Pasar al contenido principal

6 cosas que pueden parecer caras pero realmente valen el precio que pagas

Ser inteligente con tu dinero no significa necesariamente elegir la opción más barata en cada situación.
Tory Ho/Getty Images
  • Las prioridades en el gasto difieren de persona a persona, dependiendo de lo que valores.
  • Hay algunas cosas, como una educación universitaria, que cuestan mucho dinero pero que pueden proporcionarte un gran retorno de inversión a través de tu salario futuro.
  • Estas son 6 cosas costosas, según dos expertos financiero, que bien valen tu dinero.

A todos nos gusta ser, o al menos intentar ser, inteligentes con nuestro dinero. Pero eso no siempre significa elegir la opción menos cara. De hecho, a veces el artículo o la experiencia que más cuesta puede ser el que más vale que gastes el dinero que has ganado con tu esfuerzo, mientras que el más barato puede ser la peor elección.

"La mayoría de nosotros gastamos el dinero en cosas que realmente no nos importa lo caras que son, incluso si son cosas no necesarias", explica Stefanie O'Connell, experta financiera y autora de The Broke and Beautiful Life, a Business Insider. "Así que el primer paso es definir tus prioridades y, luego, hacer un seguimiento de tus gastos (una aplicación o un simple lápiz y papel funcionan) para ver si realmente estás gastando en relación a tus prioridades, y haciendo los ajustes que sean necesarios".

Leer más: 17 regalos de San Valentín de última hora para tu chico que le encantarán

También debes medir el valor añadido que algo puede aportar a tu vida. "Antes de gastar mucho dinero en un artículo o servicio, puede ser bueno entender el valor que te aporta", comenta Roger Ma, asesor financiero y fundador de Life Laid Out, a Business Insider. "¿Te ayuda a ahorrar tiempo o a evitar que hagas algo que no disfrutas, te hace sentir más seguro, o la experiencia será algo que recordarás por mucho tiempo?"

Estas son 6 cosas caras, según los expertos financieros Ma y O'Connell, que valen completamente su precio.

1. Educación

1. Educación

Alrededor del 70% de los estudiantes se gradúa en la universidad con deudas por préstamos estudiantiles (en Estados Unidos), y ha habido mucho debate sobre si vale la pena cursar una educación superior. A pesar de esto, Ma explica que, definitivamente, vale la pena gastar dinero en la educación.

"Una inversión en ti mismo normalmente vale la pena", según Ma. "Aumentar tus conocimientos podría, en última instancia, aumentar tu capital humano, es decir, la cantidad de dinero que puedes conseguir de la empresa para la que trabajes. Además, aprender nuevas competencias hace que la vida sea interesante y excitante".

2. Viajar

2. Viajar
Ditty_about_summer/Shutterstock

Viajar puede ser bueno para tu cuerpo y para tu bienestar en general, según la NBC. O'Connell comenta que es algo en lo que ella se gasta un buen dinero. "Me encanta derrochar en viajes porque me da alegría", explica O'Connell.

Como explicábamos previamente en Business Insider, la gente es más feliz cuando gasta su dinero en experiencias que en cosas.

3. Un colchón

3. Un colchón
l i g h t p o e t/Shutterstock

Dormir es esencial para la buena salud, según el Instituto Nacional de Salud de Estados Unidos. Solo tiene sentido invertir en un colchón que proporcione un confort óptimo, incluso si no podemos llegar a dormir las entre siete y nueve horas óptimas por la noche.

"Pasamos de 5 a 8 horas cada noche en nuestro colchón, dependiendo de nuestros patrones de sueño. Descansar bien durante la noche afecta a todas las demás partes de nuestra vida", según Ma. "Si no descansamos bien durante la noche, no seremos productivos en el trabajo, puede que no consigamos ese ascenso y puede que nos sintamos echos polvo. Un buen colchón es bueno para la salud y será rentable a largo plazo".

4. Ropa que te queda bien

4. Ropa que te queda bien

Si tu ropa no te queda bien, no lucirá bien, independientemente del diseñador que la haya confeccionado. Así que, en lugar de pensar en qué marcas derrochar, piensa en cómo hacer que algo se ajuste a ti.

"Creo que el hecho de cómo te queda [una prenda] es mucho más importante que el nombre en la etiqueta", según Ma. "No importa el precio que pagues por tu ropa, asegúrate de que te quede bien".

Eso significa pagar por cosas a medida, como mangas más cortas o las perneras del pantalón, explica. "La ropa que luce bien puede suponer una gran diferencia".-

5. Servicios que te ahorran tiempo

5. Servicios que te ahorran tiempo

Tanto Ma como O'Connell coinciden en gastar dinero en servicios que te ayuden a ahorrar tiempo. "El tiempo es lo único que no puedes recuperar", resume Ma.

"Si trabajas en un proyecto que requiere de mucho tiempo (e, incluso, si no lo haces), entonces la subcontratación de ciertos servicios podría valer la pena, incluyendo la limpieza, la pintura y la reparación de la casa", comenta Ma. "Viviendo en Nueva York, los servicios de entrega a domicilio (comida, ropa, etc.) hacen mi vida mucho más fácil".

"Mi novio y yo usamos servicios de suscripción de comida como Hello Fresh y, recientemente, hemos contratado a una persona para limpiar nuestro apartamento una vez al mes", explica O'Connell. "Estamos en ese punto de nuestras vidas en el que el tiempo es nuestro recurso más valioso, así que pagar por cosas que nos ayudan a recuperar parte de nuestro tiempo tiene mucho sentido".

6. Artículos de salud

6. Artículos de salud

¿Quién no querría invertir en su propia salud? Para O'Connell, es el gasto más importante.

"Me gustan mucho las cosas saludables: las clases de ejercicio en grupo, los productos frescos (soy vegetariana) y el ocasional zumo recién exprimido (aunque pueda ser ridículamente caro)", asegura O'Connell. "Más allá de mi salud física, estos gastos son muy importantes para mi salud mental."

Te puede interesar