El peor de los escenarios de la guerra en Ucrania: el BCE prevé una inflación por encima del 7% en la eurozona, ¿cuáles son las 3 hipótesis que maneja?

La población civil se entrena para lanzar cócteles molotov en la ciudad ucraniana de Yitomir
La población civil se entrena para lanzar cócteles molotov en la ciudad ucraniana de Yitomir

REUTERS/Viacheslav Ratynskyi

La guerra de Rusia en Ucrania puede llevar al Viejo continente a una espiral inflacionaria, el golpe de gracia para la recuperación económica tras dos años de pandemia. 

Hace menos de 3 meses, el Banco Central Europeo calculaba que la inflación de la eurozona cerraría en el 3,1% este año. Ahora, cree que escalará hasta el 5,1%, pero en el peor de los escenarios de la guerra en Ucrania podría dispararse al 7%, un dato históricamente alto.

Para enfriar la inflamación de precios, el BCE ha anunciado hoy que restringirá sus compras de deuda. Y si para entonces la situación no mejora, podría cortar por lo sano con las compras en verano.

Dada la gran incertidumbre que rodea al impacto del conflicto en Ucrania en las economías del euro, el BCE ha preparado 3 estimaciones para la inflación. 

Estos son los 3 escenarios del BCE para la inflación

En el mejor de los casos, el actual, el PIB de la eurozona crecería un 3,7% este año (por debajo del 4,2% que anticipaba en diciembre) y un 2,8% en 2023, y la inflación subirá un 5,1% en 2022.

Escenario adverso: si se imponen sanciones más estrictas a Rusia y esto afecta en interrupciones en las cadenas de valor. Si los cortes en el suministro de gas elevan el precio de la energía y producen recortes en la producción en la eurozona. 

Esta situación frenaría el crecimiento de la economía al 2,5% este año y al 2,5% el que viene, mientras que la inflación se dispararía un 5,9%.

Escenario severo: si los cortes de suministro de gas generaran una reacción más fuerte de la esperada en los precios de la energía, y esto lleva a una revisión más intensa de los precios en los mercados financieros y a mayores efectos de segunda ronda por el aumento de precios.

En este caso, el PIB de la eurozona crecería un 2,3% en 2022 y 2023, mientras que para 2024 la expansión de la actividad sería del 1,9%. En cuanto a la evolución de los precios, el BCE anticipa una escalada hasta el 7,1% este año, y una moderación al 2,7% en 2023 y al 1,9% en 2024.

Te recomendamos