Pasar al contenido principal

Microsoft está implementando un nuevo enfoque de gestión para sus líderes centrado en la mentalidad de crecimiento: en qué consiste exactamente

Satya Nadella, CEO de Microsoft
Satya Nadella, CEO de Microsoft. AP
  • Microsoft ha crecido de forma notoria desde 2014.
  • La mentalidad de crecimiento ha sido fundamental para cumplir esta trayectoria ascendente.
  • Un nuevo modelo de gestión lanzado este verano destaca aún más cómo Microsoft aplica esta visión psicológica.
  • Descubre más historias en Business Insider España.

Microsoft basa su desempeño en un simple cambio cultural: aplicar una mentalidad de crecimiento.

Y ahora, según ha contado Joe Whittinghill, vicepresidente corporativo de talento, aprendizaje y conocimientos de Microsoft, a Business Insider, el gigante tecnológico está inculcando esta nueva iniciativa a escala a través de un nuevo modelo de concepto para sus empleados.

Esta enfatiza la forma en la que plantas cara a un reto. Por ejemplo, si aplicas una mentalidad de crecimiento cuando se te presenta un problema complejo que no ves, deberías modificar tu forma de pensar y rechazar un pensamiento del tipo "no soy lo suficientemente inteligente". Por el contrario, deberías afrontarlo con algo así: "Esto me ayudará a aprender y mejorar. Me encantan los desafíos".

El nuevo conjunto de exigencias de Microsoft para sus trabajadores, que la compañía comenzó a implementar a nivel mundial este verano, refuerza la mentalidad de crecimiento en la forma en que los directivos interactúan con sus empleados.

Leer más: Inteligencia artificial y aprendizaje personalizado, la receta de Microsoft para prevenir el abandono escolar

La ciencia detrás del enfoque empresarial

"Nuestra principal creencia es que la transformación cultural de nuestra compañía, así como el dónde estamos hoy y hacia dónde nos dirigimos, se basa absolutamente en una comprensión profunda de la mentalidad de crecimiento", ha dicho Whittinghill.

Satya Nadella logró establecer una mentalidad de crecimiento en el lugar de trabajo de Microsoft cuando se convirtió en CEO en 2014. En varias ocasiones ha reconocido la "Mentalidad de lo posible" de Dweck como inspiración para el cambio de cultura de la empresa. Ahora, la idea de la mentalidad de crecimiento se ha integrado en la retórica de Microsoft.

Popularizado por la psicóloga de Stanford, Carol Dweck, la mentalidad de crecimiento habla de la creencia subyacente que una persona tiene sobre el fracaso y el éxito. Los profesionales que adoptan la mentalidad de crecimiento dedican más tiempo y esfuerzo a comprender por qué fallaron y se recuperan de los contratiempos rápidamente. Mientras, aquellos con mentalidades fijas, creen que sus éxitos y fracasos están vinculados a sus identidades personales. La clave para un mayor éxito a través de la mentalidad de crecimiento radica en centrarse en el proceso más que en la capacidad —y tiene resultados cuantitativos para el logro.

El objetivo, según ha explicado Whittinghill, es ayudar a los empleados y gerentes a comprender qué es una mentalidad de crecimiento y cómo aplicarla. Microsoft también utiliza esta visión a nivel organizacional: los líderes veteranos reconocen rápidamente las deficiencias internas y trabajan para mejorarlas.

Leer más: Cómo el estilo de liderazgo de Satya Nadella ha catapultado a Microsoft hasta el billón de dólares y qué puedes aprender tú de ello

Cambiar el modelo de gestión

Un ejemplo reciente de cómo Microsoft ha aplicado la mentalidad de crecimiento a nivel de organización es el nuevo marco de administración: Model Coach Care (Cuidado del Entrenador Modelo, en español).

Los directivos pidieron una definición clara de sus roles y expectativas, y en el transcurso de dos años, Whittinghill y su equipo trabajaron en una respuesta. Entrevistaron a miles de empleados e hicieron grupos focales y encuestas.

"Todo el mundo se puso manos a la obra y llevó a nuestra definición revisada del papel de los gerentes en Microsoft", ha dicho Whittinghill. "Es lograr el éxito a través del empoderamiento y la rendición de cuentas mediante el modelaje, el entrenamiento y el cuidado".

Este nuevo conjunto de expectativas se ha extendido a 3.300 directivos en todo el mundo este verano. Si bien el grupo completo de gerentes de Microsoft asciende a cerca de 18.000, el grupo inicial seguía siendo una gran parte, ha dicho Whittinghill.

Leer más: 10 curiosidades sobre Bill Gates que seguramente no sabías

Modelaje, entrenamiento y cuidado como motor para una mentalidad de crecimiento

Cada elemento del nuevo modelo de gestión se relaciona con el enfoque general de Microsoft en la mentalidad de crecimiento.

Modelar significa vivir la cultura de Microsoft y ser un ejemplo para los empleados. Los gerentes deben demostrar que practican una mentalidad de crecimiento para que sus trabajadores tengan un marco sobre cómo abordar los problemas y recuperarse de los reveses.

El entrenamiento consiste en definir los objetivos del equipo y fomentar la adaptación de este. Los gerentes deben crear un espacio donde los empleados puedan aprender de sus errores y enfatizar su potencial para crecer y aprender.

El cuidado es la parte del modelo que ha sido más aceptado y apreciado por los empleados y gerentes juntos, según Whittinghill.

"Sentimos que nuestros gerentes tienen un objetivo y una responsabilidad de cuidar", ha dicho Whittinghill. "Eso está consiguiendo cosas como traer y retener a grandes personas, conocer las capacidades y aspiraciones de cada uno e invertir en el crecimiento de los demás".

Esa es una nueva definición de gestión del crecimiento.

Este artículo fue publicado originalmente BI Prime.

Y además