, COVID-19, que se caracteriza por impactar de forma diferente a cada individuo.

Estas son 9 razones por las que el COVID-19 es tan letal, como se ha ido apreciando a medida que la pandemia evolucionaba

El nuevo coronavirus puede pasar desapercibido a tu sistema inmunológico

REUTERS/Benoit Tessier

El SARS-CoV-2, el nuevo coronavirus, que se adhiere a los receptores AC2 de las células humanas —en ocasiones, ayudado por su proteína neuropilina-1, según un nuevo estudio de Sciencees capaz de hacerle creer a tu cuerpo que no está infectado

Esto es lo que algunos expertos señalan como genes anti-interferón del virus, que pueden detener la producción o neutralizar el efecto de esta sustancia.

11 síntomas del coronavirus que pueden durar para siempre

El interferón es la sustancia química que capta un virus y que permite al cuerpo reaccionar a una infección

"Lo hace tan bien que ni siquiera sabes que estás enfermo", dice Paul Lehner, de la Universidad de Cambridge (Reino Unido), a BBC.

Además, según una investigación publicada en Science Immunology, la afección de la enfermedad COVID-19 puede dañar las células inmunes de la médula ósea, dando lugar a la inflamación típica de la patología.

En la propagación del COVID-19, el tiempo es fundamental: el virus golpea y, antes de mostrar síntomas, ya está en otro individuo

REUTERS/Javier Barbancho

Las medidas impuestas para controlar la propagación de la pandemia de COVID-19, como el distanciamiento social, el uso generalizado de las mascarillas y la cuarentena son fundamentales para combatir la letalidad del nuevo coronavirus

En los primeros días de la infección —mientras superas el período de incubación—, las personas a tu alrededor se pueden haber contagiado con el patógeno

Cómo te contagias exactamente con el nuevo coronavirus: estos son los consensos a los que ha llegado la comunidad científica

Una vez empiezas a mostrar síntomas, el SARS-CoV-2 ya está en otra persona. Y así sucesivamente. 

Lehner, el experto consultado por BBC, lo describe así: "Un virus de golpe y fuga". Además, su capacidad de adaptarse a su víctima —y, posiblemente, de evolucionar como virus— agrava el escenario pandémico.

Es un virus aún desconocido; el cuerpo humano no está preparado

Daniel Leal-Olivas/Pool vía REUTERS

Uno de los motivos por los que en infecciones virales no preocupa la urgente producción de una vacuna es el recuerdo del sistema inmunológico de enfermedades parecidas. Y, como consecuencia, su capacidad para responder.

Así sucedió, por ejemplo, con la gripe H1N1, de la que los humanos tenían algunos niveles de inmunidad, lo que explicaba por qué la mayoría de los casos eran leves.

Todo lo que se sabe sobre la posibilidad de ser inmune al COVID-19 sin haber pasado la enfermedad

Pero el SARS-CoV-2 es un virus nuevo, a pesar de llevar propagándose desde octubre de 2019, según la revista científica Infection, Genetics and Evolution (Infección, Genética y Evolución, en español). 

De hecho, es incluso más mortal que el coronavirus que causó más de 800 muertes entre 2002 y 2003.

No obstante, algunos científicos creen haber encontrado signos de inmunidad al COVID-19 a largo plazo, incluso después de padecer infecciones leves.

Se adhiere a las células humanas más fácilmente que otros coronavirus

Getty

La capacidad del SARS-CoV-2 de adherirse a las células humanas es lo que lo hace más peligroso que el SARS que se propagó en 2002. 

Los hallazgos de un estudio publicado en Nature en marzo de 2020, cuando la pandemia empezaba a propagarse con fuerza, demostraban que este era 4 veces más eficaz que el anterior coronavirus

Las 'tormentas de citoquinas' que provocan que el cuerpo se ataque a sí mismo podrían ser un factor clave en los casos mortales del coronavirus

Hasta ahora, el virus podía atacar al tracto respiratorio inferior, los bronquios y los pulmones. 

Pero recientes investigaciones han descubierto que puede invadir y atacar al cerebro humano. De hecho, los síntomas más preocupantes del COVID-19 están relacionados con las afecciones neurológicas que provoca. 

Afecta a cada uno de forma diferente: como enfermedad respiratoria y vascular

Callaghan O'hare/ Reuters

Desde sus inicios, el COVID-19 se ha considerado una enfermedad respiratoria que se transmite, principalmente, a través de las partículas exhaladas por un infectado. Aunque también puede propagarse a través aerosoles o fómites —una posibilidad más inusual, en ambos casos—.

Un superordenador ha encontrado una prometedora teoría sobre por qué los casos de COVID-19 empeoran rápido y presentan tantos síntomas diferentes

Pero algunas teorías sobre la propia patología han desvelado que, en casos concretos, esta se manifiesta más como enfermedad vascular que respiratoria, con "200%, 300% y 400%" de coagulación superior a la esperada. 

"Es diferente a cualquier otra enfermedad viral común", reconoce Mauro Giacca, del King's College de Londres (Reino Unido) a BBCSeñala que hace algo más que matar células pulmonares.

Tener obesidad aumenta la mortalidad

REUTERS/Lindsey Wasson

"Su asociación muy fuerte con la obesidad es algo que no hemos visto con otras infecciones virales. Con otras lesiones pulmonares, a las personas obesas les va mejor en lugar de peor", declara a BBC Stephen O'Rahilly, de la Universidad de Cambridge (Reino Unido).

Esto coincide con investigaciones recientes que señalan que sólo el 10% de los pacientes ingresados en UCI tienen un nivel de peso saludable, siendo este un factor importante también en la eficacia de la vacuna contra el COVID-19.

9 factores de riesgo por los que puedes tener un caso grave de COVID-19

En paralelo, una investigación publicada en Nature ha catalogado como otro factor de riesgo para un caso de COVID-19 tener genes neandertales, presentes en el 50% de la población del sur de Asia y en el 16% de Europa.

Ataca severamente a los sistemas inmunológicos débiles y a personas con enfermedades subyacentes

Reuters

Entre los factores de riesgo de sufrir un caso grave de COVID-19, la edad, el sexo y las enfermedades subyacentes son determinantes de una evolución peligrosa de la enfermedad. 

Aunque la edad no sea un factor de contagio, un estudio publicado en Nature evidenció que este era peor en los hombres mayores de edad

La gente está pasando por alto la forma más fácil de contagiarse de coronavirus, según alerta el principal epidemiólogo de Estados Unidos

"El COVID-19 no solo es peligroso para los ancianos, sino que es extremadamente peligroso para las personas de 50, 60 y 70 años", ha resaltado Andrew Levin, economista del Dartmouth College de Hanover (New Hampshire, EEUU), quien ha concluido que el COVID-19 tiene 50 veces más probabilidades de ser mortal para una persona de 60 años que conducir un coche.

Asimismo, según la Asociación Estadounidense del Corazón, en las personas con un sistema inmunológico débil o enfermedades subyacentes como las cardíacas, el virus podría tener un efecto negativo. 

Deja secuelas para siempre

REUTERS/Baz Ratner

Las afecciones más preocupantes del COVID-19 podrían dejar síntomas que durasen para siempre

De hecho, muchas de las investigaciones ya publicadas adelantan que el síndrome poscoronavirus conlleva secuelas neurológicas, pulmonares y cardiovasculares

Cuáles son tus posibilidades de contagiarte por coronavirus una segunda vez

Al igual que la enfermedad que provoca el nuevo coronavirus, muchas de estas secuelas llevan a despertar enfermedades pasadas

"Supongamos que tuvo una tos crónica durante años relacionada con el drenaje nasal o el reflujo y se controló. Si el COVID exacerbó la sensibilidad de las vías respiratorias superiores, es posible que tengamos que regresar y tratar esos problemas subyacentes nuevamente", explica Rebecca Keith, codirectora de la Clínica de Recuperación Respiratoria de National Jewish Health (Denver, EEUU) a Health.

Por ello, muchos de los contagiados han de tratarse evaluando todo su historial clínico, asegura. 

Los anticuerpos desaparecen tras los primeros meses del contagio

REUTERS/Susana Vera

Los científicos no tienen claro qué nivel de inmunidad proporcionan los anticuerpos o cuánto tiempo dura esta inmunidad en el organismo, pero los anticuerpos de COVID-19 desaparecen a los pocos meses de la infección. 

El Imperial College London (Reino Unido) descubrió, tras el seguimiento de 365.000 residentes del país, que en el transcurso de 12 semanas la inmunidad iba desapareciendo

Por qué no debes preocuparte por los estudios que apuntan a la desaparición de los anticuerpos frente al coronavirus: lo que debes saber sobre la inmunidad

En julio, un estudio sobre la población española publicado en The Lancet descubrió que, en tan sólo 5 semanas, los niveles de anticuerpos detectables desaparecían

Aunque, de acuerdo con otro de los hallazgos divulgados por The New England Journal of Medicine, los niveles de estas defensas producidas por el sistema inmunológico ante la infección con el SARS-CoV-2, se mantienen estables hasta 4 meses después

No obstante, los científicos han detectado signos de inmunidad duradera gracias a las células del sistema inmunológico humano.

Esto quiere decir que, a no ser que evolucione el SARS-CoV-2, el organismo podría responder más exitosamente a la infección. 

LEER TAMBIÉN: Un nuevo estudio asegura que el coronavirus sigue mutando para hacerse más fuerte y estable

LEER TAMBIÉN: 25 cosas que tocas a diario y podrían ser portadores del coronavirus

LEER TAMBIÉN: 4 consecuencias psicológicas a largo plazo que genera el teletrabajo

VER AHORA: Joan Jordi Vallverdú, CEO de OmnicomMediaGroup: “La principal herramienta que tenemos es el talento de las personas”

    Más:

  1. Coronavirus
  2. Enfermedades
  3. Medicina
  4. Salud
  5. Top
  6. Listas
  7. Miscelánea
  8. upday