Pasar al contenido principal

Una investigación acaba de identificar dos tipos del nuevo coronavirus: el más agresivo se propaga con más rapidez

Miles de personas infectadas por el brote del coronavirus
REUTERS/Kim Kyung-Hoon
  • Dos tipos de coronavirus podrían estar causando la crisis del brote que ya afecta a más de 90.000 personas en todo el mundo. 
  • Es la conclusión de una investigación de científicos de la Universidad de Pekín y el Instituto Pasteur de Shanghái. 
  • Uno de los tipos es más agresivo que el otro y tiene una mayor capacidad de contagio. 
  • Actualmente, el número de contagiados supera los 90.000 y el COVID-19 se ha cobrado más de 3.000 vidas
  • Descubre más historias en Business Insider España.

Científicos de la Universidad de Pekín y el Instituto Pasteur de Shanghái han estado estudiando el brote de COVID-19 y sus resultados apuntan a que hay dos tipos de coronavirus que podrían estar causando las infecciones en todo el mundo, según el estudio publicado en National Science Review

Actualmente, el número de contagiados supera los 90.000 y el COVID-19 se ha cobrado más de 3.000 vidas. 

La investigación revela que uno de los tipos sería más agresivo y con una capacidad de contagio mucho mayor, ya que ha sido detectado en el 70% de las pruebas analizadas. El 30% restante se correspondían con uno coronavirus que causa síntomas más leves. 

Leer más: China y Estados Unidos van a empezar a probar las primeras vacunas experimentales en humanos contra el coronavirus en la carrera por encontrar una cura

El estudio ofrece ciertos resultados esperanzadores ya que asegura que el primer tipo estuvo muy presente en los primeros estadios del brote, pero su prevalencia ha disminuido desde enero. El estudio cree que esto podría deberse a las medidas aplicadas por las autoridades y los profesionales sanitarias. 

"La intervención humana puede haber ejercido una presión selectiva más severa" sobre el tipo más agresivo, asegura. 

Los investigadores advierten de que su estudio está basado en una cantidad limitada de datos, por lo que se necesitaría más investigación para consolidar los resultados y comprender mejor la propagación. 

"Estos hallazgos apoyan firmemente la urgente necesidad de realizar más estudios exhaustivos que combinen datos genómicos, epidemiológicos y registros de los síntomas clínicos de los pacientes con la enfermedad coronavirus 2019 (COVID-19)", afirman.

Y además