Banco Santander duplica su provisión hasta los 1.114 millones de euros para acometer todas las reestructuraciones inicialmente previstas

Ana Botín, presidenta de Santander.
Ana Botín, presidenta de Santander.
Reuters
  • El Banco Santander continua con su plan de reestructuración, si bien la entidad ha aumentado su provisión de fondos para impulsarla hasta los 1.114 millones de euros.
  • EREs y cierres de oficinas constituyen el eje central del programa que sigue la entidad presidida por Ana Botín, que afecta a Reino Unido, Portugal, España y países centroeuropeos.
  • Descubre más historias en Business Insider España.

El Santander sigue con los recortes en Europa y amplía las provisiones para poder llevarlos a cabo. En sus cuentas de enero a junio informa de una provisión para reestructuraciones de 1.114 millones de euros, según explica, estos ajustes se van a llevar a cabo principalmente en Reino Unido y Portugal.  

La entidad ya adelantó en las cuentas del primer trimestre un cargo de 530 millones de euros correspondiente a los costes de reestructuración previstos para el conjunto del año. En concreto, 293 millones para Reino Unido, 165 millones para Portugal, otros 16 millones para Digital Consumer Bank y 56 millones para el Centro Corporativo. Pero esta dotación ha sido insuficiente y se ha ampliado.  

El banco que preside Ana Botín anunció el pasado mes de marzo una reducción de personal y oficinas en Reino Unido. En concreto, que cerraría 111 sucursales a finales de agosto, lo que dejará a Santander UK con una red de 452 oficinas. Asimismo, se estimó que se perderían unos 600 puestos de trabajo. 

Sin embargo, en el informe trimestral del banco se refleja que en marzo había 21.581 empleados en su filial británica y en junio, 20.870, es decir, ya han salido 711 trabajadores. También se aprecia que ya se han cerrado 11 oficinas.

En el mismo periodo, de marzo a junio, la plantilla de Portugal pasa de 6.245 a 6.049, lo que supone una diferencia de 196 personas. Las mismas han salido del banco antes de que el Santander empiece a aplicar el ERE. 

La filial lusa puso en marcha en junio un plan de salidas para 685 trabajadores, pero de momento no se ha ejecutado según explican fuentes financieras. También en este país se ha cerrado 20 oficinas.  

Todos estos ajustes se enmarcan dentro del proyecto One Santander en Europa, mediante el cual prevé reducir 1.000 millones de euros en costes para 2022 en sus cuatro principales mercados europeos: España, Reino Unido, Polonia y Portugal. 

El macro ERE europeo solo se ha ejecutado a medias

Estos planes fueron anunciados en octubre de 2020 por la presidenta, y solo dos meses después, el banco cerró en España su mayor ERE hasta la fecha, el mismo ha afectado a 3.572 empleados que han dejado sus puestos de trabajo este 2021. También se acordó el cierre de 1.033 oficinas y ya se han cerrado casi todas.  

Para ejecutar este plan el banco provisionó en el cuarto trimestre 700 millones. En noviembre, el Banco Santander anunció que también habría 2.000 salidas en Polonia hasta 2022. Entre marzo y junio han salido 374 y se han cerrado 20 oficinas.  

Aunque el macro ERE europeo solo se ha ejecutado a medias, el banco ya cuenta con un 10% menos de plantilla en estos cuatro mercados con respecto hace un año. De junio a junio, han salido 3.572 empleados del banco en España, 2.379 en Reino Unido, 1.036 en Polonia y 457 en Portugal. En total, 7.441 empleados menos. También se han cerrado 1.500 oficinas en los cuatro países.   

Artículo en Economía Digital

Otros artículos interesantes:

El Supremo condena al Banco Santander a devolver más de 900.000 euros a un electricista por falta de transparencia

Banco Santander registra los primeros números rojos de su historia tras realizar un saneamiento contable de 12.600 millones por el coronavirus

Ana Botín asegura que el Santander "está en una liga distinta" y descarta fusiones con otros bancos españoles