Por qué el chip que impide piratear las Xbox es el arma de Microsoft para frenar los ciberataques a trabajadores en remoto e impulsar su división de seguridad

Un mando de Xbox.

REUTERS/Wolfgang Rattay

Microsoft piensa que el teletrabajo ha llegado para quedarse, y por eso está apostándolo todo con su negocio de ciberseguridad de 13.700 millones de euros.

Los trabajadores en remoto suponen un riesgo mayor que los de oficina, dado que las empresas no pueden controlar las redes y los dispositivos que los empleados usan en sus hogares. De hecho, ese mayor riesgo se está haciendo notar. Según un estudio de Tenable, una empresa del sector, el 74% de sus encuestados que sufrieron un ataque el año pasado lo achacaron al auge del teletrabajo.

En una entrevista con Business Insider, el director de Seguridad Empresarial de Microsoft, David Weston, detalla la estrategia de la multinacional para dominar el segmento de la ciberseguridad en el teletrabajo, que supone trasladar las arquitecturas y herramientas heredadas de la ciberseguridad convencional a los dispositivos y realidad de los empleados en casa.

También significa ayudarse de una pequeña pieza de hardware que inicialmente se había diseñado para evitar que los jugadores de Xbox pirateasen sus videoconsolas o usasen trampas en juegos en línea. Este producto es un buen ejemplo de la nueva estrategia de Microsoft para ofrecer soluciones de ciberseguridad a negocios y a clientes.

Así trabajan los hackers éticos que se dedican a piratear legalmente empresas como Uber, Starbucks o Airbnb

"Las defensas tradicionales se construyeron en torno al hecho de que todos estábamos en el mismo espacio", explica Weston. "El trabajo híbrido ha supuesto un mazazo".

La compañía acaba de anunciar una serie de nuevos productos de ciberseguridad para Windows 11, entre los que se incluyen herramientas que permitirán a las empresas tener más control sobre cómo sus trabajadores emplean los dispositivos.

Esta nueva aplicación de "control inteligente" usará inteligencia artificial para bloquear cualquier app que pueda ser sospechosa en el terminal de empresa de los trabajadores, y una característica llamada "bloqueo de configuración" permitirá apagar el dispositivo si detecta que el usuario intenta desactivar algún elemento clave como el antivirus.

David Weston, director de Seguridad Empresarial de Microsoft.

Junto con esas soluciones, Microsoft también ha anunciado la comercialización de su chip de seguridad, el Microsoft Pluton, pensado originalmente para Xbox. La pieza evita que los jugadores modifiquen sus consolas para hacer trampas en juegos. En un ordenador, el chip pone más difícil a los ciberdelincuentes acceder a la CPU si tienen el dispositivo de la víctima a mano.

Además, Pluton se podrá actualizar automáticamente cuando Windows publique nuevos parches de seguridad, no como ocurre con procesadores de seguridad previos.

Alberto Granados, presidente de Microsoft España: “Desde ahora a 2024, se van a crear 2 millones de empleos en España ligados a la digitalización”

"Queremos segurizarlo todo en el software, pero también en el software del chip y en el software del sistema operativo, que es lo que hace que todo funcione", incide Weston.

El negocio de seguridad de Microsoft impulsó el crecimiento de la compañía el año pasado. El CEO de la tecnológica, Satya Nadella, explicó en la última presentación de resultados que esta división alcance a una gran variedad de clientes, ofreciendo sus soluciones a por ejemplo otros proveedores de servicios como software o infraestructura en la nube.

Otros artículos interesantes:

Los juegos gratis de Xbox Live Gold para marzo de 2022

Los juegos exclusivos de Nintendo Switch, PS5 y Xbox Series X|S de 2021 ordenados de peor a mejor, según la crítica

Los juegos más esperados de 2022 de PS5, Xbox Series X|S, Nintendo Switch y PC

Te recomendamos