Pasar al contenido principal

El futuro incierto de Dia: los analistas dudan de la opa por la complicada situación de la cadena de supermercados

Edificio Dia
Dia
  • Tras la propuesta de opa de Letterone a Dia los analistas coinciden en que aún existen muchas incertidumbres que pesan sobre la compañía española. 
  • Los planes de LetterOne dependen de que la operación tenga éxito y haya una aceptación masiva de la oferta; que se llegue a un acuerdo de refinanciación con los actuales acreedores.
  • Los 0,67 euros por acción de la oferta indican que todos los inversores que entrase en el valor antes de diciembre de 2018 tendría “ahora mismo minusvalías en su inversión.

Se esperaba como agua de mayo y al final ha llegado a concretarse. Mediante un un hecho relevante remitido a la Comisión Nacional del Mercado de Valores (CNMV) Letterone concretaba los detalles de opa a Dia que se desarrollará a través de L1R Invest1 Holdings, sociedad domiciliada en Luxemburgo, e irá dirigida de forma efectiva a la adquisición del 70,999% del capital del grupo de alimentación. 

Lo que ofrece LetterOne a cambio es que los titulares de las acciones de Dia obtengan 0,67 euros en efectivo por los títulos que posean de la compañía. De esta manera, representa una prima de cerca del 56%  en relación al cierre del 4 de febrero de este ejercicio, o lo que es lo mismo, 0,43 euros por título.

En este sentido, el futuro de Dia es todavía incierto. Los planes de LetterOne dependen de que la operación tenga éxito y haya una aceptación masiva de la oferta; que se llegue a un acuerdo de refinanciación con los actuales acreedores; y que se lleve a cabo la ampliación de capital de 500 millones de euros propuesta por el vehículo inversor de Mikhail Fridman. 

Con todo, se trata de una cantidad es algo inferior a los 600 millones de euros que se habló en un momento dado que estaría pensado lanzar el actual Consejo de Administración bajo la salvaguardia de Morgan Stanley.

La cuestión a partir de ahora es qué piensan las entidades que siguen de cerca el valor desde hace tiempo y si consideran que es el momento de acudir a la opa. Es decir, si se presenta una oportunidad de entrada o con la situación de la compañía la mejor opción es seguir al margen de la situación.

Leer más: 4 estrategias para evitar que tu cartera pierda valor ante la temida subida de la volatilidad en los mercados

Los analistas destacan la falta de confianza

Mikhail Fridman.
Mikhail Fridman en las oficinas del fondo Letterone. Letterone

Según Self Bank, la opa que va a lanzar LetterOne no coge por sorpresa, aunque es cierto que se puso en duda a raíz de las discrepancias entre el mayor accionista y el resto del Consejo de Administración surgidas a finales de 2018.

Así pues, se puede considerar positivo, desde su punto de vista, que LetterOne sí vea valor en la compañía y confíe en reflotar el negocio. Más allá de los problemas de balance de Dia, hablamos de la tercera cadena de supermercados de España por cuota de mercado, con una marca reconocida y con una serie activos inmobiliarios significativos.

Llegados a este punto, lo más sensato para los actuales accionistas, explican, no sería aceptar la opa, si no "vender en el mercado en estos momentos en que su cotización supera el precio de opa". Si la oferta tiene éxito la compañía acabaría siendo excluida de cotización, lo que “dificultaría la venta de las acciones a los accionistas que decidan no acudir”.

Los 0,67 euros de la oferta indican que todos los inversores que entrase en el valor antes de diciembre de 2018 tendría “ahora mismo minusvalías en su inversión”. Será complicado por tanto que todos los que entraran antes de esa fecha “logren recuperar su inversión”.

Por su parte, HSBC apunta que la reestructuración daría a Dia un salvavidas; de lo contrario, "su futuro sería sombrío". Además, valoran positivamente el último anuncio de acuerdo con la banca para refinancir su deuda que la compañía hizo público el 31 de diciembre. 

Con todo y con ello, consideran que Dia se encuentra en una situación muy difícil, por lo que la confirmación de estos acuerdos “es un paso muy necesario para asegurar el futuro de su negocio”.

Asimismo, el consenso de mercado sigue sin modificaciones en sus recomendaciones, con un 56% que opta por mantener los títulos en cartera y un 44% restante que apuesta por vender sus acciones. 

Y además