Uber usó un 'botón del pánico' para evitar que se accediera a sus datos durante los registros de la policía, según documentos filtrados

El ex CEO de Uber, Travis Kalanick, sale de un juzgado en febrero de 2018 en San Francisco, California.
El ex CEO de Uber, Travis Kalanick, sale de un juzgado en febrero de 2018 en San Francisco, California.

Elijah Nouvelage/Getty Images

Uber tenía una estrategia secreta conocida a nivel interno como 'botón del pánico' con el que vetaba el acceso a sus datos ante los registros que las policías de varios países europeos emprendieron sobre la compañía. Es otra de las cuestiones que se han sabido tras la filtración de miles de archivos internos de la multinacional a la que han accedido un consorcio de medios.

Los archivos sugieren que Uber activó ese singular protocolo al menos 12 veces en todo 2017, cada vez que las autoridades trataron de investigar las singularidades de esta app de vehículos compartidos, que era ilegal en varios países, según detalla algunos de estos medios, como The Guardian, en la exclusiva publicada este domingo.

Altos ejecutivos de la compañía, como uno de los fundadores y antiguo CEO, Travis Kalanick, o el actuar responsable de Uber Eats, Pierre-Dimitri Gore-Coty, estuvieron involucrados en esta práctica, que fue examinada y aprobada por los abogados de la plataforma.

Uber dejó de usar este 'botón del pánico' cuando Dara Khosrowshahi fue nombrado CEO de la compañía en 2017, según ha reconocido un portavoz de la multinacional al consorcio de medios que han revelado la filtración.

"Era joven, no tenía experiencia y demasiado a menudo seguí la dirección que me marcaban mis superiores a pesar de su ética cuestionable", lamenta el propio Gore-Coty en declaraciones a The Guardian, incidiendo en que lamenta "muchas de las técnicas que se emplearon para conseguir una reforma regulatoria sobre los vehículos con conductor al comienzo de la polémica".

Este hallazgo es uno de tantos que se han publicado este domingo en un consorcio de medios, fruto de una investigación global basada en la filtración de 124.000 documentos de la compañía filtrados a The Guardian y compartidos con otras cabeceras. En España, el diario El País y La Sexta han accedido a este material.

"No tenemos excusa para el comportamiento pasado, que claramente no está en línea con nuestros valores del presente", defiende Jill Hazelbaker, responsable de Marketing y Asuntos Públicos de la compañía en un comunicado compartido con Business Insider. "En su lugar, animamos a los lectores a juzgarnos por lo que hemos hecho en los últimos 5 años y por lo que haremos en los años venideros".

En los últimos años, Uber ha intentado redimirse de una serie de escándalos, demandas e investigaciones que llegaron a su punto álgido en 2017, bajo el liderazgo de Kalanick.

Aquel agitado año provocó el nombramiento del hoy actual CEO de la compañía, Dara Khosrowshahi, cuyo principal propósito es desde entonces "transformar todos los aspectos sobre cómo opera Uber", incide Hazelbaker en el comunicado remitido a los medios.

Otros artículos interesantes:

Probamos Fasfú Burgers, la 'dark kitchen' e Luisito Comunica, uno de los 'youtubers' más conocidos en América Latina

Las cosas más extrañas olvidadas en un Uber: de una dentadura postiza a una tortuga gigante

Un 'youtuber' crea la IA más cruel de la historia tras entrenarla con mensajes de 4chan

Te recomendamos