Google tiene plan B si no sale adelante la compra de Fitbit: 8 alternativas para hacerse fuerte en tecnología wearable y seguir el ritmo a Apple

El jefe de hardware de Google, Rick Osterloh.
El jefe de hardware de Google, Rick Osterloh.
AP
  • El acuerdo de Google para comprar Fitbit está contra las cuerdas. A pesar de hacer concesiones para apaciguar a los reguladores, los competidores dicen que no es suficiente.
  • Pero Fitbit no es la única compañía de tecnología que podría ayudar a Google a competir con Apple.
  • Los analistas seleccionan qué otras compañías podría adquirir Google si el acuerdo con Fitbit no sale adelante. O incluso si lo hace.
  • Descubre más historias en Business Insider España.

Ha pasado casi un año desde que Google reveló su plan de adquirir Fitbit por 2.100 millones de dólares (1.792 millones de euros) y el trato aún no se ha cerrado. 

La adquisición ha sido objeto de un intenso escrutinio en todo el mundo y ahora mismo los reguladores europeos están analizando a fondo el acuerdo. A principios de esta semana se informó de que la fusión podría estar cerca de aclararse después de que Google ofreciera algunas concesiones a los reguladores, pero Reuters acaba de enfriar el acuerdo ya que los rivales dicen que esto no es suficiente.

Google nos mostró esta semana que sigue yendo en serio con el hardware y tiene grandes ambiciones en la tecnología wearable. Recientemente se ha hecho con el fabricante de gafas inteligentes canadiense North y hacerse con Fitbit le ayudaría a atrapar a Apple en lo que se está convirtiendo en uno de los próximos grandes campos de batalla de la tecnología.

Pero no es Fitbit o nada. Aquí hay algunas otras compañías de tecnología wearable que Google podría tratar de absorber si su acuerdo con Fitbit no tiene éxito —o incluso si lo tiene—, según los expertos y el análisis de Business Insider.

Withings

Best Buy.

La compañía francesa de tecnología sanitaria Withings ha tenido unos años difíciles. Lo que comenzó como una única escala corporal conectada se convirtió en un ecosistema de productos de tecnología sanitaria vendidos bajo la marca Withings. En 2016, Nokia adquirió la compañía y cambió la marca de todos sus productos.

Pero, 2 años más tarde, la vendió de nuevo al cofundador Éric Carreel.

"Creo que sería una gran adquisición porque son un jugador mucho más fuerte en el campo de la salud y consiguen una atención sanitaria mejor que casi cualquier otra", dijo Anshel Sag, analista senior de Moor Insights & Strategy.

Leer más: 8 antiguos empleados de Google comparten las lecciones que aprendieron trabajando en el gigante de Silicon Valley

Withings tiene una base de usuarios mucho más pequeña que la de Fitbit, lo que podría hacer que fuera una compra más fácil.

"Withings podría ser una opción, pero realmente no al mismo nivel que Fitbit", dice la analista de Creative Strategies, Carolina Milanesi, a Business Insider.

Sin embargo, Withings querrá ir con cuidado. "La adquisición de Nokia ha dejado un mal sabor de boca y creo que querrán evitarlo a toda costa", aseguró George Jijiashvili, un analista senior que cubre la tecnología wearable en Omidia. 

Mobvoi

Mobvoi.

La empresa tecnológica china Mobvoi ya cuenta con Google como uno de sus inversores y ayudó a llevar una versión del sistema operativo Wear OS de Google a China —donde Google opera con una capacidad muy limitada—.

Múltiples analistas dijeron que sería una obviedad que Google la adquiriera si no fuera por el caldeado clima geopolítico entre Estados Unidos y China.

"Creo que son bastante interesantes", dijo George Jijiashvili de Omidia. "Siguen sacando bonitos relojes inteligentes con sistema operativo. Están muy unidos a Google". 

La compañía con sede en Pekín fue incluso iniciada por ex empleados de Google que afirmaron a TechCrunch que gran parte del ADN de la empresa fue inspirado por su antiguo empleador.

El negocio de smartwatch de Fossil

Hollis Johnson/Business Insider

Google y Fossil tienen algo bueno en marcha. Google proporciona su sistema operativo Wear OS y Fossil construye relojes inteligentes para su gran variedad de marcas —tiene licencias con Michael Kors o Diesel—.

Ha ayudado a Google a poner su software en más muñecas sin tener que fabricar sus propios dispositivos pero, según un reciente informe de Counterpoint Research, Fossil solo ha captado el 2,1% de los ingresos mundiales por envíos de relojes inteligentes.

Por supuesto, la compra de Fossil por parte de Google tendría poco sentido comercial, pero los analistas dicen que la compañía podría desligarse del negocio de relojes inteligentes de Fossil en una adquisición que le diera acceso a la tecnología y al talento. 

En 2019, Google pagó a Fossil 40 millones de dólares (34,13 millones de euros al cambio actual) por una nueva tecnología de vigilancia inteligente no revelada, por lo que no sería algo sin precedentes. Sin embargo, probablemente también requeriría que Fossil renunciara a sus ambiciones en relojes inteligentes.

"Creo que Fossil seguiría siendo una buena opción", dijo Sag de Moor Insights & Strategy.

Oura

Lisa Eadicicco/Business Insider

La guerra de los wearables no se hará solo en la muñeca. Las compañías de anillos inteligentes han ganado algo de tracción ofreciendo rastreadores de salud más sutiles.

Oura es probablemente el fabricante de anillos inteligentes más conocido en este momento, ayudado en parte por su trabajo en un estudio de este año para detectar los primeros síntomas del COVID-19.

El fabricante de anillos inteligentes Motiv, el mayor rival de Oura, fue adquirido por la empresa de seguridad de acceso Proxy a principios de este año y los anillos inteligentes podrían ser un área lógica para Google.

"Oura está ganando tracción con la NBA en torno al COVID-19", dijo Anshel Sag en Moor Insights & Strategy. "Eso sería interesante".

Polar

Suzie Dundas/INSIDER

Los analistas dicen que Garmin probablemente plantearía un dolor de cabeza similar en materia de antimonopolio si Google tratara de adquirirlo, pero Polar es un gran nombre similar en el ámbito de los artículos deportivos con una base de usuarios más pequeña, lo que significa que Google puede ser capaz de conseguirlo con menos problemas.

"Debido a que son de menor escala en comparación con Fitbit, potencialmente causarían menos problemas con los reguladores", dijo Jijiashvili en Omidia.

"Polar está lanzando nuevos relojes dedicados a la natación y al atletismo aquí y allá, pero no aparecen mucho cuando se trata de hablar de cuota de mercado. Es un volumen bajo, un alto compromiso".

Whoop

Whoop.

Cuando Google anunció sus intenciones de adquirir Fitbit, CB Insights señaló a Whoop como una de las startups wearables que podrían ser las próximas en ser adquiridas.

La ventaja de Whoop está en su seguimiento de la recuperación, dando a los usuarios una mejor imagen de la cantidad de esfuerzo que un entrenamiento ha supuesto para su cuerpo y cuánto descanso necesitan antes de volver a la cinta de correr.

Leer más: Google se propone ser una tecnológica verde: tus correos electrónicos, cada búsqueda en el navegador y las reproducciones de YouTube ya no generarán emisiones

Al igual que Oura, ha encontrado un nuevo propósito con la pandemia, desplegando una actualización para que los usuarios puedan vigilar más fácilmente su ritmo respiratorio. Su ronda de la serie D, que se incrementó el año pasado, fue en realidad liderada por Foundry Group, que también respalda a Fitbit.

Suunto

Suunto

El fabricante finlandés de relojes deportivos Suunto es una empresa mucho más pequeña que Fitbit, lo que haría más fácil para Google cerrar un trato.

Jijiashvili, de Omidia, destacó la compañía como un potencial objetivo de adquisición y dijo que traería "el ángulo del hardware" que Google busca.

"Suunto es una empresa privada muy conocida y no sé si estarían dispuestos a hacer adquisiciones o no", añadió.

Industrias Matrix

Akram Boukai.

Industrias Matrix también estaría en el radar marcado por CB Insights. La startup fabrica un reloj inteligente alimentado por el calor corporal que ha acaparado mucha atención por su tecnología termoeléctrica única.

La duración de la batería es una limitación importante en los wearables en este momento y algo que compañías como Google y Apple intentarán mejorar.

La ventaja de Matrix es que su reloj inteligente nunca necesita cargarse, pero esta tecnología única podría ser atractiva más allá de la muñeca. Su reloj inteligente sigue siendo un nicho, lo que lo hace perfecto que alguien como Google lo compre y popularice.

LEER TAMBIÉN: Cuánto gana un funcionario de la Agencia Tributaria: mira su sueldo y sus condiciones laborales

LEER TAMBIÉN: 11 acertijos y problemas difíciles que solo podrán resolver personas inteligentes

LEER TAMBIÉN: Los 6 móviles con 5G más baratos que puedes comprar: ninguno de ellos supera los 400 euros

VER AHORA: Todos los interrogantes sobre el coronavirus que siguen sin respuesta

    Más:

  1. Google
  2. Apple
  3. Tecnología
  4. Fusiones Empresariales