Un correo electrónico interno desvela que Amazon está reestructurando el equipo al frente de Prime para centrarse en su crecimiento internacional

Amazon Prime

Getty

  • Amazon ha puesto al equipo de Prime bajo la dirección de Russell Grandinetti, el vicepresidente senior de negocio internacional.
  • El cambio se produce en mitad de una saturación del mercado estadounidense de Prime, según muestran los datos de Evercore ISI.
  • Amazon quiere dar más uso a su programa de suscripción Prime para aumentar su negocio internacional.
  • Descubre más historias en Business Insider España.

Amazon ha hecho cambios en la cúpula de su división Prime para poner el foco en los mercados internacionales, ha podido saber Business Insider.

En un mail interno enviado la semana pasada, Russell Grandinetti, el vicepresidente senior de negocio internacional en Amazon, anunció que pasará a hacerse cargo de equipos que hasta el momento respondían ante Neil Lindsay, el vicepresidente senior de marketing y Prime a nivel mundial.

Lindsay asumirá un nuevo rol dentro del equipo de negocio de usuarios a finales de este año, de acuerdo a la copia de un mensaje interno obtenido por Business Insider.

Como parte de esta reestructuración, el equipo a cargo del programa de miembros de Amazon Prime y su vicepresidente, Jamil Ghani, responderán directamente ante Grandinetti.

Además, Lisa Leung, la directora de Prime en los mercados británicos y europeos, asumirá un papel de liderazgo más amplio en el crecimiento de la base de miembros de Prime, al tiempo que un nuevo ejecutivo se incorporará a finales de año para supervisar los programas de beneficios de Prime.

"Estoy personalmente muy emocionado de que Prime se una a nuestro equipo, puesto que este programa continúa siendo uno de nuestros principales pilares de crecimiento internacional", indica Grandinetti en su email.

Un portavoz de Amazon ha confirmado el cambio, pero ha declinado hacer más comentarios al respecto.

Estos son los 13 directivos que marcarán el futuro de Amazon en España

Los cambios llegan en un momento en que el programa de miembros Prime de Amazon, que ofrece entrega rápida y acceso a streaming y otros beneficios por una cuota anual o mensual, se ha saturado en el mercado estadounidense.

La reestructuración también indica la intención de Amazon de promocionar más activamente Prime en los mercados internacionales, en su intento de aumentar las ventas fuera de Estados Unidos.

La tasa de penetración de Prime en el mercado estadounidense ha alcanzado un récord del 77% este año, frente al 67% de 2020, según un informe de mayo de Evercore ISI.

Este aumento ha sido el mayor en una década, y representa un enorme salto desde el 25% de 2013, según las estimaciones de Evercore.

Amazon reveló a principios de este año que tenía más de 200 millones de miembros de Prime en todo el mundo, más del doble de los 100 millones que alcanzó en 2018.

,

La reorganización también da muestras de que Amazon quiere que Prime sea una parte clave de sus esfuerzos de expansión en el extranjero, ya que el programa de miembros ha demostrado ser un fuerte incentivo para que los clientes compren más en Amazon.

Según la investifación de Evercore, los clientes de Prime gastan casi tres veces más en la web de la empresa y compran con mucha más frecuencia que los que no son miembros.

Durante la llamada de resultados trimestrales de la empresa la semana pasada, el director financiero de Amazon, Brian Olsavsky, destacó las ventajas de Prime como un "fuerte atractivo para los clientes" en los mercados no estadounidenses.

En su opinión, la transmisión de vídeo, en particular, era una "puerta de entrada" a Prime en muchos países, ya que el porcentaje de miembros de Prime que ven vídeos es mayor en muchos de esos mercados.

,

Los beneficios de esta estrategia, sin embargo, están dando lugar a enormes inversiones iniciales de Amazon, incluyendo 1.000 millones de dólares (862 millones de euros)  adicionales en costes en contenido este año, desveló Olsavsky.

Aunque el segmento internacional ha tenido 5 trimestres consecutivos de beneficios, en parte debido a un aumento de las ventas impulsado por la pandemia, el negocio ha sido en gran medida una fuente de fuertes pérdidas.

En el último trimestre, Amazon ha registrado una pérdida operativa de 911 millones de dólares sobre 29.100 millones de dólares de ventas del segmento internacional

Las ventas internacionales también se ha ralentizado en el último trimestre hasta tan solo el 16%, en comparación con la tasa de crecimiento del 37% del año pasado y una media de crecimiento del 46% en los cinco trimestres anteriores.

Aun así, Amazon tiene previsto seguir invirtiendo en los mercados internacionales.

La empresa ha lanzado recientemente Prime en nuevos mercados, como Polonia y Suecia, y ha abierto un nuevo mercado en Egipto. También ha prometido invertir más de 8.000 millones de dólares en la India.

"Vamos a ganar dinero a largo plazo en el ámbito internacional", aseguraba Olsavsky durante la llamada de resultados de la semana pasada.

Otros artículos interesantes:

Amazon Prime Wardrobe aterriza en fase beta en España: así funciona el servicio que te permite probar ropa en casa antes de pagarla

La nueva Ley Audiovisual obligará a Netflix, HBO o Amazon Prime a financiar a RTVE además del cine europeo, pero el reto sigue siendo cómo calcular sus ingresos en España

Te recomendamos

Y además