Airbnb cumple un año en bolsa: de un debut fulgurante a la incertidumbre por el impacto de las nuevas variantes y eterna sombra de la regulación

Airbnb sale a Bolsa

REUTERS/Carlo Allegri

  • Airbnb fue una de las salidas a bolsa más esperadas en 2020.
  • Duplicó su valoración bursátil en un solo día, pero el apetito inversor se ha ido difuminando.
  • Los expertos consideran que su potencial en bolsa depende de las restricciones para frenar la pandemia y las regulaciones por parte de los gobiernos. 
  • Descubre más historias en Business Insider España.

Airbnb cumple un año en bolsa con el empuje inicial de los inversores difuminado.

Su estreno bursátil, el 10 de diciembre del 2020, fue el debut más esperado en un año en el que las salidas al parqué (OPV) acapararon la atención. Las acciones de la compañía se dispararon un 128,69% en su primera sesión, hasta 155,81 dólares (137,77 euros al cambio actual), desde los 68 dólares en los que se fijó su cotización inicial. 

Como resultado, la capitalización de mercado de la plataforma de alquiler de viviendas turísticas pasó en unas horas de 50.000 a unos 88.000 millones de euros. 

Pero, tras el furor, llegó la calma. 

En la actualidad, Airbnb vale en bolsa unos 91.000 millones de euros, la capitalización bursátil aproximada de Inditex, y sus títulos se mueven alrededor de los 164 dólares (145 euros), un 10% por encima de su primera jornada en el parqué. 

“Es una muestra de que puede tener buen recorrido, pero tiene algunos obstáculos”, explica Rafael Ojeda, analista macroeconómico de Fortage Funds a Business Insider España

Según Darío García, analista de XTB, Airbnb ha marcado en 2021 un rango lateral en su cotización en los mercados de “dispersión alta”. Es decir, sus máximos han generado “un doble techo” durante el año con hasta un alza del 50% desde el precio de salida y un descenso del 10% como suelo desde “la misma referencia”.

La noticia con la que volvió a marcar un fuerte retroceso fue el cierre de Austria, uno de los países centroeuropeos preferidos por los turistas, al que se ha sumado la incertidumbre por la nueva variante ómicron

“Estos factores seguirán siendo sensibles y probablemente sigan lastrando la cotización hasta que tengamos un nuevo catalizador positivo”, apunta García.

En opinión de Diego Morín, analista de IG, la ralentización de la pandemia es “un dolor de muelas” para los inversores que apuesten por este tipo de compañías, ya que prácticamente las nuevas variantes podrían “desencadenar posibles restricciones de movilidad o incluso confinamientos”.  

“Es una situación que perjudica y mucho a empresas que dependan del turismo, de ahí el correctivo que anota desde los máximos de noviembre”, ahonda.

“Por ahora, sus títulos pierden un 22% desde los máximos cosechados en noviembre, por lo que veremos si consigue hacer suelo alrededor de los 160 euros, mínimo del pasado octubre, aunque una noticia que traiga un mensaje esperanzador sobre ómicron podría relanzar al valor”, destaca.

Airbnb pierde dinero por lo que cotiza a ratios que, según Ojeda, no justifican “un rendimiento positivo en bolsa; esto demuestra que, a medio y largo plazo, los inversores confían en que sus títulos puedan tener un mejor desempeño”. 

Airbnb acusa el impacto de la pandemia en el sector turístico

La compañía necesita vientos a favor para seguir impulsando su negocio y su cotización. En el tercer trimestre de año, comprendido entre julio y septiembre, Airbnb ingresó 2.200 millones de dólares (unos 1.904 millones de euros), un 67% por encima del mismo periodo de 2020 y un 36% más que hace 2 años, antes de la pandemia. Ganó 721 millones (+280%) en el mejor trimestre de su historia

Ramiro Martínez-Pardo, CEO de HeyTrade, señala a Business Insider España que, desde su punto de vista, “la empresa está sabiendo  reposicionarse” y se encuentra en una “posición mejor que otras compañías más tradicionales para seguir aprovechando el trabajo flexible y la proliferación de los nómadas digitales”. 

El experto creo que las nuevas funcionalidades de la plataforma, como la mejora de los filtros de búsqueda para estancias flexibles y el aumento de las reservas prolongadas de más de 28 días, apuntan a que Airbnb “podrá seguir beneficiándose de estas megatendencias”.

Sobre su cotización en bolsa Ojeda considera que su objetivo está en el entorno de “los 197 dólares por acción” y que, según se vaya incrementando el nivel de vacunación a nivel mundial, habrá un efecto positivo en compañías como Airbnb, que “podría tener un mejor comportamiento”.

No obstante, García matiza que, a largo plazo, hay que tener en cuenta el riesgo regulatorio y la posibilidad de que nuevos países regulen el alquiler de viviendas turísticas.

“El negocio sigue teniendo mucho potencial siempre y cuando la injerencia no obligue a limitar su actividad”, concluye el analista de XTB.

Otros artículos interesantes:

La variante ómicron altera a los inversores, que se están refugiando en Amazon y Walmart ante el miedo a que se produzca el peor de los escenarios

No es solo Deliveroo, las grandes salidas a bolsa del año han decepcionado a todos: la mitad de los estrenos bursátiles cotizan por debajo de su precio inicial

Los analistas subrayan la incertidumbre que supone el relevo en Inditex: Marta Ortega todavía debe demostrar que está la altura de Pablo Isla

Te recomendamos