Brian Chesky, CEO de Airbnb, acaba de anunciar que los empleados podrán teletrabajar para siempre: considera que las oficinas son "de una época predigital"

El cofundador y consejero delegado de Airbnb, Brian Chesky.
El cofundador y consejero delegado de Airbnb, Brian Chesky.

Kimberly White/Getty Images

Para el CEO de Airbnb, Brian Chesky, trabajar en la oficina es ya una reliquia del pasado.

En una entrevista para Time publicada el domingo, Chesky señaló que cree que la oficina es "una forma anacrónica" y que es "de una era pre-digital". 

Sus comentarios se producen después de que Airbnb anunciara la semana pasada que dejará que los empleados teletrabajen para siempre sin recorte salarial, citando la capacidad de ampliar su reserva de talento y señalando que la compañía tuvo su período de 2 años más productivo mientras trabajaba a distancia. 

"Creo que la oficina, tal y como la conocemos, se ha acabado", aseguró a Time. "No podemos intentar aferrarnos a 2019 más que a 1950. Tenemos que avanzar".

Y continuó: "Si la oficina no existiera, me gusta preguntar, ¿la inventaríamos? Y si lo inventáramos, ¿para qué se inventaría? Evidentemente, la gente va a seguir yendo a los hospitales a trabajar, va a seguir yendo a las cafeterías a trabajar, esos espacios tienen todo el sentido. Pero creo que para alguien cuyo trabajo es en un portátil, la pregunta es, bueno, ¿qué se supone que hace una oficina?".

Poco después de anunciar que en Airbnb se teletrabajará al 100%, Chesky dijo que la web de empleo de la compañía recibió más de 800.000 visitas.

En enero, Chesky dijo que estaba "viviendo en un Airbnb", trabajando desde varias ciudades de Estados Unidos. En su entrevista con Time el domingo reconoció que todavía habrá cierta necesidad de oficinas, pero concluyó que esta "tiene que hacer algo que una casa no pueda hacer".

"La gente seguirá yendo a las oficinas, pero será para fines diferentes, para espacios de colaboración", apuntó.

Chesky comentó a Time que trabajar de forma 100% remota puede diversificar la contratación, ya que los empleados pueden estar basados en cualquier lugar, pero también puede hacer que algunos empleados se sientan aislados de sus compañeros de trabajo y de la empresa.

Aunque indicó que es necesario llegar a un compromiso, cree que hay fallos en el modelo de trabajo híbrido común de hacer que los empleados trabajen desde la oficina 3 días a la semana, un sistema que utilizan empresas como Google y Apple.

La alternativa de Airbnb a este modelo es que los empleados se reúnan en persona, aproximadamente, una semana por trimestre.

Me convertí en multimillonario gracias a Airbnb y ahora facturo 550.000 euros al mes: así monté mis primeras propiedades sin tener que comprarlas ni ser dueño de ellas

"Mi predicción es que 3 días a la semana se convierten en 2 días a la semana, y 2 días a la semana se convierten en un día a la semana, y muy pronto ¿estás realmente en un mundo híbrido, o estás mayoritariamente un mundo remoto?", señaló. 

"La gente no se da cuenta de que esto de estar en la oficina 2 o 3 días a la semana no es demasiado sostenible. Van a notar que hay que tener más en cuenta cuándo se reúne la gente y realizarán acciones para que se reúnan durante una o 2 semanas seguidas".

Otros artículos interesantes:

Soy anfitrión de Airbnb en Ucrania: he recibido 2.700 euros en donaciones en forma de 'reservas' que he usado para apoyar a nuestro ejército

La empresa con la que Elon Musk quiere solucionar el tráfico de las ciudades con túneles levanta 675 millones de dólares de los inversores de Apple, Facebook, Zoom, Airbnb o Reddit

Me he alojado en hoteles de 5 estrellas después de años de Airbnb baratos: estas son las 10 cosas que más me han sorprendido

Te recomendamos