Amazon amplía sus servicios de logística: entrega paquetes hasta de su competencia

Cajas Amazon

Amazon

  • El gigante tecnológico ofrece sus servicios de transporte en productos ofrecidos en compañías rivales en Estados Unidos, cuenta el Financial Times.
  • Productos vendidos en plataformas como Etsy o Shopify cuentan con los servicios de entrega de Amazon, según la información del medio americano.
  • Descubre más historias en Business Insider España.

Las ventajas de comprar en Amazon son de sobra conocidas. Se puede pedir un producto y, en muchas ocasiones, un transportista de la compañía dejará un paquete con el logo de la compañía en la dirección indicada en menos de 24 horas.

Estas ventajas, claramente, también se aplican a los comerciantes que ponen sus productos en la plataforma de comercio electrónico creada por Jeff Bezos.

Un vendedor minorista puede subir sus productos a Amazon, y gracias al sistema FBA de la empresa, no tiene que preocuparse ni del empaquetado ni del envío del mismo.

El sistema de logística Fulfillment by Amazon (FBA) es un servicio de la compañía que permite que los vendedores envíen su inventario a los centros de distribución de Amazon.

Una vez allí, Amazon asegura que "creamos, embalamos y enviamos los pedidos por los vendedores, además de gestionar la atención al cliente y las devoluciones por ellos".

Amazon anuncia la apertura de 3 nuevos centros logísticos en Madrid que darán 220 empleos

Amazon indica en su web que su servicio FBA comenzó en 2005 con apenas 4 vendedores, y añade que "hoy en día, miles de comerciantes nos subcontratan para administrar la logística y así concentrarse en el crecimiento de sus negocios".

Tanto es así, que según el Financial Times, hasta empresas que rivalizan con Amazon en Estados Unidos a la hora de llevar productos a los usuarios, ven como vendedores registrados en sus plataformas usan la infraestructura de logística del gigante tecnológico.

Según revela el medio estadounidense, el servicio multicanal de Amazon — Multi-Channel Fulfillment (MCF), una subdivisión de la oferta FBA de Amazon —, ha crecido tanto que muchos vendedores lo utilizan para vender sus productos hasta en otras webs rivales, como las de Shopify, eBay o Etsy.

Más clientes, menos rivales

El beneficio, claro, es dual.

Los vendedores que ya han caído rendidos a la comodidad del servicio de empaquetado y envío de Amazon pueden usarlo en varios canales a través de un único sistema.

Amazon, mientras tanto, arranca un trozo del pastel a sus competidores.

El servicio MCF de Amazon ha existido desde 2007, cuenta el Financial Times, pero la compañía que ahora dirige Andy Jassy está reduciendo sus precios e implementando mejoras para captar a más clientes.

Más clientes pueden traducirse no solo en un aumento de la cuota de mercado del 40% con la que cuenta Amazon, revela el FT, sino también en una mayor recolección y comprensión de los hábitos de consumo de sus clientes en otras plataformas.

El dominio de Amazon es tan grande y sus posibilidades de crecimiento aun tan vastas que un proyecto de ley estadounidense publicado en junio amenaza precisamente una de sus claves de negocio: su división logística.

La propuesta de legislación, denominada "Ley para el fin del monopolio de las plataformas" pretende forzar al gigante del comercio electrónico a desmembrarse si se demuestra que ejerce un abuso de posición dominante sobre el mercado.

El objetivo de esta norma es evitar que Amazon fuerce a sus vendedores a utilizar sus servicios de envío a domicilio o gestión de almacenes para tener un mejor tratamiento dentro de la web de comercio electrónico.

La UE abre una investigación a Facebook por su propuesta de adquisición de Kustomer

Hecha la ley, hecha la trampa

Otro ejemplo del miedo que inspira Amazon a sus competidores es que la cadena de supermercados Walmart ha prohibido expresamente que se usen sus servicios, detalla el Financial Times.

Amazon, no obstante, ha encontrado una forma de evadir esa prohibición, permitiendo que los vendedores con productos ofrecidos en Walmart almacenen sus productos en locales de Amazon, pero ofreciéndoles un transportista distinto, sostiene el Times.

La empresa, añade el medio de EEUU, también planea dar un paso más en esa evasión de las prohibiciones de sus competidores y ha lanzado una lista de espera para vendedores que estén interesados en usar el servicio MCF de Amazon, pero usando cajas sin el logo de Amazon.

Amazon se ha convertido en un monstruo de tales dimensiones que, al igual que Thanos en el universo Marvel, parece ser inevitable.

Pueden no comprarse productos en su plataforma, pero es difícil escapar a su cadena de suministro si la prisa apremia.

Otros artículos interesantes:

Trabajadores de las empresas de Amazon cuentan que sus jefes les piden que ignoren las medidas de seguridad de las furgonetas como cinturones de seguridad dañados o espejos rotos

Esto es lo que te cobra cada supermercado por su servicio de envío a domicilio de la compra