Los límites de las ayudas del Kit Digital con las que el Gobierno quiere digitalizar pymes: "Mucha gente cree que por abrir una página en Facebook ya se transforma"

Cómo afecta a las pymes la PSD2

España ya ha entregado más de 18.000 bonos digitales de su programa de ayudas del Kit Digital, un ambicioso plan de subvenciones enmarcado en el Plan de Recuperación, Transformación y Resiliencia cuya ejecución arrancó en marzo de este año. 

La vicepresidenta y ministra de Asuntos Económicos y Transformación Digital, Nadia Calviño, avanzó la semana pasada que esos 18.000 bonos del primer tramo ?hasta 12.000 euros para pymes de entre 9 y 49 empleados? ya se habían entregado y que habían recibido hasta 65.000 solicitudes.

El despliegue del segundo paquete de ayudas es inminente. Fue la propia Calviño la que aseguró hace unos días que arrancaría a finales de este mes, dotado con 500 millones de euros ?igual que el primer paquete?. Esta vez los bonos serán de hasta 6.000 euros e irán destinados a pequeñas y medianas empresas de entre 3 y 9 trabajadores.

El plan de ayudas terminará en los próximos meses con la puesta en marcha de este tercer paquete, destinado, este último, a micropymes de entre 1 y 3 empleados.

La guerra, los retrasos y la falta de transparencia disparan las dudas sobre el impacto que tendrán los fondos europeos en la digitalización y la economía

A pesar de los datos que arroja el Gobierno, algunos expertos cuestionan si el Kit Digital puede tener una utilidad o un impacto real a la hora de digitalizar el tejido productivo. Todo el mundo coincide en que es un interesante primer paso y que este tipo de ayudas siempre son bienvenidas.

Pero las dudas llegan sobre qué se entiende esencialmente por "digitalización". Hace unas semanas se publicaron los resultados del primer estudio que analizaba las preferencias de las pymes para invertir en 10 de los servicios para los que ofrece ayudas este Kit Digital.

El informe, con una muestra de 574 empresas, destacaba cómo el mayor interés lo suscitaban las soluciones de marketing digital que se contemplan en este Kit Digital: desde la creación de páginas web a la gestión de perfiles en redes sociales. Para lo primero, el 60% de las pymes sondeadas mostraron su interés. Para las redes, lo hicieron el 54%.

Una de las dudas la compartió en público hace unos días César Tello, director de la patronal Adigital: "Dar un bono de entre 2.000 y 12.000 euros para una digitalización que el propio Kit reconoce como básica es un primer paso y es útil".

Pero el propio Tello se planteaba, de cara a la pronta puesta en marcha de las ayudas para micropymes y pymes de menos de 10 trabajadores, si se verá entonces "la capacidad que tienen esas empresas para decir, ¿y ahora qué?. ¿Cómo le saco partido a tener un comercio electrónico o a tener presencia en redes sociales?".

"Ahí es donde creo que el acompañamiento va a ser muy importante", apostaba. Algo que va más allá de la propuesta inicial de este Kit Digital.

"Mucha gente piensa que por abrir una página en Facebook ya se transforma digitalmente"

El Kit Digital que ya está ejecutándose no se limita a entregar bonos: el Ministerio de Asuntos Económicos también ha creado una suerte de marketplace en las que las solicitantes de ayudas pueden contratar los servicios de "agentes digitalizadores" con ese dinero.

Las soluciones que ofrece el Kit Digital para las pymes son varias. Aunque las que suscitan más interés a las pymes según el sondeo antes citado son las relacionadas con el marketing digital, también hay propuestas y agentes especializados en business intelligence y analítica, ciberseguridad y comunicaciones seguras, facturas electrónicas, oficinas virtuales o gestión de procesos.

Bidaidea es una firma de ciberseguridad española especializada, entre otros aspectos, en Red Team, inteligencia de amenazas o sistemas IT y OT, y trabaja con grandes compañías del Ibex 35 o con administraciones. Desde que arrancó el Kit Digital, también es un agente digitalizador avalado por el programa del Ministerio de Asuntos Económicos.

Mikel Rufián es el director global de Cybersecurity, Intelligence & Industry 4.0 en Bidaidea y, en declaraciones a Business Insider España ,apunta que, en base a su experiencia, lo que han visto es que las pymes se pueden aprovechar de estas ayudas "pero todavía hay muchas desconocedoras" de su existencia.

Las startups quieren ahorrar costes en la nube para sobrevivir, pero los inversores advierten de las nefastas consecuencias de un recorte excesivo

"Varias de las soluciones que se ofrecen incluyen la ciberseguridad. Pero, como con la transformación digital no se han tenido conceptos claros y unificados, tampoco se ha sensibilizado. Muchas veces se confunde la gente y se piensa que por abrir una página en Facebook ya se transforma digitalmente", expone.

Así, para Rufián la transformación digital son "procesos, formaciones, cualificaciones" que a día de hoy no se están obteniendo. Muchas pymes que solicitan el Kit parten de una madurez cero. "Para mí eso es marketing" y una digitalización no es solo marketing: "No podemos comprar un CRM donde se registran los datos del cliente, por ejemplo, y optar por el más barato", ejemplifica.

Una digitalización plena lleva aparejado un "cambio cultural" y una mayor sensibilización en ciberseguridad, recuerda, ya que las pymes siguen siendo el objetivo predilecto de las bandas que operan los ransomware. Con todo, desde Bidaidea ya han trabajado con pymes de entre 10 y 50 empleados.

Con sus clientes más pequeños sí han detectado una agilidad mayor, "ya que el proceso de toma de decisiones suele ser más rápido. En infraestructuras más grandes, te ponen con una persona encargada de los temas informáticos y la digitalización va mucho más allá. Si se habla con el fundador o con el directivo, es mucho más ágil".

"La tecnología es un medio: hay que tener claro el fin"

Joan Riera, profesor de Innovación y Emprendimiento en el Departamento de Estrategia y Dirección General de Esade, concede que el que haya subvenciones "siempre es bueno". "Cualquier tipo de ayuda es positiva, pero se debe tener en cuenta que la digitalización no es un proceso que empiece y acabe".

"La digitalización es como la innovación y la innovación no se entiende como un proceso puntual de una empresa que diga un día: ahora vamos a innovar", expone. "El Kit está más orientado a que sea un primer paso, que está bien, pero está muy enfocado a herramientas. Y las herramientas siempre deben estar enmarcadas en estrategias", continúa.

Para Riera, las ayudas del Kit Digital corren el riesgo de convertirse en una suerte de parche aislado, al no quedar enmarcado en ninguna estrategia. El docente, que además dirige una consultora, insiste en la necesidad de trazar estrategias: "El nombre de Kit, que no sé si es muy afortunado, lleva a pensar en que es una herramienta para tácticas puntuales".

Otro problema es que, al digitalizar, "se tiende a digitalizar un proceso". "A veces lo que debemos hacer es repensar todo el proceso integrando ya las herramientas". Por eso, el experto de Esade marca la diferencia entre "digitalizar" y "transformación digital": este último término ya lleva implícita la necesidad de innovar y repensar.

¿Tienes o vas a crear una pyme? Encuentra todas las ayudas para empresas a las que puedes optar

"Puedes tener un proceso lento e ineficiente y digitalizarlo: en vez de usar papel, usas una tableta. Cuidado: la digitalización debe ir de la mano de la innovación. En lugar de digitalizar un proceso ineficiente, lo que se ha de pensar es en un proceso totalmente nuevo. Tener más visión".

Riera expone los 4 ámbitos reseñables al ejecutar una transformación digital. El primero es el marketing digital, crucial "ya que sin ventas no hay negocio", pero las compañías suelen quedarse en el primer punto. Los otros 3 ámbitos "en los que impactar" son la operativa, las personas y el financiero.

Para las operaciones es importante pensar cómo la transformación digital puede ayudar a gestionar mejor los recursos, procedimientos, logística o calidad de producto. Con los recursos humanos, es importante plantear esa transformación dotando a los empleados de competencias y capacidades: "Tu equipo puede acabar siendo esclavo de la tecnología".

Por último, el ámbito financiero es destacable ya que, al transformar digitalmente una organización, "hay que tener claro cómo se recupera la inversión". Y puede ser de 2 maneras, detalla: "O la transformación digital aumenta tus ingresos o reduce tus costes". Y la inversión puede prolongarse: hay que actualizar herramientas.

Joan Riera reconoce que, por lo general, la diferencia entre digitalización y transformación digital, así como todos los matices que este último término conlleva, no están muy claros. En el caso del Kit Digital se ha apostado por un enfoque "de herramientas". "La herramienta está bien, pero se necesita un marco estratégico. La tecnología es un medio. Hay que tener claro el fin", constata.

Otros artículos interesantes:

Tecnologías clave para la digitalización pospandemia

Todas las nuevas ayudas públicas que puedes solicitar en 2022: bonos para el alquiler y la cultura, Kit Digital, prestación por hijo...

El Gobierno destina 500 millones de euros para la primera convocatoria de bonos del Kit Digital con el que pymes y autónomos podrán adquirir soluciones tecnológicas

Te recomendamos