¿Tienes gases a todas horas? Estas enfermedades y afecciones podrían ser la explicación

gases, pedos, área geotérmica en Islandia

Getty Images

  • ¿Por qué tienes muchos eructos y flatulencias? ¿Hasta qué punto es normal tenerlos y cuándo puede ser motivo de preocupación? ¿Cuánto se considera un exceso de gases?
  • Estas son algunas afecciones y enfermedades que podrían producirte una cantidad excesiva de gases, incluyendo trastornos del sistema digestivo y algunos tipos de cáncer.

¿Sientes que tienes muchos gases —incluso dirías que "a todas horas"— o ruidos estomacales y te preguntas por qué te sucede eso (o a una persona querida), y si es una señal de una condición preocupante o algo normal?

La presencia de eructos, flatulencias, retortijones y gases estomacales o intestinales no tiene por qué ser algo raro ni que deba inquietarte, aunque depende de las circunstancias y de la cantidad. 

Por ejemplo, sentir que se te hincha la barriga después de comer (lo que se conoce como distensión abdominal) es una situación que puede darse con bastante frecuencia y que suele estar más relacionada con la comida, la bebida o algunos hábitos que con un problema de salud severo.

Entonces, ¿cuándo preocuparse por la presencia de gases intestinales o de otro tipo? Hay un primer baremo que puede servir como referencia: la mayoría de las personas sueltan gases hasta 20 veces al día, según informa Clínica Mayo, que llama a la calma en la mayoría de las situaciones.

"Eructar es normal, especialmente durante o inmediatamente después de una comida (...) Por lo tanto, si bien tener gases puede ser inconveniente o vergonzoso, eructar y expulsar gases rara vez son en sí mismos un signo de un problema médico", añade este centro de atención médica e investigación sin fines de lucro.

También puede ocurrir el dolor por gases, si se quedan atrapados o no se mueven bien a través del sistema digestivo, pero tanto su presencia como la expulsión de su exceso (por eructos o flatulencias) son normales, asevera el centro. Además, esto puede ser el resultado de comer alimentos que tienen más probabilidades de producir gases, pero puede disminuir con "cambios relativamente simples" en los hábitos alimenticios, aclara.

¿Por qué se te hincha el estómago? Posibles causas explicadas por un especialista en aparato digestivo

Sin embargo, se debe consultar con un médico si aparecen determinados síntomas de alarma o si el problema es recurrente

Si la hinchazón de estómago se combina con "pérdida de peso, dolor abdominal, alteración del hábito intestinal o sangrado en las heces, debemos hacer una evaluación completa y exhaustiva para detectar si existe un problema más serio de salud", explica el doctor Diego Sánchez, especialista en aparato digestivo, director médico y fundador de IDI-Instituto Digestivo, en línea con lo que expone Clínica Mayo.

¿Qué enfermedades producen tantos gases?

Además de ciertos alimentos, bebidas y hábitos, hay afecciones o enfermedades que provocan gases o dolor por gases, como es el caso de varios trastornos del sistema digestivo o algunos tipos de cáncer y la radioterapia.

Una cantidad excesiva de gases intestinales (más de 20 eructos o flatulencias por día) puede indicar enfermedades o trastornos como los siguientes:

  • Pancreatitis autoinmunitaria (inflamación crónica que podría producirse cuando el sistema inmunitario del cuerpo ataca el páncreas)
  • Celiaquía
  • Enfermedad de Crohn, colitis ulcerosa y otros tipos de enfermedades intestinales inflamatorias
  • Diabetes
  • Síndrome de evacuación gástrica rápida
  • Trastornos de la alimentación
  • Enfermedad por reflujo gastroesofágico
  • Gastroparesia (afección en la que los músculos de la pared del estómago no funcionan bien, dificultando la digestión)
  • Oclusión o bloqueo intestinal
  • Síndrome de intestino o colon irritable
  • Intolerancia a la lactosa
  • Úlcera péptica

¿Por qué tengo tantos gases? 9 razones por las que no puedes dejar de tirarte pedos y eructar, según los expertos

En relación con los trastornos y las enfermedades que provocan gases surge también el término de meteorismo, es decir, la aparición de síntomas relacionados con la presencia de gas en el intestino. 

Además de otras causas más naturales, este puede ser una manifestación de enfermedades como intolerancias a determinados alimentos (lactosa o fructosa, por ejemplo), alteraciones en la flora bacteriana habitual del colon (p. ej. al consumir determinados medicamentos antibióticos), la enfermedad diverticular del colon y algunos tipos de síndrome de intestino irritable, recoge la Fundación Española de Aparato Digestivo.

Muchas de estas afecciones, condiciones y enfermedades que pueden provocar gases son también mencionadas por Sánchez, que señala como causa de mala digestión y de hinchazón abdominal a las alergias o intolerancias alimentarias, trastornos del estado de ánimo (como estrés, ansiedad o síndromes depresivos), una alteración de la microbiota intestinal y trastornos intestinales crónicos.

 

También a otras situaciones clínicas, entre las que se encuentran "la diabetes, que produce un enlentecimiento en el vaciamiento gástrico, otras enfermedades autoinmunes o la toma de determinados fármacos".

Finalmente, algún tipo de cáncer también puede producir un exceso de gases: "Uno de los síntomas más frecuentes del cáncer de colon son los gases intestinales", recuerda Medsir, compañía dedicada a la gestión y desarrollo de ensayos clínicos en oncología.

Conoce cómo trabajamos en BusinessInsider.

Etiquetas: Alimentación, Enfermedades, Salud, Ciencia, Vida sana