Así puedes aprovechar el dinero de la herencia para pagar el Impuesto de Sucesiones

Un hombre mayor preparando su herencia
Getty
  • Hacer frente al Impuesto de Sucesiones puede ser complicado si el tributo es especialmente elevado y no tienes fondos suficientes.
  • Pagar con el dinero de la herencia no es posible, aunque sí se puede aprovechar para abonar el impuesto mediante otras vías.
  • Descubre más historias en Business Insider España.

La muerte de un familiar siempre es un momento complicado. Al choque emocional de superar la pérdida se unen diferentes trámites que pueden suponer un verdadero quebradero de cabeza y que no apetece nada hacer en una etapa tan dura.

Uno de ellos es el pago del Impuesto de Sucesiones y Donaciones, una gestión obligatoria para tener derecho a recibir la parte de la herencia que corresponde.

La cantidad de dinero que vas a pagar para hacer frente a este tributo depende de varios factores, como el valor patrimonial de la propia herencia, el grado de parentesco con el fallecido o incluso la comunidad autónoma en la que vives, ya que en algunas es más caro que en otras.

En cualquier caso, no para todo el mundo es fácil completar este pago, sobre todo teniendo en cuenta que el trámite debe efectuarse en un plazo máximo de 6 meses, y por eso es normal que surjan ciertas ideas para facilitar la gestión y hacer que el bolsillo sufra menos.

Una de las dudas más recurrentes en este sentido es saber si se puede utilizar parte de la herencia para pagar el Impuesto de Sucesiones. La respuesta rápida es negativa: los bienes del fallecido no están disponibles hasta que se abona el tributo correspondiente, por lo que no es posible contar con ellos para llevar a cabo dicha gestión.

Sin embargo, hay otras vías con las que se puede aprovechar la herencia y que te ayude a liquidar el Impuesto de Sucesiones sin que te veas obligado a hacer una gran inversión con tus propios ahorros.

Según explican en el portal financiero HelpMyCash, lo más recomendable es reunir toda la documentación del proceso de herencia y presentarla a la entidad bancaria en la que están depositadas las cuentas de la persona que ha fallecido.

El banco pedirá documentación adicional que tendrá que pasar el veredicto del departamento legal de la entidad, pero una vez superado este paso sí que será posible pagar los gastos de la herencia con parte de los fondos del fallecido.

Desde HelpMyCash señalan la importancia de insistir al banco si ponen demasiadas trabas en el proceso, ya que es legal solicitar los fondos para el pago del coste de la herencia.

Otra opción es la de financiar el coste de la herencia mediante créditos al consumo o préstamos con garantía hipotecaria, que los bancos te ofrecerán con más facilidad que los pasos recomendados anteriormente.

Por último, este portal financiero advierte que el coste del Impuesto de Sucesiones suele encontrarse entre los 7.000 y los 8.000 euros, aunque en algunas ocasiones se eleva por encima de los 15.000 euros, por lo que es realmente importante encontrar vías que faciliten el pago.

Otros artículos interesantes:

Cómo ahorrar 2.000 euros al año sin asumir grandes esfuerzos

Cómo llevar una vida sana también puede suponer un mayor ahorro de dinero

12 tarjetas que te permiten sacar dinero sin comisiones en cualquier cajero