Pasar al contenido principal

Los coches voladores de Uber podrán viajar de Madrid a Toledo en menos de lo que dura un capítulo de 'Friends'

Uber coches voladores
Uno de los coches voladores de Uber, en una representación gráfica. Uber
  • Los coches voladores de Uber, que se lanzarán en 2023, recorrerán 70 kilómetros en 15 minutos.
  • Es decir, que podrán recorrer la distancia que separa Madrid y Toledo en menos de lo que dura un capítulo de Friends.
  • Son datos que ha compartido este miércoles el Head of Spain de Uber, Juan Galiardo, en el marco de Fitur.
  • Descubre más historias en Business Insider España.

Los coches voladores de Uber, que empezarán a operar oficialmente en 2023 en Los Ángeles y Dallas, recorrerán 70 kilómetros en 15 minutos.

Así lo ha comunicado este miércoles el Head of Spain de Uber, Juan Galiardo, en el Foro de Innovación y Tecnología Turística FITURTechY que ha tenido lugar en Madrid, en el marco de Fitur.

"Permitirán que 43 millas, que en coche se tardaría en algunos casos hasta una hora y pico, puedas hacerlas en 15 minutos", ha explicado (43 millas son 69,2 kilómetros).

Con esa velocidad, los coches voladores de Uber podrán recorrer la distancia que separa Madrid y Toledo en menos de lo que dura un capítulo de Friends, un trayecto que, en efecto, hoy día se suele hacer en aproximadamente una hora y 10 minutos si se viaja en coche. 

"Vivimos en 3 dimensiones en las ciudades, pero solo nos movemos en 2", ha remarcado Galiardo, una frase que ha repetido en diferentes ocasiones el director ejecutivo de Uber, Dara Khosrowshahi.

Esta "especie de coches voladores", que la empresa llama así a la vez que especifica que no son exactamente coches voladores sino más bien "drones muy grandes que pueden transportar entre 4 y 6 personas", son vehículos de despliegue y aterrizaje vertical (formalmente y en inglés, VTOL, vertical takeoff and landing) con aspecto de helicóptero que no hacen ruido y son 100% eléctricos.

Leer más: Uber insiste en que sus taxis voladores no son prototipos: se lanzarán en 2023 y ya está estudiando con la NASA cómo ordenar el tráfico aéreo

"Aunque esto pueda parecer muy futurista, el piloto se pone en marcha este año", ha asegurado el alto cargo, al tiempo que ha reafirmado empezarán a operar oficialmente en 2023 en Los Ángeles, Dallas y Melbourne.

Los coches voladores partirán de las azoteas de los edificios y en la aplicación de Uber aparecerá la tarjeta de embarque que los pasajeros deberán utilizar para subirse a ellos, según Galiardo.

Idealmente, las zonas de aterrizaje de los coches voladores de Uber estarán situadas estratégicamente para que el pasajero pueda acceder de forma cómoda a bocas de metro o paradas de autobús para realizar la última parte de su trayecto. 

El precio de estos viajes aún está por ver, aunque Uber asegura que planea que sea "asequible".

Leer más: Así es por dentro el primer dron de pasajeros de Uber: un vehículo eléctrico que puede volar a más de 200 km/h

Por otro lado, la plataforma de vehículos con conductor (y patinetes) ha firmado dos Space Act Agreement (SAA) con la NASA para investigar juntos conceptos y tecnologías relacionadas con el tráfico aéreo urbano que aseguren un sistema seguro y eficiente para el futuro transporte aéreo en las ciudades y con el tráfico no tripulado.

Uber Elevate es un proyecto del que la empresa lleva hablando desde 2016 y que ya ofrece desde julio viajes en helicóptero entre el aeropuerto JFK y Manhattan que se pueden reservar a través de su app por unos 200 dólares por persona y una duración de 8 minutos, trayecto que en coche lleva una hora, incluso dos si hay atasco.

Y además