Pasar al contenido principal

Singapur lleva cinco años siendo la ciudad más cara del mundo, y en parte es por el coste de comprar un coche

Singapur
  • En 2018 Singapur fue coronada como la ciudad más cara para vivir por quinto año consecutivo. Ese se debe en parte al coste de comprar y conducir un coche en la ciudad.
  • París y Singapur están empatadas en la segunda plaza del informe de la Unidad de Inteligencia de The Economist.
  • Asia sigue siendo el continente con las ciudades más caras, seguida de cerca por Europa.

Singapur lleva cinco años dominando la lista de las ciudades más caras del mundo.

Así se desprende de los datos del informe sobre el Coste de Vida de la Unidad de Inteligencia de The Economist, que compara más de 400 precios concretos en 160 productos y servicios, incluyendo categorías como alimentos, bebidas, ropa, suministros domésticos, alquiler, transporte y facturas de servicios públicos.

La posición de Singapur en el ranking se debe, en gran parte, a una categoría específica: es el lugar más caro del mundo para comprar y conducir un coche.

Como ya ha informado previamente la CNN, el gobierno regula la propiedad de automóviles en la ciudad-estado mediante la emisión de un número limitado de permisos. Los ciudadanos tienen que comprar estos permisos, que tienen una validez de 10 años y cuestan, desde octubre de 2017, hasta 37.000 dólares (alrededor de 32.000 euros al cambio actual).

"Los vehículos también están sujetos a enormes incrementos de precios debido a varios impuestos y aranceles de importación, lo que significa que un pequeño SUV puede costar más de 100.000 dólares singapurenses (unos 65.000 euros)", explicaba el mismo reportaje de la CNN en 2017.

Leer más: Las 21 mejores ciudades para vivir y trabajar fuera de España si eres un nómada digital (y otras dos más sin salir del país)

Más allá de lo que cuesta tener un coche, Singapur también se encuentra entre los lugares más caros del mundo para comprar ropa: concretamente en el número tres.

En el ránking general después de la ciudad de Singapur aparecen empatadas en la segunda posición París y Zúrich; estas tres ciudades lideran un ránking de ciudades caras dominado principalmente por urbes europeas y asiáticas.

Además de ser la ciudad más cara del mundo, Singapur es una de las ciudades más populares del mundo para los turistas: En 2018, ocupaba el tercer lugar en la lista anual de Euromonitor International de las mayores ciudades para el turismo internacional. Con una proyección de 18,5 millones de llegadas en 2018, sólo fue superada por Bangkok y Hong Kong.

También acaba de ser nombrada como la mejor ciudad del mundo para expatriados.

Pero a pesar de que la ciudad podría ser conocida por su opulencia, riqueza y arquitectura futurista —como se puede ver en la película Crazy Rich Asians— el reportero especializado en viajes de Business Insider, Harrison Jacobs, explica que la ciudad es asequible y divertida incluso sin tener miles de millones de dólares en la cuenta corriente.

"... descubrí que la ciudad estaba llena de comida barata y deliciosa, de un transporte público eficiente, de museos de primera clase, de una vida nocturna en auge y de hermosos parques", ha explicado.

Te puede interesar