Comer tus propias heces podría ayudarte a prevenir el aumento de peso después de terminada una dieta, según un estudio israelí

Mujer en el baño
Gettyimages
  • Un grupo de investigadores israelíes creen que la solución para prevenir el aumento de peso después de terminada una dieta puede ser una dosis de tus propios excrementos.
  • En este sentido, han encontrado que la ingesta de cápsulas procesadas a partir de las muestras de heces de un sujeto puede limitar la aparición de nuevos kilos luego de un régimen alimentario.
  • Descubre más historias en Business Insider España.

Un grupo de investigadores israelíes creen que la solución para prevenir el aumento de peso después de terminada una dieta puede ser una dosis de tus propios excrementos.

En este sentido, el equipo dirigido por la Universidad Ben-Gurión del Néguev, en Beerseba, Israel, ha encontrado que la ingesta de cápsulas procesadas a partir de las muestras de heces de un sujeto puede limitar la aparición de nuevos kilos luego de un régimen alimentario.

El estudio, publicado en Gastroenterology, ha demostrado que el microbioma del momento en el que tu cuerpo estaba perdiendo peso de manera más eficiente puede ser restaurado durante la fase posterior, cuando varias personas recuperan mucho o todo el peso perdido, según ha recogido The Times of Israel.

Aunque los científicos han asegurado la eficacia de la ingesta de cápsulas procesadas a partir de las muestras de heces, la estrategia únicamente funcionó para 1 de los 3 planes dietéticos que probaron.

Conocida como la dieta verde mediterránea, consistía en consumir lentejas de agua Mankai en un batido verde, té verde y nueces. A continuación, el individuo debía ingerir su propia caca.

Leer más: 8 alimentos con los que combatir la grasa abdominal que además están tan ricos que te apetecerá comerlos

"Es bien sabido que la mayoría de los que hacen dieta alcanzan su peso corporal más bajo después de 4 a 6 meses y luego son desafiados por la fase meseta o de recuperación, a pesar de la continuación de la dieta", ha comentado la profesora Iris Shai, quien dirigió el estudio. 

"En este estudio pionero, nuestro grupo internacional de investigadores exploró si la preservación del microbioma personal optimizado de los trasplantes fecales después de 6 meses ayuda a mantener la pérdida de peso mediante el trasplante del microbioma optimizado durante la subsiguiente fase de recuperación", ha explicado.

Los 90 voluntarios que participaron en la investigación fueron asignados, al azar, a 1 de 3 planes de alimentación.

Transcurridos 6 meses, cada uno de ellos proporcionó una muestra fecal que fue procesada en las cápsulas, profesionalmente conocidas como un trasplante autólogo de microbiota fecal (TMF).

A continuación, se asignaron al azar a 2 grupos que recibieron 100 cápsulas que contenían su propia microbiota fecal o un placebo y las ingirieron durante 8 meses más, según ha recogido The Times of Israel.

Sin embargo, el consumo de las cápsulas no hizo una diferencia significativa para 2 de los 3 planes de dieta. Pero los que siguieron la dieta verde mediterránea y consumieron las cápsulas procesadas a partir de sus propias heces únicamente recuperaron el 17,1% de los 8,3 kilogramos que habían perdido en promedio.

Además, aquellos que ingirieron cápsulas de placebo, recuperaron el 50% del peso perdido.

Por otro lado, otro estudio de la Universidad Ben-Gurion publicado el año pasado encontró que la lenteja de agua Mankai podría ayudar a reducir los niveles de glucosa.

"Este estudio es el primero de este tipo que demuestra en los humanos que la preservación de una composición microbiana intestinal 'ideal' puede ser utilizada en un momento posterior para lograr beneficios metabólicos", ha explicado la Dra. Ilan Youngster de la Universidad de Tel-Aviv.

Leer más: Cómo leer las etiquetas de los suplementos alimenticios para garantizar un consumo seguro, según dos expertas en nutrición

"Usar las propias heces del paciente después de la optimización es un concepto novedoso que supera muchas de estas barreras. Creo que el uso del trasplante de microbiota fecal autóloga será aplicable en el futuro para otras indicaciones también", ha añadido.

"Estos hallazgos podrían ser una buena aplicación de la medicina personal", ha mencionado Shai.

"Congelar un banco de microbiomas personales podría ser una forma efectiva de mantener un peso saludable mientras se hace dieta, ya que la fase de pérdida rápida de peso va acompañada de una salud cardio-metabólica óptima", ha agregado.

LEER TAMBIÉN: 3 beneficios de hacer sentadillas y cómo hacerlas correctamente

LEER TAMBIÉN: Estas son las profesiones con más psicópatas del mundo, según la ciencia

LEER TAMBIÉN: ¿Habrá confinamiento el 18 de septiembre? La verdad sobre el rumor que circula en internet

VER AHORA: El Black Friday del año del coronavirus: una antesala de las compras navideñas con un consumo contenido

    Más:

  1. Estudios
  2. Ciencia
  3. Dietas
  4. Vida sana
  5. curiosidades
  6. Alimentación