Pasar al contenido principal

7 errores que cometes protegiéndote del sol que pueden aumentar el riesgo de quemaduras solares, según una dermatóloga que tiene 20 años de experiencia

Mar Sol Playa Bikini Chanclas Proteccion Solar
Salvador Martin Yeste/Unsplash
  • Habitualmente comentemos algunos errores que pueden aumentar el riesgo de quemaduras solares.
  • En Business Insider hemos hablado con la dermatóloga Elena de las Heras, con más de 20 años de experiencia en su campo, quien nos ha dado algunos consejos sobre la mejor forma de protegerse del sol.
  • Descubre más historias en Business Insider España.

Con la llegada de la temporada estival, la subida de las temperaturas y las ganas de playa inevitablemente nos acordamos de protegernos del sol. 

Pero no solo cuando el sol aprieta es necesario protegerse de él. Lo cierto es que, como todos los especialistas recomiendan reiteradamente, debemos protegernos del sol todo el año.

Y es que exponer nuestra piel a la radiación solar de manera constante o en periodos demasiado largos puede conllevar riesgos severos para nuestra salud.

Cada año, más de 6.000 nuevos casos de cáncer de piel se diagnostican en nuestro país. Solo en 2016 esta enfermedad se cobró 600 muertes. De acuerdo al Consejo General de Colegios Farmacéuticos, se estima que hasta 3 de cada 10 españoles desarrollará cáncer de piel a lo largo de su vida.

Uno de los principales factores de riesgo implicado en la aparición del cáncer de piel se encuentra en la radiaciones solares, sobre todo las de tipo B (UVB) y las de tipo A (UVA). 

Como establece la Asociación Española contra el Cáncer, en la piel estas radiaciones solares son capaces de producir "mutaciones en el material genético (ADN) de las distintas células que componen la piel e impedir su reparación, iniciándose así el proceso de la carcinogénesis o formación de un cáncer".

Se estima que muchos casos de melanoma pueden ser atribuidos a malas conductas en protección solar.

Por ello la urgencia de especialistas y autoridades en alertar de la necesidad de una rutina continuada de cuidado de la piel contra el sol.

Y esta rutina mejor empezarla cuanto antes, lo más conveniente en la infancia. La piel tienen memoria y las quemaduras de hoy pueden ser problemas de salud en el mañana.

Leer más: La OCU pide la retirada de estas dos cremas solares infantiles de ISDIN y Babaria por ofrecer menos protección de la que prometen

Pero cuál es la mejor manera de protegerse del sol. 

"La protección solar es adaptar nuestra actividad diaria a horas con menos exposición, usar ropa, gorros, sombrillas y sombras naturales y además los fotoprotectores", aconseja a Business Insider la doctora Elena de las Heras dermatóloga del Servicio de Dermatología del Hospital Universitario Ramón y Cajal de Madrid.

En su opinión lo mejor es "evitar la exposición solar en las horas intermedias del día, entre las doce y las cuatro del mediodía". Y por supuesto utilizar protección solar de manera frecuente.

Cómo escoger protector solar

A la hora de escoger un protección solar su consejo es decidirnos por uno cuyo índice de protección sea adecuado a nuestro fototipo, (la capacidad de nuestra piel para broncearse o quemarse).

Además recalca la importancia de asegurarnos de que proteja tanto de las radiaciones UVB como UVA.

"UVA es más del 90% de la radiación ultravioleta que recibimos, y es la principal responsable del daño del sol. Es un carcinógeno como el tabaco o el arsénico, según la OMS", alerta la especialista.

Para ello, como recomienda, debemos buscar en el envase el símbolo que contiene la palabra UVA dentro de un círculo.

Pero aunque tendamos a pensar que con ponernos algo de crema solar ya estamos protegidos del sol, esto no es del todo cierto. 

A continuación recogemos algunos errores habituales que cometemos  al protegernos del sol y que pueden aumentar el riesgo de quemaduras solares, según la especialista en dermatología Elena de las Heras.

Pasar mucho tiempo al sol porque nos hemos puesto crema solar

Errores comunes que cometes al protegerte del sol
Public domain pictures

Al aplicarnos protector solar nos confiamos y esto puede llevarnos a cometer errores que hagan que nos quememos.

Como advierte De las Heras, debemos "aplicar fotoprotectores tópicos para reducir los daños del sol en nuestra piel, no para aumentar el tiempo de exposición al sol".

Y es que como advierte el Ministerio de Salud, hay que tener en cuenta que "ningún protector solar ofrece protección total frente a los riesgos derivados de la radiación solar", por lo que no deberíamos pasar largar jornadas al sol aunque usemos factor de protección alto.

En este sentido De las Heras aconseja que la mejor protección solar pasa por "evitar la exposición directa". Para ello lo recomendable es ayudarnos de la ropa usando gorros, gafas de sol con cristales homologados, o sombrillas. 

Desde el Ministerio de Salud se aconseja además vestir en verano con prendas ligeras, camisas de punto tupido y pantalones largos lo que "bloquearán la mayor parte de la radiación solar". 

Aplicarnos el protector solar solo una vez

ocu pide retirar dos cremas solares infantiles
Leo Rivas/Unplash

Es necesario aplicar el protector solar repetidas veces para que su efecto de protección frente a las radiaciones solares se mantenga.

Si bien en general se recomienda renovar cada dos horas, la experta dermatóloga aconseja además "reaplicar el fotoprotector cuando nos bañamos o cuando sudamos".

Dejar de protegernos del sol cuando estamos bronceados

Errores comunes que cometes al protegerte del sol
Pixabay

Como advierte De las Heras, "otro error es pensar que el bronceado nos protege".  

Y es que "aunque nos parezca un signo de salud, es el resultado del daño solar", explica.

El bronceado de la piel "es una defensa para proteger a la piel del sol, pero no es una defensa perfecta", añadiendo que además "el bronceado sólo aparece después del daño, que estimula la producción de feomelanina que no es protectora".

Por ello, se debe proteger la piel del sol todos los días, incluso cuando se está moreno. 

Ponernos la crema solar tarde y mal

Errores comunes que cometes al protegerte del sol
Pixabay

Un error muy habitual cuando nos protegemos del sol es aplicar el protector una vez llegamos a la playa o a la piscina.

Y es que los efectos de este tardan un tiempo en producirse. Según De las Heras lo adecuado es ponerse el protector solar unos 15 minutos antes de exponernos. 

Además alerta que otro error que cometemos es que generalmente "tendemos a ponernos menos protector del necesario" y esto a su vez repercute en una disminución de la defensa que la crema impone.

Según la dermatóloga, "se ha comprobado que nos ponemos menos de la mitad de la cantidad recomendada, con lo que el FPS se reduce a la mitad, un filtro del 30 pasaría a proteger menos de 15".

No protegernos del sol los días nublados

Errores comunes que cometes al protegerte del sol
Adnailza/ Wikimedia Commons

"Ojo en los días nublados" advierte la especialista,"porque aumenta el riesgo de quemadura".

Y es que aunque pensemos que esos días no es necesario protegernos del sol, lo cierto es que las radiaciones UV atraviesan las nubes, reflejándose igualmente en el agua, la arena, o la hierba, lo que puede hacer que nos quememos más fácilmente si no nos hemos protegido del sol previamente.

Y por cierto, estar a la sombra tampoco nos protege por completo, "ya que nuestra piel seguirá recibiendo una cantidad considerable de radiación ultravioleta", comenta.

Protegernos del sol solo en la playa o la piscina

Qué es el Yellow Day y mejores planes para celebrar el día más feliz del año,
Joe Pizzio/Unplash

Aunque pensamos que es necesario protegernos del sol cuando vamos a tener largas sesiones de playa o piscina tumbados durante horas al sol, lo cierto es que el riesgo de quemaduras puede ser incluso mayor en otras zonas como la montaña.

Como advierte el Ministerio de Salud, el riesgo de quemaduras solares se incrementa con la altura (cada 300 metros, aumenta un 4% el poder de las radiaciones ultravioletas).

Por ello es necesario que aunque estemos en la montaña continuemos aplicando los mismos consejos para protegerse del sol.

Y además