Los 8 obituarios más divertidos de todos los tiempos

Risas funeral

Getty

  • Los obituarios suelen aparecer en los diarios para informar del fallecimiento de un ser querido y ofrecer datos del funeral.
  • Pero hay quien aprovecha estas breves noticias para despedirse de una manera muy divertida.
  • Descubre más historias en Business Insider España.

Si vas a llorar, que al menos sea de la risa.

Eso es probablemente lo que pensaron los familiares de aquellas personas que fallecieron y publicaron un obituario en su recuerdo. O tal vez fueron los propios muertos cuando aún en vida tuvieron la ocurrencia de ser recordados con una sonrisa. 

Estas breves noticias, pagadas por los familiares o por el propio difunto antes de morir, suelen aparecer en los diarios para informar del fallecimiento de un ser querido.

Los médicos instan a hablar sobre la muerte en tiempos de coronavirus

Las esquelas se publican en los diarios para poder dar los datos del sepelio, pero hay quien aprovecha la ocasión para lanzar una última broma.

Normalmente, los obituarios están marcados por el dolor, pero los hay que prefieren utilizar el espacio para despedirse del mundo de una forma original, diferente y, en ocasiones, desternillante.

Esta es una recopilación de los 8 obituarios más divertidos de todos los tiempos. 

Cuando se acercan las elecciones...

"Ante la perspectiva de votar por Donald Trump o Hillary Clinton, Mary Anne eligió pasar al amor eterno de Dios".

Mary Anne Alfriend Noland falleció justo 6 meses antes de las elecciones estadounidenses de 2016. Quién sabe cómo hubiera sido su esquela de haber sido testigo de estas últimas...

Aunque a otros les hubiera gustado poder votar

En febrero de 2008 fallecía Justiniano Álvarez, un hombre que se quedó con las ganas de votar a Zapatero en las elecciones de ese mismo año. Su familia quiso dejar constancia de ello en esta esquela publicada en el diario El País.

Cuando el cielo busca al mejor quiropráctico

"Jesús tenía un dolor de espalda que sólo el mejor quiropráctico del mundo podía arreglar".

El Dr. Mark Flanagan, que se consideraba el "mejor quiropráctico del mundo", se marchó al cielo para poder hacer una consulta a domicilio a Jesús, que parece que tenía un gran dolor de espalda. 

No nos esperes levantado

Los amigos de Manuel Díaz, fallecido hace 10 años, le despedían hablando de un futuro reencuentro, aunque sin prisas: "Manolo, no nos esperes levantado, ya iremos llegando...tú a tu aire".

Como el que se quiere ver en la TV

"Para un día que salgo en una esquela y no me veo". 

María Rodrigo falleció hace 3 años, pero se marchó con un toque de humor. 

Unos dientes que valen oro

"Quiere que le devuelvan sus dientes de oro del dentista que se los arrancó, eran para que se los quedase ella".

La ocurrencia de Karen Short es para morirse de la risa. Ella se iba de este mundo, pero no sin sus dientes de oro. 

La última fiesta

"Os invito hoy a mi última fiestuki". 

Mikel Marroquín no podía marcharse sin anunciar en el Diario Vasco una última gran celebración.

Se llevó la receta a la tumba

"¡¡¡Te vas sin dejarnos la receta de la paella de escabeche!!!".

Hay secretos que nunca serán revelados y hay recetas que se llevan a la tumba, como la que Miguel Ángel no desveló a sus familiares. 

LEER TAMBIÉN: Así es la web para velar virtualmente a los fallecidos por el coronavirus creada por 5 estudiantes en un 'hackathon'

LEER TAMBIÉN: Funerales desde el coche: los efectos de la explosión demográfica de Japón

LEER TAMBIÉN: Estas divertidas fotos de una influencer muestran que las redes sociales no reflejan la vida real

VER AHORA: Clubhouse desata la guerra de los audios: todas las claves de la exclusiva aplicación que te permite conversar con famosos y expertos