Pasar al contenido principal

El compromiso de H&M con la sostenibilidad e innovación

Moda sostenible de H&M
H&M

El Grupo H&M ha presentado en Hamburgo (Alemania) su Informe de Sostenibilidad 2017 (que presentará de nuevo este martes 17 de abril en Madrid), un documento en el que destaca algunos de los logros de su política de sostenibilidad entre los que se encuentran el lanzamiento de una línea de ropa hecha con Bionic, un tejido confeccionado con desechos de las costas o la recogida de casi 18.000 toneladas de textiles a través de su iniciativa de recogida de prendas, lo que equivale a 89 millones de camisetas, según ha informado la compañía.

Asimismo, los materiales reciclados u otros materiales de origen sostenible representan el 35% del uso total del material de la empresa y en 2017, H&M se asoció con la empresa de innovación "re:newcell", cuya tecnología única recicla el algodón usado, la viscosa y otras fibras celulósicas en nuevas fibras textiles.

El grupo, se convirtió también durante el ejercicio de 2017, en uno de los dos inversores principales en la empresa de innovación "TreeToTextil" que desarolla una nueva fibra textil sostenible basada en materias primas forestales.

Leer más: La UE apuesta por la economía circular para acabar con el plástico en el mar

Además, en 2017 el 59% del algodón utilizado en el grupo H&M provino de fuentes sostenibles y el grupo utilizó poliéster reciclado equivalente a 100 millones de botellas PET. En esta línea, 'Weekday' presentó su primera colección de trajes de baño sostenibles hecha de poliamida reciclada y poliéster reciclado.

En cuanto a la energía empleada, el 96% de la electricidad usada el pasado año por la empresa provino de fuentes renovables. Así, el objetivo es llegar a ser positivo para el clima en toda la cadena de valor para 2040.

Asimismo, el proyecto 'ARKET' lanzó una forma para que los clientes filtren productos según el país de producción y el tipo de material, lo que aumenta el nivel de transparencia para el cliente.

El papel de la innovación

Por otro lado, un total de 458 fábricas y más de 620.000 trabajadores recibieron información del grupo H&M el pasado año sobre el programa de diálogo en el lugar de trabajo y, como parte del objetivo de 2018, el 100% de las unidades de fabricantes de prendas en Bangladesh llevaron a cabo elecciones democráticas de representantes de los trabajadores. En total, 2.882 personas fueron elegidas y el 40% de ellas eran mujeres.

De igual manera, con el objetivo de apoyar el desarrollo de acuerdos de negociación colectiva en toda la industria y prácticas de compra que respalden un salario digno, el grupo de H&M, "IndustriALL" y otras marcas dentro de la plataforma de ACT firmaron un "Memorándum of Understanding (MoU)".

"La innovación es clave para resolver muchos de los desafíos a los que se enfrenta la industria de la moda. Especialmente cuando se trata de acelerar el cambio de un modelo lineal a uno circular. Pero no será una única tecnología o innovación, lo que conseguirá el cambio, en su lugar habrá varias ideas, científicos y compañías que construirán el puzzle, impulsando el desarrollo. Es por eso que invertimos y nos asociamos con empresas de innovación como 're:newcell' y 'TreeToTextile'", ha señalado la directora de sostenibilidad medioambiental del Grupo H&M, Cecilia Brännsten.

Leer más: Un viaje al interior del cerebro de Zara en su sede de Arteixo

En esta línea, el experto en sostenibilidad, materiales e innovación del Grupo H&M, Mattias Bodin, ha recalcado el objetivo de la compañía de utilizar materiales reciclados o de origen sostenible para el año 2030. "Esto reduce significativamente el uso de recursos naturales y el impacto negativo que tiene nuestro negocio en el clima. Es importante usar materiales sostenibles ya existentes, pero también probar tejidos completamente nuevos. Cuando se trata de materiales reciclados, son beneficiosos para todos, ya que detienen el vertido de material de desecho y al mismo tiempo reducen el uso de materia prima virgen ", ha añadido.

Por su parte, la directora de sostenibilidad social del Grupo H&M, Cecilia Tiblad Berntsson ha resaltado que la colaboración es "la mejor manera de abordar los desafíos relacionados con las condiciones de trabajo y los salarios dentro de la industria textil". "Es por eso que valoramos la colaboración innovadora con otras dieciséis marcas y sindicatos globales dentro de la plataforma ACT. Nuestro objetivo conjunto es establecer mecanismos para apoyar la libertad de asociación y la negociación colectiva en toda la industria ", ha matizado.

Te puede interesar