Pasar al contenido principal

El plan de venta de oficinas Bankia tiene previsto ingresar 280 millones de euros

Resultados de Bankia
Reuters
  • Tras la fusión de Bankia y BMN, la entidad anunció el cierre de 99 oficinas. 
  • Recientemente el banco ha vendido una oficina de Madrid por 59 millones de euros. 
  • La estrategia de Bankia es continuar con las ventas hasta los 280 millones de euros. 

Hace unos días, Bankia hizo historia al vender una oficina bancaria en Madrid por la mayor cifra pagada por un inmueble comercial en España. Pues bien, la entidad que preside José Ignacio Goirigolzarri tiene en balance oficinas en venta que están ya cerradas por importe de 281 millones de euros, según consta en el informe corporativo del pasado ejercicio. Forman parte del paquete de oficinas que se cerraron tras el proceso de fusión de Bankia y BMN iniciado a mitad del año 2017.

Dentro del capítulo “activo material procedente de uso propio” se encuentran determinados activos de uso propio del grupo Bankia que han dejado de formar parte de su red comercial y que cumplen con las condiciones necesarias para su registro como activos no corrientes en venta, toda vez que existe un plan detallado para su enajenación inmediata.

En valor neto, después de restar las pérdidas registradas por deterioro, estas oficinas están contabilizadas por 200,1 millones de euros. No todas las oficinas cuentas con las características singulares de la vendida la semana pasada, ni con su privilegiada situación.

La pasada semana, Bankia procedió al cierre de una operación de venta de una oficina en la madrileña calle de Serrano, por un importe de 59 millones de euros. La oficina está activa y situada en la denominada milla de oro de la capital, en el barrio de Salamanca. La operación se ha cruzado a un precio de 100.000 euros el metro cuadrado.

La oficina tiene 908 metros cuadrados de superficie, incluidos 300 metros de sótano, que están repartidos en tres plantas. Fue adquirida por la firma de moda italiana Prada. La operación se ha llevado a cabo mediante un proceso competitivo en el que han concurrido una veintena de ofertas.

La operación ha sido un caso excepcional al coincidir muchas circunstancias, entre otras la escasez de suelo comercial en el barrio de Salamanca. No es el ejemplo de lo que vaya a suceder con el resto de oficinas que están cerradas en este momento y en proceso de venta ni por ubicación ni por superficie útil.

La unión de Bankia y BMN

En enero de 2018, después de que se inscribiera la fusión en el registro mercantil, la dirección de Bankia trasladó a los representantes sindicales el plan de cierre de oficinas derivado de la integración de BMN en la órbita del grupo, decidida por el accionista común, el FROB, y aprobada por las juntas de accionistas de ambas entidades.

En ese momento, hace ahora un año, Bankia trasladó su intención de cerrar 99 oficinas en toda España, de las que el 72,2% pertenecían a BMN, la unión de las cajas de ahorros de Murcia, Granada y la balear Sa Nostra. Unos meses antes, en diciembre, BMN había anunciado el cierre de 24 sucursales y antes, el de otras 22.

El grueso de esas oficinas cerradas, y que Bankia tiene a la venta, se concentra en la Comunidad Valenciana (49 sucursales), Baleares (35, de las ellas 21 en Palma de Mallorca) y 31 en Andalucía. En Murcia el cierre afectó a 16. En Madrid, apenas se contabilizan siete. BMN se integró en Bankia aportando 811 oficinas comerciales, de las que 118 han sido cerradas ya.

A cierre del primer trimestre, Bankia tenía operativas un total 2.298 oficinas, con una plantilla de 16.069 empleados. Desde su creación en el año 2010, Bankia ha realizado diferentes procesos de reducción de plantilla y oficinas. En el momento de su nacimiento, en el año 2010, disponía de 4.450 oficinas y cerca de 26.000 empleados.

   

Artículo Original de Economía Digital

Y además