Pasar al contenido principal

Cómo tributan los planes de pensiones en la declaración de la Renta

Pensionistas
GettyImages
  • Los contribuyentes que han contratado un plan de pensiones pueden reducir su base imponible del IRPF restándole las aportaciones que hayan realizado durante el año.
  • Las aportaciones anuales a uno o varios planes de pensiones tienen un límite de 8.000 euros por contribuyente.
  • Mientras, la cantidad máxima que podrás desgravar es de 8.000 euros o del 30% de los rendimientos netos del trabajo, salvo para personas con discapacidad reconocida y para contribuyentes vascos y navarros.

En los últimos años, las aportaciones de los planes de pensiones en España se mantienen en torno a los 1.000 millones de euros anuales, según datos de la patronal española de inversión colectiva y fondos de pensiones, Inverco, que asegura que casi un 20% de los españoles ha contratado uno de estos planes para complementar sus ingresos después de su jubilación.

Además, Inverco ha elaborado un perfil medio del tipo de ahorrador que ha suscrito un plan de pensiones. Se trata de un hombre, con una edad comprendida entre los 51 y los 55 años, y con entre 9.000 y 15.000 euros acumulados en su plan, lo que lo diferencia del ahorrador que opta por fondos de inversión, a los que la patronal de la inversión define como menores de 50 años y más volcado en el rendimiento a medio plazo.

Cómo reflejar un plan de pensiones en la declaración de la Renta

Si has contratado un plan de pensiones, debes saber que puedes reducir tu base imponible del IRPF restándole las aportaciones que hayas realizado durante el año. Eso sí, debes tener en cuenta que las aportaciones que puedes realizar en un año a uno o a varios de estos planes están limitadas en 8.000 euros por contribuyente o del 30% de la suma de tus rendimientos netos del trabajo y de actividades económicas.

Leer más: Cómo distribuir e invertir el plan de pensiones según tu edad

Sin embargo, los contribuyentes con discapacidad reconocida disponen de un tope más elevado, de 24.250 euros, mientras que sus familiares directos podrán aportarles otros 10.000 euros al año.

Por otra parte, las comunidades autónomas con régimen fiscal foral, Navarra y País Vasco, disponen de límites de desgravación más bajos. Los contribuyentes vascos tienen un tope de 5.000 euros anuales que se eleva a 8.000 para las aportaciones del promotor, mientras que para los navarros el límite depende de su edad: 3.500 euros o el 30% de los rendimientos económicos y del trabajo antes de los 50 años, y 6.000 euros o el 50% de rendimientos a partir de esa edad.

Por último, también hay condiciones especiales en caso de matrimonio, dado que puedes aportar hasta 2.500 euros a un plan de pensiones a favor de tu pareja, siempre que sus rendimientos netos del trabajo o de actividades económicas no supere los 8.000 euros anuales. Ese límite de 2.500 euros se reduce a 2.400 euros en País Vasco y a 2.000 euros en Navarra, en este caso con un límite de rendimientos de 8.500 euros.

Y además