7 maneras en las que Amazon está construyendo un imperio de la salud y por qué dos analistas piensan que las visitas a los médicos serán lo próximo que implemente

El CEO de Amazon, Jeff Bezos.
El CEO de Amazon, Jeff Bezos.

Charles Krupa/AP

  • Amazon está profundizando en sus esfuerzos por adentrarse en el sector farmacéutico. De hecho, acaba de anunciar que en EEUU venderá medicamentos online bajo receta a los miembros de Prime.
  • Es una de las muchas maneras en las que Amazon está luchando por ganarse un hueco dentro de la gigantesca industria de la salud.
  • Ahora que los servicios de salud digital son cada vez más populares, los analistas creen que Amazon está bien posicionada para usar su influencia en internet y su tamaño masivo para impulsar su negocio en torno a la salud.
  • Descubre más historias para Business Insider España.

A lo largo de los años, Amazon ha crecido hasta convertirse en una enorme compañía de 1,63 billones de dólares, influyendo en la forma tradicional de comprar. Ahora tiene la vista puesta en la salud, una industria lista para que, como todo lo que toca Jeff Bezos, no vuelva a ser la misma tras su paso.

Esta semana Amazon ha anunciado una nueva iniciativa relacionada con el mundo de la salud al lanzarse a la venta online de medicamentos con receta en Estados Unidos. El paso (el más importante que la empresa de Jeff Bezos ha dado en la industria farmacéutica) llega más de dos años después de su adquisición de 753 millones de dólares del servicio de reparto de medicamentos con, Pillpack. 

"La compañía está disrumpiendo la cadena de suministro de las farmacias a través de PillPack, ha lanzado una oferta de cuidado virtual sólo para empleados y tiene millones de hogares con Alexa, que no deja de ser una potencial 'puerta de entrada digital' de voz", menciona Marc Albanese, director de investigación de CB Insights, a Business Insider

De hecho, la apuesta de Amazon en este ámbito es bastante más diversa que los de otros gigantes de la tecnología. Microsoft y Google están ejecutando un conjunto de soluciones de salud en la nube, con proyectos individuales diseñados en torno a los diagnósticos y la telesalud, mientras que los dispositivos de Apple se están volviendo cada vez más precisos en la monitorización sanitaria.

Excepto en lo que respecta a los registros personales de salud, Amazon persigue todo lo anterior, además de la entrega física de los medicamentos y el cuidado a través de PillPack, Amazon Care, clínicas de la compañía, y los cada vez más inteligentes dispositivos de Alexa.

Los planes de teletrabajo de Amazon podrían ser más flexibles y a más largo plazo: algunos empleados confiesan que entrarían "en shock" si tuvieran que volver a la oficina

Amazon no ha dicho mucho acerca de lo que está impulsando sus ambiciones más allá de querer "mejorar la salud de la gente". Sin embargo, la empresa ya ha destinado cerca de 8 billones de dólares en gastos de salud global, comparados con sólo 2,4 billones de dólares en la venta al por menor online, lo cual es "una amplia oportunidad para garantizar los esfuerzos sanitarios de Amazon", revelan los analistas de Forrester.

Hay quien piensa que las grandes compañías de tecnología pueden hacer que la atención médica sea más barata, una filosofía que ciertamente está guiando algunos de los esfuerzos de Amazon. La compañía emplea a más de un millón de personas, siendo responsable de sus facturas médicas. Con esto sobre la mesa, los conocedores de la industria ven al gigante como un posible vendedor de soluciones que ahorren este trámite a otras compañías.

"En conjunto, Amazon tiene el potencial de conectar proveedores, monitoreo remoto (a través de Alexa o su recientemente lanzado Halo), farmacias y beneficios potenciales en una oferta de cuidado virtual completa", precisa Albanese.

Su búsqueda del negocio de la salud no ha sido fácil. The Information aclaró que Haven, la empresa de salud de Amazon con JPMorgan Chase y Berkshire Hathaway, se ha estancado y que CVS Health, un titular de la industria, ha demandado a Amazon por estar invadiendo su territorio, con cierto éxito.

Aquí están las 7 mayores aventuras empresariales relacionadas con el mundo de la salud que ha iniciado Amazon.

A través de PillPack, Amazon consiguió una cadena de suministro farmacéutico nacional y mostró su seriedad a la industria

Romper un ticket.

Hollis Johnson/Business Insider

En junio de 2018, Amazon compró la farmacia online PillPack en un acuerdo que hizo caer las existencias de productos sanitarios y que provocó que los conocedores de la industria se centraran en los planes de salud del gigante de la tecnología. 

PillPack envía recetas a personas que toman múltiples medicamentos. A través de la compra, Amazon obtuvo un suministro de farmacia establecido y licencias en 50 estados, según un informe de CB Insights en 2018, además de un negocio de 1.200 millones de dólares en términos de ingresos anuales proyectados.

Más de dos años después, este 17 de noviembre, la compañía ha anunciado el lanzamiento de una nueva propuesta farmacéutica llamada Amazon Pharmacy, en la que los clientes pueden comprar medicamentos con descuentos Prime o a través de su seguro médico privado en Estados Unidos.

Amazon tendrá herramientas que le ayudarán a determinar cuál es más barato —los miembros Prime pueden obtener descuentos de hasta el 80% en genéricos y del 40% en medicamentos bajo receta en más de 50.000 farmacias de Estados Unidos— y ha afirmado que los médicos ahora pueden remitir las recetas directamente a Amazon.

Al igual que sucedió con la noticia de la adquisición de PillPack, cuando el gigante tecnológico anunció su nuevo servicio de farmacia, las acciones del resto de compañías farmacéuticas estadounidenses se desplomaron. Entre ellas CVS Health, Walgreens y Rite Aid, así como GoodRx, una empresa que ayuda a la gente a evaluar el coste de los medicamentos, experimentaron fuertes caídas en el precio de sus acciones. Mientras tanto, las acciones de Amazon se anotaron una subida del 1%.

Parte de la iniciativa (y por qué asusta a los administradores de la cadena de suministro de medicamentos) es crear ahorros para los clientes a expensas de los intermediarios que obtienen beneficios del diseño de planes, indica Forrester en el informe proporcionado a Business Insider. Eso podría tomar la forma de Amazon negociando directamente con los planes de salud sobre el coste de los medicamentos. 

Amazon Echo Spot: el altavoz inteligente con el que podrás mantener incluso videollamadas, hoy tiene 60 euros de descuento

El movimiento pone al gigante tecnológico en competencia directa con las farmacias estadounidense de venta al público, que ofrecen medicamentos en el mostrador de la farmacia y en la estela de la pandemia han estado construyendo sus propios servicios de entrega.

Como PillPack se comercializa directamente a los consumidores, empleadores y planes de salud, según Forrester, está provocando una letanía de demandas y acusaciones entre las farmacias y sus administradores, que no están dispuestos a compartir los datos de los pacientes o a entregar a sus clientes.

Si la experiencia de PillPack en 2019 sirve de indicador, es posible que se produzcan demandas o falta de voluntad por parte de grupos como CVS y Walgreens para transferir las recetas de sus pacientes al gigante tecnológico.

Amazon Care hace visitas médicas virtuales y en persona para los empleados, y las personas con información privilegiada esperan que eventualmente se expanda más allá de la fuerza laboral de la compañía

El nuevo producto de telesalud de Hazel para uso en casa

Hazel Health

Lanzado en septiembre de 2019, se espera que Amazon Care se convierta en uno de los principales negocios comerciales de atención médica. Amazon, sin embargo, ha enfatizado repetidamente que Care está todavía en sus inicios y está destinado únicamente a los empleados. 

Los trabajadores de Amazon en Seattle pueden utilizar este servicio para visitas médicas en persona y online, además de para la entrega de medicamentos. En septiembre, la compañía extendió los componentes virtuales del proyecto a los empleados de todo Washington.

Erik Cárdenas, uno de los dos líderes tecnológicos de la organización, indica que estaba enfocado en hacer que los centros de imágenes, laboratorios y los médicos online estuvieran más coordinados, un concepto llamado "interoperabilidad" que evita que los pacientes rastreen su propia información de salud.  

Si alguna vez se pusiera a disposición de otras empresas y consumidores, Amazon Care sería una de las empresas de atención de la salud más rompedoras para el negocio, asegura Jeff Becker, analista principal de atención de la salud de Forrester. 

Al igual que muchos empleadores en EEUU, Amazon está buscando maneras de ahorrar dinero en la atención médica, ya que paga las facturas de sus trabajadores. Si el grupo Care puede demostrar ser solvente dentro de una compañía más grande, bien podría trabajar con otras que busquen hacer lo mismo, proporcionando atención o contratándola.

La Comisión Europea acusa a Amazon de prácticas anticompetitivas contra sus vendedores

El cliente objetivo se vería sobre todo en empresas grandes como AT&T, Boeing o Walmart, en las que a veces contrata directamente con proveedores como Geisinger Health, pasando por alto los planes de salud para tratar de negociar mejores acuerdos.

"En este momento, si eres Walmart, sólo tienes que llamar a Geisinger y decir: 'Nos encantaría establecer un contrato directo'", dijo Becker. "Ese no es un mercado limpio". 

Según él, Amazon Web Services, el mayor proveedor de nubes, comenzó de la misma manera. Para hacer frente a uno de sus propios problemas, los costes de los servidores, Amazon construyó su propia solución, la nube pública, que ahora vende a otras empresas, ganando miles de millones por trimestre.

Amazon Web Services tiene una gran presencia ayudando a los fabricantes de fármacos, proveedores y planes de salud

El CEO de Amazon Web Services, Andy Jassy.
El CEO de Amazon Web Services, Andy Jassy.

AP

AWS tiene una gran presencia en el sector de la salud y cuenta con clientes como Cerner, una de las mayores empresas de registros médicos, y los Centros de Servicios de Medicare y Medicaid. 

El negocio de la nube esencialmente almacena datos y sitios web de las empresas, realiza análisis con aprendizaje automático y otras herramientas, y hace productos como Comprehend Medical, un procesador de lenguaje natural que puede entender el texto de las recetas de los médicos y otros informes.

Por ejemplo, la compañía se asoció con un hospital de Harvard el año pasado para probar cómo la inteligencia artificial podría simplificar el cuidado de la salud. Tiene un acuerdo similar con el Centro Médico de la Universidad de Pittsburgh, la Universidad de Pittsburgh y la Universidad Carnegie Mellon para estudiar los diagnósticos de cáncer, con un objetivo que es el desarrollo de puntuaciones de riesgo individual para pacientes con cáncer utilizando el aprendizaje por máquina. 

Lo que necesitas saber para estar informado

Lo que necesitas saber para estar informado

¿Te gusta lo que lees?

Comienza tu día sabiendo qué piensan y qué les preocupa a los ejecutivos de las principales empresas del mundo con una selección de historias enviada por Business Insider España a primera hora cada mañana.

Recibe la newsletter

También hace más trabajo práctico con la industria farmacéutica, ayudando a descubrir y desarrollar nuevos medicamentos con Lyell Therapeutics, Novartis, Moderna y otros fabricantes de medicamentos clave, según Amazon.

AWS ha contratado a un puñado de personas de alto nivel en el campo de la salud, incluyendo al antiguo Jefe de Información de Salud de la Administración de Alimentos y Medicamentos, Taha Kass-Hout, para superar a Google y Microsoft en la búsqueda de más contratos del sector.

Aunque no se desglosan los ingresos por industria, AWS hizo 11.600 millones de dólares en ventas netas en el tercer trimestre de 2020, ganando 3.540 millones de dólares después de los gastos. Eso fue un aumento de más del 56% con respecto al mismo período del año pasado.

Los centros comunitarios de salud de Amazon proporcionarán atención primaria a más de 115.000 trabajadores y sus familias en 5 ciudades de EEUU

Un niño es examinado por un asistente médico antes de recibir una prueba de hisopo COVID-19 el 5 de mayo en Stamford, Connecticut.

John Moore/Getty Images

En julio, Amazon anunció otro movimiento en el negocio de la prestación de servicios de salud: las clínicas para los empleados se establecieron cerca de sus almacenes logísticos en 5 ciudades de los EEUU. Son atendidas por Crossover Health, una compañía que contrata directamente a los empleadores para proporcionar atención.

El anuncio se produjo en medio de la respuesta de la compañía al coronavirus, que resistió las pruebas, subvencionó la atención de emergencia y pagó el tiempo libre para las cuarentenas, una suerte de ERTE a la estadounidense. Más de 19.000 trabajadores de Amazon habían enfermado con COVID-19 hasta octubre, con varias muertes entre ellos. 

Las clínicas son una estrategia a largo plazo concebida hace más de un año para reducir los costes y mantener a los trabajadores más sanos. La esperanza de la compañía es que, si hace más conveniente el cuidado preventivo, la gente no tendrá que hacer visitas —previo pago— a urgencias, precisa un comunicado de prensa de Amazon. 

Las startups españolas, en el punto de mira de las gigantes tecnológicas: las claves para conseguir vender una empresa a Google, Amazon, Facebook o Apple

La primera clínica se instalará en el norte de Texas y la compañía espera establecer 20 centros de salud en Phoenix, Detroit, Louisville, Kentucky y San Bernardino, California, como parte de un programa piloto que servirá a más de 115.000 trabajadores y sus familias, según la compañía. Si tiene éxito, Amazon cree que podría expandir el servicio a más ciudades y estados.

Ofrece horarios de trabajo nocturnos, cuidados primarios agudos, crónicos y preventivos, medicamentos con receta, vacunas, servicios de salud mental, fisioterapia, atención quiropráctica, asesoramiento en materia de salud y ayuda para encontrar especialistas, según la empresa.

Muchos otros han adoptado estrategias similares. Walmart está lanzando más de 20 clínicas en todo el país para ofrecer atención primaria y pruebas de laboratorio; las visitas costarán 40 dólares para los adultos sin seguro y sólo 4 dólares para los empleados de ciertos planes de salud de Walmart.

Halo sirve para monitorizar el ejercicio, el estado de ánimo y el sueño

Halo

Amazon

En agosto, Amazon anunció su primer artículo para usar con fines sanitarios, Halo. Con una membresía mensual, la banda tecnológica puede monitorizar el porcentaje de grasa, el sueño, la intensidad del ejercicio, e incluso el tono de voz. También ofrece ejercicios y rutinas de salud mental a través de terceros como Headspace y Mayo Clinic. 

La compañía espera que los clientes puedan usar el dispositivo para llevar un mejor control de su salud más allá de los pasos y el ritmo cardíaco. Tiene incentivos para estar activo y algo así como un sistema de alerta para cuando se sienta mal en una reunión de trabajo, por ejemplo. 

Pero las ambiciones de la compañía con respecto Halo no se limitan a los clientes individuales. Ya está integrada en Cerner, la empresa de registros médicos, para que la gente pueda compartir su información de salud con sus médicos directamente, todo vía digital. 

Eso significa que podríamos ver más Halos utilizados para estudios y monitorizaciones de pacientes.

Grand Challenge es un grupo Amazon centrado problemas de salud bajo el mando del fundador de Google Glass

Jeff Bezos

David McNew/Getty Images

Tal vez la unidad de salud más secreta de Amazon que conocemos, Grand Challenge, también conocida como Amazon X y 1492, esté trabajando en la investigación del cáncer, los registros médicos, la entrega de productos y, más recientemente, en la cura del resfriado común, según la CNBC.

Dirigido por el fundador de Google Glass, Babak Parviz, el grupo se centra principalmente en la atención sanitaria y se destaca de la competencia interna de Amazon "Think Big" (piensa a lo grande). 

Cada año los altos mandos de la empresa, incluyendo a Jeff Bezos, escuchan los discursos de la compañía y plantean ideas de lo que Amazon debería abordar a continuación. Los "ganadores" reciben fondos y un lugar en el equipo de élite del Grand Challenge para construir sus empresas.

Varias personas dentro de la organización tienen una sólida formación sanitaria y reportan directamente a Parviz, quien a su vez informa al CEO de AWS Andy Jassy.

Varios hospitales y empresas están usando Alexa para cuidar a los pacientes de nuevas formas

Alexa

Reuters

Amazon define Alexa como un "servicio de voz basado en la nube", es decir, un servicio de voz que funciona con Internet, disponible en cientos de millones de dispositivos de Amazon y de terceros vendedores. 

Se utilizan para hacer compras, funciones inteligentes del hogar inteligente como encender la luz, reproducir música, pedir pizza, y, desde hace un año más o menos, para ayudar a la gente a manejar sus condiciones de salud. 

En abril de 2019, el equipo de Alexa anunció que podría albergar programas denominados "skills" hechos por sistemas de salud y otros grupos médicos que transmiten información sanitaria privada. Eso marcó en gran medida la incursión de los dispositivos en el cuidado de la salud, desde la creación de entregas de recetas hasta citas en el mismo día en centros de atención de urgencias locales.

Ahora proveedores como la Clínica Mayo, planes de salud como Anthem, gerentes de beneficios farmacéuticos como Express Scripts, y gigantes de la salud digital como Livongo están usando Alexa en algún nivel para proveer cuidados en casa, según Amazon. 

VER AHORA: Por qué regalamos en Navidad y cuáles han sido los hits de este año