Cómo proteger tu ecommerce de posibles ciberataques: 8 consejos que funcionan

ECOMMERCE - CIBERATAQUES - IONOS - IMAGEN DESTACADO
  • Los agentes de amenazas no solo están centrando sus ataques de ransomware en grandes empresas u organismos oficiales. 
  • Para evitar un ciberataque la mejor estrategia es la prevención.
  • Crear contraseñas seguras y únicas, proteger todos tus equipos y dispositivos y hacer copias de seguridad frecuentes pueden salvarte de muchos incidentes. 

Los años 2020 y 2021 se han caracterizado por un incremento notable de las ciberamenazas, aprovechando el impulso del teletrabajo y que muchas empresas y organismos públicos se han visto obligadas a mover sus activos digitales a la nube. 

El ransomware, esa técnica por la que los ciberdelincuentes comprometen un sistema o se hacen con datos sensibles de las organizaciones, ha experimentado un gran crecimiento en estos dos ejercicios. 

El informe Hi-Tech Crime Trends estima que se ha dado un incremento del 935% en los ataques de ransomware de doble extorsión en el período comprendido entre la segunda mitad del 2020 y la primera del 2021.

A diferencia de lo que pueda pensarse, no solo las grandes empresas u organismos públicos pueden ser víctimas de una amenaza de este tipo. Las pymes también pueden estar en el punto de mira de los hackers. 

De hecho, actualmente está proliferando el ransomware-as-a-service (RaaS), kits de malware que los cibercriminales sin muchos conocimientos técnicos pueden contratar por una suscripción mensual para efectuar sus ataques, centrándose en objetivos 'menos ambiciosos'. Así, las tiendas online más modestas y los ecommerce también pueden ser víctimas. 

Si eres el propietario o gestor de un comercio electrónico, estas son algunas de las medidas que deberías tomar para protegerlo

Si todavía no lo has puesto en marcha, antes de nada quizás te interesen las posibilidades que ofrece IONOS para crear tiendas online. 

Forma y educa a la plantilla en ciberseguridad

Muchas de las amenazas tienen como puerta de entrada los equipos de los empleados. Ahora que se ha generalizado el trabajo híbrido y muchas personas trabajan con sus ordenadores personales desde casa, esto ocurre con mayor frecuencia. 

Por ello, es muy importante la formación de los trabajadores en seguridad informática, con el fin de que sean conscientes de los posibles riesgos y cómo evitarlos. Deben saber lo que es y cómo funcionan la ingeniería social, el phising, etc.

Protege los dispositivos

Protege todos los equipos y dispositivos que se usen para la gestión del negocio. Si los trabajadores están en remoto, hay que brindarles o facilitarles herramientas como antivirus, firewalls, etc para que puedan mantenerse a salvo de los ciberdelincuentes.

Haz siempre copias de seguridad

Lleva a cabo una política de backups frecuentes en tu ecommerce. Si tienes copias de seguridad, podrás recuperar la información en un ataque de ransomware y así esquivar el pago del rescate. 

Crea contraseñas fuertes

Asegúrate de escoger claves que contengan letras, números y símbolos, con mayúsculas y minúsculas, para no ponérselo fácil a los amigos de lo ajeno digitales. 

De poco servirá el consejo anterior si usas esa contraseña para otros servicios o herramientas. Los passwords de tu negocio tienen que ser únicos, porque si utilizas el mismo para todo es posible que los ciberdelincuentes ya se hayan hecho con él aprovechando una vulnerabilidad de otra plataforma y puedan acceder fácilmente a tu tienda. Puedes usar un gestor de contraseñas para guardarlas todas de manera segura. 

Obtén un certificado SSL

Un certificado SSL supone que la comunicación está encriptada y que la información del usuario online se mantendrá a salvo al hacer compras. Las webs que son HTTPS, además de ser mejor consideradas por Google, también envían confianza a tus potenciales compradores. 

Usa siempre autenticación de dos factores

De esta manera te asegurarás de que solo los usuarios autorizados acceden a tus sistemas. 

Trata de que tu página está siempre actualizada

Los ciberdelincuentes están siempre buscando vulnerabilidades y agujeros de seguridad por los que entrar. Estos pueden aparecer en las distintas versiones de Wordpress, plug ins, programas de terceros, etc. Por ello, es fundamental que tengas tu web actualizada y con los parches de seguridad que sean necesarios. 

Vigila dónde almacenas los datos

Si usas una herramienta de terceros para tu ecommerce, los datos se almacenan en sus servidores en lugar del tuyo. Esto tiene varias ventajas pero también inconvenientes. Supone que tienen más responsabilidad en cuanto proteger y hacer copias de seguridad de tus datos, pero también tienes menos control sobre los mismos.