Pasar al contenido principal

7 inventos que han transformado la manera de escuchar música

Música y partitura
Pixabay

Aunque no lo reflexiones muy a menudo, tu altavoz inalámbrico, tus cascos de última generación o tu cuenta premium en Spotify están en deuda con descubrimientos previos, aquellos que han deleitado a los amantes de la música en las últimas décadas y que deben sus orígenes a diversas innovaciones tecnológicas.

Este arte lleva mucho recorrido desde que las opciones más recurrentes para escuchar tus canciones preferidas eran el tocadiscos y los tradicionales vinilos –hoy en alza y revalorización para coleccionistas– o a través de la radio.

En la actualidad, sin embargo, existen numerosas plataformas de música en streaming, redes sociales dedicadas a la música, podcast especializados, dispositivos inalámbricos y sofisticados sistemas de sonido que nos brindan un control total sobre altavoces y auriculares. Ya que es de bien nacidos ser agradecidos, queremos homenajear siete avances tecnológicos que han cambiado para siempre la forma en que escuchamos música.

Leer más: Estas son las 21 personas con más premios Grammy de la historia

DropMix (2017)

Por destacar una de las principales novedades del año pasado, DropMix se trata de un juego de Hasbro y Harmonix lanzado al mercado el año pasado y que permite a los jugadores descubrir sus talentos musicales ocultos, compitiendo entre si mientras mezclan canciones populares de los mejores artistas en tiempo real. Su líder creativo Jonathan Mintz habla de darle a la gente “la alegría de conectarse con sus amigos a través de la música”, sentando con DropMix las bases para futuros DJs y permitiendo el desarrollo de las habilidades musicales de cada persona.

El juego se basa en el añadido de tarjetas con códigos de colores que agregan voz, batería, bajo y otros instrumentos, tocando toda clase de estilos como el hip-hop, la electrónica, el country, el pop o el rock moderno. 

Plataformas de streaming (1999)

Spotify
Pixabay

Mientras que hace un buen puñado de años la descarga de música podía conllevar hasta penas de cárcel, hoy en día los sitios de streaming como Apple Music o Spotify son la miel de la generación actual. Existen diferentes modelos: acceso ilimitado por una tarifa mensual premium, aplicaciones de pago por canción y alternativas gratuitas. Una de las principales ventajas de las bibliotecas de estas plataformas de streaming es la dimensión de sus bibliotecas: muchas atesoran más de 30 millones de pistas disponibles. 

Escarbando en los comienzos, en 1999, Napster fue la primera gran red P2P de intercambio de música y la primera gran empresa de distribución de archivos musicales. Spotify llegaría unos pocos años más tarde, en 2006.

Te puede interesar