Pasar al contenido principal

China parece haber estrechado su control sobre Apple tras la censura de una app para el seguimiento de policías en Hong Kong

A riot police officer fires a tear gas canister toward anti-government protesters.
Un policía antidisturbios dispara una lata de gas lacrimógeno contra manifestantes antigubernamentales en Hong Kong. REUTERS/Athit Perawongmetha
  • Parece que Apple se ha plegado a las exigencias de la censura china en dos ocasiones a lo largo de esta semana, retirando una app de su App Store que permitía a los manifestantes de Hong Kong rastrear la actividad policial y la aplicación de Quartz, un medio de comunicación estadounidense.
  • Apple retiró en un primer momento la app de mapas HKMap Live por facilitar y fomentar la actividad ilegal, pero los desarrolladores de la app apelaron la medida, consiguiendo que fuera readmitida en la App Store. Este jueves Apple ha cambiado de parecer y ha retirado HKMap Live de su tienda de aplicaciones, diciendo que la app se usaba para "atacar y realizar emboscadas contra la policía".
  • Apple también ha eliminado la app de Quartz, un medio de comunicación estadounidense, de la versión china de su App Store. Uno de los responsable de la publicación, John Keefe, sospecha que la cobertura del medio sobre las protestas de Hong Kong han tenido que ver en esta decisión.
  • China es la tercera región más grande a nivel de ventas para Apple, tras Estados Unidos y Europa, con una facturación que sumó 9.100 millones de dólares durante el segundo trimestre del año.
  • Descubre más historias en Business Insider España.

China parece haber estrechado su control sobre Apple.

El fabricante del iPhone ha eliminado en las últimas 48 horas dos apps de su tienda de aplicaciones que eran potencialmente ofensivas para los intereses del gobierno chino: la app HKMap Live con la que los manifestantes de Hong Kong podían rastrear la actividad policial y la app de Quartz, un medio de comunicación estadounidense.

Apple inicialmente aprobó la app de mapas HKMap Live después de un proceso de análisis extraordinariamente lento. La app llegó a ser rechazada por facilitar y fomentar la actividad ilegal, pero los desarrolladores de la app apelaron la medida, consiguiendo que fuera readmitida en la App Store.

Pero en menos de 24 horas Apple ha revertido su decisión y ha prohibido por completo la app. Ahora mismo HKMap Live no está ni en la App Store china ni se puede descargar en el resto de versiones de la App Store en otros países.

Leer más: Críticas a Blizzard de legisladores, gamers y hasta de sus trabajadores tras castigar a un profesional de Hearthstone que apoyó en un torneo las protestas de Hong Kong

Un portavoz de Apple le ha dicho a Business Insider que la app se estaba usando de formas que ponían a los ciudadanos de Hong Kong y a las fuerzas policiales en peligro.

"Hemos creado la App Store para que sea un lugar seguro y de confianza para descubrir aplicaciones. Hemos detectado que una aplicación, HKmap.live, se ha utilizado de manera que pone en peligro a las fuerzas de seguridad y a los ciudadanos de Hong Kong. Muchos clientes preocupados en Hong Kong nos han contactado sobre esta aplicación e inmediatamente comenzamos a investigarla. La aplicación muestra las ubicaciones de la policía y hemos verificado con la Oficina de Ciberseguridad y Delitos Tecnológicos de Hong Kong que la aplicación ha sido utilizada para atacar y realizar emboscadas contra la policía, amenazar la seguridad pública, y los delincuentes la han utilizado para victimizar a los residentes en áreas donde saben que no se aplica la ley. Esta aplicación viola nuestras directrices y leyes locales, y la hemos eliminado de la App Store".

La aplicación permanece activa en Google Play Store de Android. Business Insider se ha puesto en contacto con Google para preguntar si ha recibido mensajes similares de usuarios preocupados.

La cuenta de Twitter de HKMap Live ha cargado contra de la decisión de Apple en Twitter. "Existen 0 pruebas que apoyan la acusación de que HKmap App se ha utilizado para atacar y realizar emboscadas contra la policía, amenazar la seguridad pública, y que los delincuentes la han utilizado para victimizar a los residentes en zonas donde saben que se aplica la ley", ha tuiteado.

El desarrollador de la aplicación había argumentado que en realidad la aplicación permitía a los ciudadanos de Hong Kong ser más respetuosos con la ley, ya que ésta avisa en el momento en que la policía designa una zona como área "ilegal de reunión", con lo que la gente puede evitar esa zona.

"Antes pensábamos que el rechazo de la App era simplemente un asunto burocrático, pero ahora es claramente una decisión política suprimir la libertad y los derechos humanos en #HongKong", ha añadido la cuenta oficial de la app.

Este giro de 180 grados se produce después de que el vehículo de propaganda de China, China Daily, criticara a Apple por permitir el acceso a la aplicación.

Leer más: Dentro de la ciudad "amurallada" sin ley de Hong Kong, el lugar más poblado del mundo durante 40 años

Mientras tanto, el medio de comunicación estadounidense Quartz ha comunicado que su aplicación ha sido retirada de la tienda de aplicaciones de Apple en China y bloqueada en la China continental. La app de Quartz aún está disponible en los Estados Unidos y, según la web Apple Censorship, en Hong Kong.

El director de investigación de Quartz, John Keefe, ha dejado caer que la cobertura de las protestas por parte de la publicación podría estar detrás de la decisión. Apple no ha respondido de forma inmediata a la petición de comentarios por parte de Business Insider.

La relación de Apple con China se ha vuelto cada vez más tensa durante el último año. La suma de la China continental, Hong Kong y Taiwán, se convirtió en el tercer mercado más grande para Apple en el segundo trimestre de este año, con unos ingresos de 9.100 millones de dólares. La mayor parte de su producción sigue teniendo lugar en China, aunque hay indicios de que la empresa que dirige Tim Cook está desviando gradualmente su cadena de suministro hacia otros países.

La guerra comercial de Trump — y, más recientemente, su decisión de poner a Huawei en una lista negra— ha dañado la reputación de Apple ante los consumidores chinos.

Y además