Pasar al contenido principal

Apple ya no es la empresa del iPhone

El CEO de Apple, Tim Cook
El CEO de Apple, Tim Cook. Getty Images
Análisis Faldón
  • Apple ha entregado por fin pruebas concretas y positivas de que tiene vida más allá del iPhone.
  • El iPhone representó menos de la mitad de los ingresos totales de Apple en el último trimestre, algo que sucede por primera vez desde 2012.
  • Esto se debe a nuevos productos como el Apple Watch pero también al crecimiento de Apple en el negocio del software y los servicios como App Store o Apple Pay.
  • Se trata de servicios auxiliares para el iPhone, así que Apple de momento no se ha alejado del todo de su producto de hardware más popular.
  • Aún así se trata de un cambio gigantesco.
  • Descubre más historias en Business Insider España.

Apple ha experimentado un importante cambio.

Por primera vez desde 2012, el iPhone ha representado menos de la mitad de los ingresos totales de la empresa, según los datos de su tercer trimestre fiscal.

No está lejos, con un 48%. Pero ese número va a seguir bajando.

Más buenas noticias: Los ingresos totales de Apple aumentaron en el trimestre. En otras palabras, Apple es capaz de hacer dinero de cosas que no son el iPhone más rápido de lo que las ventas del iPhone están cayendo.

Eso es un hito importante para la compañía.

Aquí puedes ver cómo se desglosan los ingresos por categoría de producto:

Apple is not the iPhone company anymore
Shona Ghosh/Business Insider

Las dos noticias clave son que tanto los "Servicios" de Apple como su división de wearables están creciendo. Y ahora son más grandes que las líneas de negocio de los Mac y iPad.

Apple no ofrece detalles pormenorizados sobre las ventas de wearables, pero el CEO Tim Cook ha señalado que el Apple Watch y los AirPods están funcionando muy bien. Tres de cada cuatro personas que compraron un Apple Watch durante este último trimestre eran compradores nuevos, según él mismo ha explicado, y el negocio de wearables ya es tan grande como una de las empresas de la lista Fortune 200. 

Los ingresos por servicios incluyen dinero procedente de software como la App Store, el servicio de streaming Apple Music, los seguros Apple Care, Apple Pay y el negocio de anuncios de búsqueda de Apple para la App Store.

Leer más: Los beneficios del último trimestre de Apple se vieron lastrados por un coste pasado por alto: ahora dedica más dinero de sus ventas a I+D que desde que se lanzó el iPod

Cook ha manifestado que es probable que el negocio de los servicios se duplique a 50.000 millones de dólares el año que viene respecto a la cifra que tenía en 2016. Apple también cuenta con 420 millones de suscripciones de pago en sus diversos servicios, y es optimista sobre la posibilidad de alcanzar los 500 millones en 2020. Cook aprovechó la oportunidad para decir que los nuevos servicios que se ofrecerán en el futuro también atraerán a nuevos suscriptores.

En definitiva, se trata de una empresa en pleno desarrollo de un ecosistema que va más allá del iPhone. Los otros dos titanes de 1 billón de dólares del momento, Microsoft y Amazon, lograron algo similar. Microsoft dejó de depender de Windows como su principal fuente de ingresos, apostando por la nube y abriendo sus populares aplicaciones de Office a otras plataformas (también hay que decir que tras algunas decisiones terribles como la compra de Nokia o el lanzamiento de Windows Phone).

Amazon, mientras tanto, tomó una decisión muy temprana al vender sus productos baratos de hardware y obtener ingresos de áreas como Prime, e-books, Audible y otros servicios de suscripción.

Para que esto funcione a largo plazo, Apple tiene que hacer un gran esfuerzo para llegar a los usuarios de Android

Los AirPods siguen estando dirigidos a la gente que tiene un iPhone.
Los AirPods siguen estando dirigidos a la gente que tiene un iPhone. Hollis Johnson/Business Insider

Hay algunas malas noticias, que es que todas las categorías de ingresos fuertes emergentes de Apple siguen siendo secundarias con respecto al iPhone.

La mayoría de los usuarios de Apple Music son también propietarios de iPhone. Cualquiera que utilice Apple Pay, Apple Care y la App Store necesitará tener algún tipo de hardware de Apple. Incluso el hardware como el Apple Watch y el AirPods están ligados al iPhone.

Así que si Apple quiere que estas categorías sigan creciendo e incluso sustituyendo al iPhone en términos de ingresos, todavía tiene que seguir vendiendo iPhones o hacer un esfuerzo serio para llegar a los usuarios de Android.

Cook no tuvo mucho que aportar cuando un analista le preguntó en la última conferencia de presentación de resultados si Apple iba a ofrecer servicios que no dependieran tanto del iPhone.

"Tenemos otros productos en los que la gente compra cosas", respondió Cook. "Están viendo Apple TV. Ofrecemos Apple Music en Android, así que hay una serie de cosas que están al margen de eso. Y por lo tanto, ya veremos qué hacemos en el futuro".

Es posible que el número de usuarios que no son usuarios de iPhone que pagan por los servicios de Apple crezca, especialmente si el servicio de streaming de TV de Apple, Apple TV+, es un éxito. Pero hasta el momento, la empresa no ha hecho un esfuerzo serio para llegar a las personas que aún no utilizan sus dispositivos.

Sin embargo, ese no es el único camino para mejorar el crecimiento de los servicios y wearables.

Leer más: Así gasta su fortuna Tim Cook, CEO de Apple

Incluso con la caída de las ventas de nuevos iPhone, es evidente que hay un grupo de personas que compran iPhone reacondicionados y de segunda mano. Es por ello que la "base instalada" de Apple, el número de personas que usan iPhone, está creciendo a pesar de la disminución de las ventas. El director financiero Luca Maestri también habló sobre el programa de recompra de Apple, que ofrece a los usuarios descuentos por entregar sus antiguos iPhone al comprar uno nuevo.

Es probable que Apple todavía tenga que empujar a la gente hacia los nuevos iPhone para que puedan acceder y pagar por los nuevos servicios, pero, con la introducción de los programas de recompra, está abordando el tema de una manera más innovadora que esperar que la gente pague 1.000 euros cada tres años.

Los analistas de Citi son optimistas en una nota a los inversores enviada esta mañana: "Léelo despacio y reflexiona: la división de wearables, hogar y accesorios es más grande que las ventas de iPad.  Esto subraya un nuevo aspecto que está empezando a surgir respecto a Apple, que creemos que los inversores están pasando por alto y que es la diversidad de las ofertas de Apple. Los alcistas están demasiado centrados en los servicios de Apple y los bajistas están demasiado centrados en las ventas de iPhone, unidades y el precio medio de venta por unidad. Aunque no desacreditamos ninguno de estos puntos de vista, creemos que la mayoría no se está dando cuenta de la diversidad de las ofertas de Apple".

Y además