Pasar al contenido principal

Banco Santander entra en la puja por hacerse con su Ciudad Financiera

Ciudad Financiera del Banco Santander
Europa Press

Banco Santander ha entrado en la puja por hacerse con su Ciudad Financiera de Madrid, en el marco del proceso de liquidación coordinado de su propietario, Marme Inversiones 2007, según fuentes financieras consultadas por Europa Press.

De esta forma, la entidad presidida por Ana Botín, cuya oferta por su sede en Boadilla del Monte es de un importe sensiblemente inferior a los 3.000 millones de euros, entra en la puja en la que también concurren otros dos fondos: AGC Equity Partners y Sorlinda Investment.

La semana pasada sonó el nombre de Blackstone como posible interesado en adquirir la Ciudad Financiera, pero tras descolgarse de la puja, actualmente solo están sobre la mesa las tres ofertas citadas, según la noticia adelantada por Expansión.

Ahora se abre un nuevo periodo por el cual los tres candidatos tienen opción a mejorar sus ofertas iniciales, aunque las mismas fuentes han precisado que probablemente el proceso se cerrará aproximadamente en un mes.

Santander acordó el 12 de septiembre de 2008 la venta de sus oficinas centrales a Marme Inversiones 2007 por 1.904 millones de euros. Simultáneamente, el banco formalizó con esta sociedad un contrato de arrendamiento por un plazo de obligado cumplimiento de 40 años durante los que la renta, que se fijó en su momento en 6.891 euros al mes, se actualizaría anualmente de acuerdo al IPC.

Asimismo, el contrato incorporaba la opción de compra ejecutable por Santander al vencimiento del periodo de obligado alquiler por el valor de mercado que tuviera la Ciudad Financiera.

No obstante, en marzo de 2014, Marme Inversiones 2007 se declaró en concurso de acreedores, proceso que sería aprobado por el Juzgado en octubre de 2015 y tras lo que se inició un plan de liquidación coordinada.

La Ciudad Financiera de Santander es uno de los activos que aún continaba en poder de Marme Inversiones 2007, por lo que el liquidador convocó una subasta que se inició a comienzos de este verano y cuyas ofertas debían ser recibidas al término de la semana pasada.

Te puede interesar