Pasar al contenido principal

'Bright Line Eating', la dieta para adelgazar y perder peso de los adictos a la comida

Cómo perder peso si eres adcito a la comida
Joana Lopes/Shutterstock
  • Perder peso y adelgazar es un trabajo difícil, pero para algunas personas puede ser especialmente complicado.
  • Susan Peirce Thompson, una científica cognitiva que luchó durante décadas con su peso, aboga por un enfoque radical de la alimentación que va en contra de la sabiduría nutricional popular.
  • En lugar de "todo con moderación", Thompson aconseja a sus clientes que establezcan límites claros con alimentos con los que se corre un alto riesgo de sobrepasarse.
  • El enfoque no sirve para todo el mundo, advierte, pero podría ser un "camino hacia la libertad de comer" para muchas personas.

Susan Peirce Thompson luchó durante décadas para perder peso. Intentó todo, desde libros de dietas y regímenes de entrenamiento rígidos hasta correr un maratón. Ella incluso consideró recurrir a un bypass gástrico, una cirugía intensiva que puede implicar meses de asesoramiento, preparación y entraña riesgos. 

En ese camino un día encontró un programa de 12 pasos orientado a la adicción a la comida que activó la bombilla: las reglas convencionales sobre comer "todo con moderación" simplemente no servían para ella. Thompson necesitaba reglas reales, rígidas para adelgazar.

Desde entonces, Thompson se ha dedicado a charlar y conocer personas que han enfrentado luchas similares a la suya con la comida. Ella aboga por un enfoque radical de los alimentos al que ha bautizado como "Bright Line Eating" —Línea clara para comer—.

Esta dieta o programa de alimentación no es para todos, advierte su creadora, está dirigido específicamente a las personas que quieren adelgazar y que han estado luchando durante años con su peso y que se ven envueltos en una batalla interna constante en la que se reprochan a sí mismas por haber comido más de lo que inicialmente habían planeado.

Thompson se encontraba en este círculo negativo una y otra vez mientras luchaba por perder peso. Se decía a sí misma que comería solo una porción de pizza, y unos minutos más tarde volvía a buscar otra ración, a pesar de los repetidos intentos de evitarlo.

Leer más: Qué puedes hacer para perder peso y no es ejercicio físico

Años de trabajo —y tras una licenciatura y un máster en ciencias cognitivas— la ayudaron a encontrar la herramienta que necesitaba para lograr sus objetivos alimenticios: un conjunto de líneas brillantes y claramente definidas.

"Si usted es un fumador de dos paquetes al día, no puede simplemente moderarse. Necesita un límite inequívoco contra los cigarrillos que no cruzar", declara Thompson. "Lo mismo se aplica a los alimentos para ciertas personas".

Alimentos sobre los que Thompson tiene una norma clara en contra

El enfoque de Bright Line es drástico y no está destinado a todos, agrega Thompson.

Cómo perder peso si eres adcito a la comida
Shutterstock

Pero para su creadora ha sido el único que le ha funcionado. Al establecer límites duros contra ciertos alimentos, particularmente los que no nos llenan, finalmente se sintió capaz de cumplir sus promesas y alcanzar sus metas para perder peso.

"Para algunas personas no comer ningún tipo de estos alimentos puede ser un camino a la libertad. Al igual que los fumadores, después de dejar de fumar, eventualmente pueden llegar a un punto en que se sienten libres", afirma Thompson.

Los alimentos que evita son muchos de los mismos que muchos dietistas licenciados declaran que son los más fáciles de comer en exceso.

Los estudios científicos en poblaciones más grandes también sugieren que estos alimentos están relacionados con el aumento de peso en la población general, a pesar de estar ampliamente disponibles en las tiendas de comestibles, restaurantes y cadenas de comida rápida. Su lista de alimentos prohibidos incluye comidas procesadas ​​como barras de cereales, así como cualquier artículo rico en azúcar o harina. Pero el azúcar y la harina pueden acechar en docenas de otros alimentos que no debes sospechar. La salsa de tomate, la salsa barbacoa, el yogur con fruta en la parte inferior y los batidos son elementos que Thompson aconseja a algunas personas eliminar por completo de sus dietas.

"Es realmente fácil pensar que no estás comiendo azúcar y harina cuando realmente sí lo haces", revela Thompson.

Comer azúcar, anhela más

La noción de que los carbohidratos procesados ​​son malos para nosotros porque su consumo moderado es muy difícil no es radical.

Cómo perder peso si eres adcito a la comida
Shutterstock

En el libro "Grocery: La compra y venta de alimentos en Estados Unidos", Roxanne B. Sukol, médico de Cleveland Clinic y directora médica de su empresa de bienestar, declaraba al autor y chef Michael Ruhlman que los "carbohidratos despojados" como pan blanco y arroz blanco eran su principal preocupación nutricional.

Alimentos como estos, afirmaba Sukol, deberían llamarse "despojados" porque han sido "despojados de toda su nutrición",  a Ruhlman.

La investigación científica también ha vinculado las dietas altas en carbohidratos refinados con el aumento de peso y la obesidad.

Los autores de una revisión de 50 estudios sobre dieta y aumento de peso publicados en la revista Food and Nutrition Research encontraron que, de media, a más carbohidratos refinados (como el azúcar y la harina) ingeridos, mayor era el peso que tendía a ganar una persona en el periodo del estudio. Del mismo modo, los investigadores que están detrás de una gran revisión de 68 estudios publicados en el British Medical Journal descubrieron que cuanto más azúcar consume alguien, más pesa.

Leer más: Esto es lo primero que tienes que eliminar de tu dieta si quieres adelgazar y perder peso

En otras palabras, la cantidad de azúcar en la dieta de un participante podría usarse para predecir su peso aproximadamente, hallaron los investigadores. El vínculo se vuelve más claro cuando observamos la forma en que nuestro cuerpo procesa los carbohidratos simples y el azúcar. Por lo general, los alimentos que los contienen nos tientan a comer más incluso cuando ya hemos tenido suficiente.

Cuando comemos carbohidratos o azúcar, el proceso involucra al páncreas. Ese pequeño órgano en forma de patata bombea insulina, una hormona que absorbe parte del azúcar que flota en nuestro torrente sanguíneo. Pero cuando consumimos grandes cantidades de cualquiera de estos ingredientes, el páncreas no da a basto y bombea tanta insulina que termina requiriendo más carbohidratos o azúcar.

Edward Damiano, un investigador de la diabetes y profesor de ingeniería biomédica en la Universidad de Boston, lo llama "el efecto de la insulina". En pocas palabras, si comes azúcar, entonces deseas más.

La mayoría de las personas pueden no necesitar eliminar por completo estos elementos de su dieta, como aconseja Thompson, pero probablemente sea una buena idea controlar su consumo.

Qué comer en lugar de azúcar y carbohidratos simples

En lugar de azúcar y carbohidratos simples, la mayoría de los médicos y dietistas recomiendan comer más grasas, proteínas y fibra. Thompson está de acuerdo.

Cómo perder peso si eres adcito a la comida
Flickr/With Wind

"Es bastante básico", afirma Thompson. "Proteínas, vegetales y un poco de grasa. Entera. Real. Comida".

A diferencia del azúcar, los ingredientes como los huevos enteros, los vegetales de hoja verde y los frutos secos indican al cerebro y al cuerpo que ya hemos tenido suficiente. Además de hacer que nuestros estómagos se sientan más llenos, también ayudan a mantener constantes los niveles de azúcar en la sangre, lo que conserva los niveles de energía y frena los antojos antes de que comiencen.

"Hay una cosa que sabemos sobre las grasas", escribió Aaron Carroll, profesor de pediatría de la Facultad de medicina de la Universidad de Indiana, en el libro "La Biblia de los alimentos malos: cómo y por qué comer pecaminosamente". "El consumo de grasa no causa aumento de peso. Por el contrario, en realidad podría ayudarnos a quitarnos algunos kilos".

Eso significa que alimentos como el aguacate y el salmón probablemente tengan un espacio saludable en una dieta. Aparte de esos ingredientes, la investigación sugiere comer muchas verduras, especialmente verduras crujientes como el repollo y el brócoli, así como proteínas como los huevos. Dependiendo de si se está buscando activamente perder peso, los granos integrales y los productos como las batatas también podrían tener un lugar en su dieta.

Leer más: Las mejores formas de perder peso y no recuperarlo, según la ciencia

Este enfoque ha ayudado a Thompson a lograr sus objetivos y espera que también pueda ayudar a otras personas a reducir su peso.

"Las personas no son todas iguales en lo que respecta a la comida. Para muchas personas, lo que estoy describiendo sería una locura. Es exigente y restrictivo", declara Thompson.

"Pero para las personas que están perdiendo el control sobre lo que comen a pesar de sentirse exitosas en otras áreas de sus vidas, para estas personas, podría ser una respuesta a toda una vida de confusión. Lo fue para mí".

Te puede interesar