Pasar al contenido principal

Calviño asegura que España ha movilizado más crédito para las empresas con los avales del ICO que Alemania y Reino Unido

Nadia Calviño, vicepresidenta de Asuntos Económicos
Nadia Calviño, vicepresidenta de Asuntos Económicos REUTERS/Lucas Jackson
  • La vicepresidenta económica, Nadia Calviño, anuncia que solo Francia supera a España en crédito movilizado para las empresas a través de los avales del ICO, por encima de Alemania y Reino Unido.
  • Calviño ha apostado porque las “redistribuciones de las cargas de trabajo” después de la pandemia de coronavirus se realicen reduciendo "las horas trabajadas y no los puestos de trabajo".
  • La desescalada de varias zonas y sectores y los datos de afiliación de mayo muestran que la economía se está comportando según las previsiones del Gobierno, según Calviño, que prevé que la recuperación de la crisis del coronavirus en España tenga el "perfil de V asimétrica".
  • Además, la vicepresidenta ha defendido la propuesta de fondo de reconstrucción presentada por la Comisión Europea y ha descartado que se vayan a imponer reformas a España.
  • Descubre más historias en Business Insider España.

La vicepresidenta económica, Nadia Calviño, ha defendido este jueves las medidas puestas en marcha por el Gobierno para proteger al tejido productivo y al empleo ante el impacto del coronavirus y ha anunciado que solo Francia supera los 65.000 millones de euros de créditos movilizados para las empresas españolas a través de los avales públicos a través del Instituto de Crédito Oficial (ICO).

"Nuestro programa supera el crédito movilizado en Reino Unido y Alemania, que solo supera Francia, mientras que Italia no ha publicado datos al respecto", ha asegurado la vicepresidenta en una conferencia organizada por el Consejo General de Economistas, que ha añadido que "al comparar con otros países, vemos que el volumen de recursos permite mantener el tejido productivo".

Leer más: España ya ha comprometido más de un 11% de su PIB en los planes de estímulo para paliar la crisis del coronavirus: así se compara por países la factura fiscal de la pandemia

A pesar de que ha reconocido que el clima de incertidumbre dificulta las previsiones, Calviño ha destacado que "las zonas y sectores que avanzan a la desescalada muestran lo que preveíamos", al igual que el repunte en la afiliación a la Seguridad Social en el mes de mayo. Por ello, ha afirmado que "si la desescalada continúa por la misma senda, la economía española seguirá recuperándose con un perfil de V asimétrica".

De este modo, sus previsiones pasan por un retorno al crecimiento en 2021, aunque para ello la responsable económica del Gobierno ha precisado que será necesario que continúe la desescalada, el control de la pandemia, la recuperación de la economía mundial y que "acertemos en Europa con las medidas para paliar la crisis".

En cuanto a la propuesta de la Comisión Europa para crear un fondo de reconstrucción de 750.000 millones de euros contra el coronavirus, Calviño ha defendido que se trata de un volumen de ayudas "sin precedentes" y que se trata de "una buena base para empezar a negociar", reconociendo que hay países que se muestran reticentes a la deuda conjunta o al reparto de transferencias

"El elemento fundamental es que estamos todos en el mismo barco", ha afirmado Calviño, que han recordado que todos los países de la UE prevén que su PIB caiga este año y que "todos son conscientes de que hay que proteger mercado interior y de que nuestras cadenas de valor están integradas, somos conscientes de que al vecino le tiene que ir bien para que a mí me vaya bien".

La vicepresidenta ha señalado que la reconstrucción en Europa se basará en los planes de reformas que presente cada país, por lo que ha afirmado que "serán reformas que no nos imponen, que somos conscientes de que hay que abordarlas, como la ley de cambio climático, el ingreso mínimo vital o la estrategia de economía circular". Además, ha señalado que "nos financiamos a condiciones muy favorables porque los mercados confían en el proyecto del Gobierno", destacando la bajada de tipos en las últimas subastas de deuda. 

En el plano nacional, Calviño ha explicado además los resultados de las 3 líneas de acción del Gobierno, garantizar liquidez a las empresas, sostener el empleo y apoyar las rentas de las familias. Por ello, ha destacado que la banca ha concedido más de 750.000 moratorias de crédito, de las que una tercera parte corresponden a hipotecas, y ha señalado que 3 millones de trabajadores continúan bajo el régimen de los Expedientes de Regulación Temporal de Empleo (ERTE).

También ha destacado que la prestación extraordinaria de cese de actividad para autónomos ha facilitado ingresos mínimos a 1 millón de trabajadores por cuenta propia, "lo que explica su muy limitada caída de afiliación". En su opinión, "estas medidas tienen coste fiscal alto, pero son imprescindible para afrontar la pandemia y amortiguar la inevitable caída de la economía este año".

Respecto al futuro del mercado laboral, Calviño ha señalado que "la caída de la ocupación es menos intensa que en 2008 a pesar de que la caída del PIB es más intensa". Además, ha apostado porque las “redistribuciones de las cargas de trabajo” después de la pandemia de coronavirus y tras el fin de los ERTE se realicen reduciendo "las horas trabajadas y no los puestos de trabajo".

La vicepresidenta ha destacado que el Gobierno ha reforzado los planes de choque para sectores estratégicos como turismo o automoción. En el caso del turismo, ha afirmado que "la primera medida fue reforzar los créditos de la línea Thomas Cook para proporcionar financiación al sector," destacando que, añadiendo el efecto de los avales públicos y los ERTE, "de los que el turismo absorbe la mayoría", se han destinado 12.000 millones de euros en ayudas al sector.

Nadia Calviño ha defendido "reorientar el modelo productivo con un nuevo contrato social que pase por transición ecológica, la digitalización, que permite luchar contra las brechas sociales y territoriales", la mejora de la educación, la innovación y la lucha contra el reto demográfico, destacando que su Gobierno lleva 2 años abordando estas medidas.

Leer más: Desde el IRPF al impuesto a las grandes fortunas: estos son todos los impuestos que estudia subir el Gobierno para hacer frente al coronavirus

La vicepresidenta ha afirmado que hay 6 pactos sobre la mesa en los que el Ejecutivo ha "tendido la mano a partidos, comunidades autónomas, corporaciones locales y agentes sociales", centrados en la transición ecológica, la industria, el emprendimiento y la digitalización, el empleo y la formación profesional, la innovación y la ciencia, el medio rural y los servicios públicos, que ha considerado "esenciales para un crecimiento más sostenible e inclusivo".

Además, ha anunciado que "tenemos planes desde hace 2 años para crear 2 consejos asesores", uno dedicado a asuntos económicos y otro sobre inteligencia artificial, al tiempo que ha destacado que reactivarán el consejo asesor de Telecomunicaciones y para la Sociedad de la Información, que no se reúne desde 2015. "Nadie sobra, todos podemos sumar si queremos tener éxito en terreno económico de la misma manera que estamos controlando el virus en el terreno sanitario", ha señalado.

En cuanto a la reforma laboral, Calviño ha recalcado que la medida se modificará "en el momento adecuado y en búsqueda de acuerdo con los agentes sociales". Además, ha defendido que las políticas fiscales del Gobierno se alinean con las de la UE y ha señalado que es "urgente poner en marcha" el impuesto a las transacciones financieras y la llamada Tasa Google, que ha recibido este jueves el respado del Congreso de los Diputados.

Y además