Pasar al contenido principal

Estas baterías gestadas en el MIT están llamadas a duplicar la autonomía de los coches eléctricos

bateria baterias coche electrico
Nissan
  • Dos empresas del MIT (Massachusetts Institute of Technology) desarrollan una batería más pequeña y ligera que permite almacenar el doble de energía.
  • Pellion Technologies ya ha comenzado a comercializar esta batería que podría ampliar la autonomía de un coche Telsa de 400 a 800 km.
  • Esta tecnología sustituye el ánodo de grafito habitual de las baterías de ion litio por una capa de metal de litio, que reduce el riesgo de sobrecarga o incendio.

La guerra tecnológica por lograr mejores sistemas de almacenamiento energético se librará en los próximos años. Son muchos los grupos de investigación y grandes empresas que están trabajando codo con codo para desarrollar baterías con mayor capacidad de carga, más eficientes, más pequeñas y más ligeras. A día de hoy, las baterías que existen pueden cargar teléfonos móviles u ordenadores portátiles, pero todavía no confieren demasiada autonomía al coche eléctrico o a los drones.

Actualmente, un coche eléctrico es capaz de recorrer entre 500 y 600 km sin necesidad de recargar la batería. Sin embargo, el elevado tiempo de recarga sigue siendo un lastre para su adopción. La industria corre, con prisa, para desarrollar nuevas baterías que permitan mejorar estas cifras: mejorar la autonomía y mejorar el tiempo de carga.

Pellion Technologies o SolidEnergy Systems, ambas empresas creadas en el entorno al MIT (Massachusetts Institute of Technology) en Estados Unidos, están trabajando en un nuevo tipo de baterías cuya principal novedad es la mejora en su rendimiento: estas baterías de litio-metal pueden almacenar el doble de energía que las de litio.

Las baterías de litio-metal permitirán duplicar la autonomía de los coches eléctricos

plataforma meb vw
Volkswagen

Estas nuevas baterías utilizan una capa de metal de litio ultradelgada en sustitución del ánodo de grafito habitual. Este ánodo de grafito se utiliza para evitar la reactividad que presenta el litio a casi cualquier elemento, que podría hacer que la batería se incendie. Es decir, el grafito aisla el litio del ambiente.

Leer más: Estos son los 8 coches eléctricos que están llamados a ser los protagonistas en 2019

Desde Pellion Technologies han conseguido sustituir el grafito por una capa de metal de litio, lo que le permite almacenar el doble de energía. Pellion Technologies afirma que su nueva batería tiene una densidad de energía de 1.000 vatios-hora por litro o 400 vatios-hora por kilogramo, frente a las baterías de Tesla o Audi cuyas celdas tienen una densidad de energía de 600 vatios-hora por litro y 200 vatios-hora por kilogramo. Dicho de otro modo, estas baterías tienen el potencial para conferir a un coche Tesla una autonomía de 800 km con una sola carga, en lugar de los actuales de 400 km.

En cualquier caso, estas características hacen que las baterías gestadas en el MIT se conviertan en una tecnología prometedora para los vehículos eléctricos, si bien todavía es pronto para comenzar a hablar de su implementación en los vehículos eléctricos. Aunque otras startups han hablado durante años sobre el desarrollo de baterías de litio-metal, ninguna ha superado las fases de desarrollo o prueba. Sin embargo, Pellion ya comercializa su batería.

La batería de iones de litio se llama así por utilizar iones de litio que se mueven entre los dos electrodos, el ánodo y el cátodo, cuando la batería se carga y se descarga.  En el caso de la batería litio-metal de Pellion Technologies, los iones de litio se liberan dentro del cátodo. En la primera carga, los iones viajan desde el cátodo y se depositan en una capa finísima de metal de litio en el ánodo de cobre.

Leer más: Para los ecologistas el coche eléctrico es el único que puede salvar al planeta

Esta tecnología reduce el riesgo de incendio o de sobrecarga. Otra de las ventajas es que la base de las baterías de Pellium Technolgy es idéntica a la de cualquier otra batería de ion de litio, por lo que su proceso de fabricación es similar.  Lamentablemente, también tiene sus inconvenientes: el tiempo de carga sigue siendo demasiado alto y, además, el ciclo de vida de este tipo de baterías está en entredicho: Pellion solamente asegura 50 ciclos de carga y descarga.

Sin duda las baterías de litio-metal prometen dar muchas alegrías a los coches eléctricos o los drones. Es una de las soluciones que más probabilidades tienen de mejorar notablemente la autonomía de los vehículos eléctricos. 

Y además