Airbnb no exigirá a sus empleados que vuelvan más a la oficina

Teletrabajo

Getty

Airbnb permitirá que sus empleados trabajen permanentemente desde cualquier lugar, incluyendo su casa, la oficina o mientras viajan por diferentes países, según anunció el jueves el consejero delegado de Airbnb, Brian Chesky, en un correo electrónico dirigido al personal.

La empresa indicó a los empleados que pueden trasladarse a cualquier lugar del país en el que trabajan actualmente, pero hacerlo no tendrá un impacto negativo en su salario, aunque vivan en zonas donde el coste de vida sea inferior, según dicho comunicado del que informa Bloomberg.

Chesky explicó que la flexibilidad permanente permitirá a la empresa "contratar y retener a las mejores personas del mundo", en lugar de limitarse a las que están dentro de un radio de desplazamiento alrededor de sus oficinas.

La compañía cuenta con un total de 6.000 empleados en todo el mundo, la mitad de ellos en Estados Unidos. Aunque solo unos pocos, lo cierto es que algunos de esos trabajadores sí que tendrán que estar en la oficina o en un lugar específico para desempeñar sus principales responsabilidades laborales, según especificó Chesky.

Por otro lado, Chesky señaló que la empresa organizará regularmente reuniones presenciales y que la medida forma parte de un cambio más amplio en la empresa para dar cabida al teletrabajo

Esta novedad no es ninguna locura para Airbnb, ya que Chesky ha impulsado el trabajo a distancia en los últimos meses, una tendencia de la que su empresa se beneficia tras el impacto inicial y devastador en su negocio en los primeros meses de la pandemia.

"El mundo es cada vez más flexible en cuanto al lugar de trabajo", apunta Chesky en dicho correo electrónico. "Lo vemos en nuestro propio negocio. No nos habríamos recuperado tan rápidamente de la pandemia si no fuera por los millones de personas que trabajan desde Airbnbs."

Me convertí en multimillonario gracias a Airbnb y ahora facturo 550.000 euros al mes: así monté mis primeras propiedades sin tener que comprarlas ni ser dueño de ellas

En diciembre de 2020, la compañía de alquiler vacacional online salió a bolsa y, tan solo un año después, sus ingresos habían crecido un 25% en comparación con 2019, el año anterior a que la pandemia afectara a su negocio. 

Esta tendencia a trabajar en remoto ?que el propio Chesky lleva a cabo, pues en enero reveló que viviría y trabajaría desde Airbnbs durante varios meses? ha llevado a que casi la mitad de las noches reservadas en la plataforma entre julio y diciembre fuesen estancias de larga duración (un mes o más). 

Es más, en el último año, 175.000 personas utilizaron la plataforma para reservar estancias de 3 meses o más y la plataforma lleva meses adaptándose y apoyando esta nueva realidad con constantes actualizaciones.

La empresa también comunicó que trabajaría con los gobiernos y los destinos turísticos para crear un soporte para las personas que viven en el extranjero durante un período prolongado mientras trabajan.

Otros artículos interesantes:

Soy anfitrión de Airbnb en Ucrania: he recibido 2.700 euros en donaciones en forma de 'reservas' que he usado para apoyar a nuestro ejército

Airbnb recauda un total de 314 millones de euros por impuestos turísticos en la Unión Europea

Airbnb ha pagado en España sólo 870.000 euros de impuesto de sociedades desde su llegada en 2011

Te recomendamos