Pasar al contenido principal

Caída en bolsa: el Ibex 35 pierde los 10.000 puntos

 Vista de un panel de la Bolsa de Madrid que muestra la evolución del IBEX 35, principal indicador de la Bolsa española.
Vista de un panel de la Bolsa de Madrid que muestra la evolución del IBEX 35, principal indicador de la Bolsa española. EFE/ Emilio Naranjo

Las bolsas europeas han seguido la estela del Dow Jones y han cerrado una nueva sesión en rojo. Después de que el Dow Jones acabara una sesión con una caída del 4,6% el lunes, que la convirtió en la la mayor caída en puntos de sus historia, el contagio llegó a las bolsas europeas (previo paso por las asiáticas). El Ibex 35 ha comenzado la sesión con caídas de un 3% perdiendo los 10.000 puntos. Aunque conforme avanzaba la sesión el selectivo suavizaba las pérdidas y cae alrededor del 1,5%. Finalmente, el selectivo español ha acabado la sesión con una caída del 2,5% lo que le lleva a niveles de marzo de 2017 al quedarse en los 9.810 puntos. 

Dentro del Ibex 35, los valores han comenzado cotizando en rojo todos los valores. Finalmente, han acabado la sesión todos en rojo menos Siemens Gamesa que ha subido un 0,56%. Entre los grandes valores, Telefónica ha caído un 2,56%; Repsol se ha dejado un 2,97%; Gas Natural ha cedido un 3,57% e Iberdrola ha bajado un 3,96%. 

Leer más: Estas son las tres teorías que explican por qué cae Wall Street y lo que significa para la economía

Por su parte, la banca también ha terminado la sesión en negativo. BBVA ha caído un 2,34%; Santander se deja un 2,92%; Bankia pierde un 1,82%;  Sabadell cede un 1,62% y Caixabank retrocede un 2%. 

Una caída en la línea de las bolsas europeas donde principales parqués europeos también han acabado la sesión en rojo: el DAX se ha dejado un 2,32%, el MIB italiano ha retrocedido un 2%, el CAC francés ha cedido un 2,3% y el Footsie británico ha bajado un 2,64%. 

Los analistas ya advertían antes del comienzo de la sesión que la volatilidad estaba alta en el mercado, por lo que las caídas eran previsibles. El índice VIX, el que mide el grado de volatilidad de las bolsas, marcaba al comienzo de esta sesión un pico que le llevaba lejos de los valores registrados en días anteriores. 

Las bolsas europeas se contagian así de la sesión negra vivida en los mercados estadounidenses. El Dow Jones vivió ayer una sesión que le llevó a registrar la peor caída en puntos de su historia.

Detrás de este desplome, los analistas observan varias razones. Por un lado, se nota la subida de tipos de interés que prepara la Reserva Federal de Estados Unidos. A esto se suma que los bonos estadounidenses están viendo aumentar su rentabilidad, lo que podría llevar a un trasvase de dinero de la bolsa a la renta fija (un activo más seguro). 

"El rendimiento de los bonos del Tesoro a 10 años alcanzó el viernes un máximo de cuatro años en 2,852%, después del fuerte informe de empleo de Estados Unidos, aumentaron las preocupaciones de la Reserva Federal que podría aumentar los tipos de interés para frenar la inflación en la próxima intervención el 21 de marzo", apuntaba Sergio Ávila, analista de IG en una nota a los inversores. "La preocupación por el aumento de los rendimientos de los bonos provocó caídas en las bolsas americanas", añadía el analista. 

El presidente de Analistas Financieros Internacionales, Emilio Ontiveiros, explicaba en declaraciones a la Cadena Ser que los inversores están viendo una recuperación de la economía y se llevan el dinero a otros activos. Apuntaba además que era normal un contagio a las bolsas europeas porque actualmente las carteras son globales y tranquilizaba los ánimos apuntando que esta situación no es la misma que la vivida durante la crisis porque ahora el mercado cuenta con mucha liquidez en búsqueda de inversiones y los fundamentales de la economía son buenos

Leer más: Así se compara el último batacazo del Dow Jones con sus mayores caídas

Antonio Sales, analista de XTB, coincide que está habiendo un "trasvase de inversiones de la renta variable a la renta fija". "La economía funciona bien, la Reserva Federal sube tipos y los bonos empiezan a ser más atractivos de lo que eran antes", apunta a Business Insider. A esto se suma un cierto nivel de "sobrecompra" en las bolsas estadounidenses en estas últimas semanas mientras que los mercados europeos llevaban unas sesiones donde ya habían vivido correcciones.

Para las próximas sesiones, Sales ve que puede haber algunas sesiones en las que el mercado siga bajando en una bolsa marcada por la "volatilidad" aunque considera que se verá una recuperación de los niveles previos para lo que no cree que haya que esperar meses, sino semanas. 

Te puede interesar