7 consejos de periodistas de viajes sobre cómo planificar unas vacaciones seguras durante una pandemia


Archie Binamira/Pexels
  • La mayor parte de los viajes en 2020 se han visto interrumpidos por la pandemia de coronavirus.
  • A medida que las restricciones se han ido levantando, la gente volvió a sopesar el reanudar sus viajes, pero de forma segura.
  • Esto incluye a los periodistas de viajes, que comparten consejos personales y sugerencias sobre sus experiencias este verano.
  • Descubre más historias en Business Insider España.

Aunque el verano está terminando, y el coronavirus sigue golpeando al mundo, el deseo de escapar de los confines de nuestro hogar parece estar aquí para quedarse de una forma u otra. 

Pero antes de que te apresures a hacer una reserva, tal vez quieras prestar atención a los consejos de los periodistas de viajes de Insider Reviews sobre cómo es viajar con seguridad en tiempos de COVID-19.

Leer más: España recuperará índices de turismo anteriores a la pandemia a finales de 2021 o principios de 2022, según la OMT

Por supuesto, es crucial evaluar tu propio riesgo y entender que sin una vacuna, es imposible garantizar la seguridad. Además, comprueba si vas a viajar a una zona de riesgo, para no contribuir a la propagación, y sé consciente de las restricciones locales y sigue las directrices de las autoridades sanitarias, como llevar una mascarilla, lavarse las manos y el distanciamiento social, sin importar a dónde vayas.

Sigue leyendo para conocer los principales consejos y sugerencias de los periodistas de viajes sobre cómo irte de vacaciones con seguridad durante el coronavirus.

1. ¿Prefieres quedarte en hoteles? Busca uno que te facilite seguir las medidas de seguridad del COVID-19 y aprovecha las políticas de cancelación flexibles. 


Hotels.com

Anteriormente escribí sobre cómo reservé un pequeño hotel en Hotels.com para un fin de semana con mi marido. No nos sentíamos cómodos volando, alojándonos en grandes hoteles, o planeando un largo viaje por carretera que requería múltiples paradas y encuentros con otras personas. Con los alquileres de vacaciones reservados o demasiado caros, seleccionamos una pequeña propiedad con entradas exteriores privadas. 

Aunque al principio estaba nerviosa, al final disfruté de mi decisión. Soy una persona que ama los hoteles y pude disfrutar de las comodidades que sólo un hotel puede proporcionar (una habitación renovada súper limpia, una piscina) en un entorno más pequeño parecido a una casa privada. 

Mis nervios no se calmaron inmediatamente, pero así es como los alivié: opté por el check-in sin contacto, traje mi propia almohada, y al entrar en mi habitación, limpié las superficies, abrí todas las ventanas, y me fui rápidamente durante 3 horas para ventilarla.

Escuchar los consejos de los expertos nos hizo sentir mucho más cómodos. Y lo que es más importante, conocíamos nuestros límites. Queríamos evitar los restaurantes, así que trajimos comida para llevar a las mesas de picnic del hotel. Limitamos nuestro tiempo en la playa a la mañana cuando había menos gente, y volvimos al hotel para evitar los baños públicos y usar la pequeña piscina del hotel cuando todos los demás estaban todavía en la playa. Al hacerlo, aprovechamos las comodidades del lugar que de otra manera no tendríamos y pudimos disfrutar de nuestras vacaciones.

La próxima vez, sin embargo, reservaré con más antelación y con una política de cancelación mas amplia. Muchos hoteles ofrecen políticas mucho más flexibles que las que se encuentran en las plataformas de alquiler vacacional. - Emily Hochberg, editora de viajes de Insider Reviews

2. Opta por múltiples escapadas más cortas para medir tu comodidad al viajar.


Thomas Barwick/Getty

Como editora de viajes, estoy acostumbrada a viajar internacionalmente y normalmente prefiero los vuelos a los viajes por carretera y los hoteles a los alquileres vacacionales. Pero todo eso ha cambiado en 2020. 

Este año, opté por unos pocos viajes nacionales, todos de corta distancia, y con el distanciamiento social en mente. Al igual que muchos neoyorquinos, no tengo coche, pero después de leer los consejos de los expertos, me sentí más segura alquilando un coche para viajes cortos por carretera que tomando vuelos o trenes. Del mismo modo, me alojé en casas de alquiler, ya que hay menos contacto con los demás.

Mi primer viaje después de la pandemia fue a Cape Cod. Me entretuve con actividades socialmente distantes como montar en bicicleta y picnics en la playa en zonas poco concurridas. Cuando me sentí cómoda con eso, planifiqué un viaje corto de fin de semana a un campamento en Long Island. Ahora, para el otoño, estoy mirando una escapada similar.

Aunque la pandemia a menudo dificulta la planificación anticipada, he aprendido que es mejor buscar alquileres de vacaciones y coches de alquiler lo más lejos posible. Cada vez hay más demanda de ambos y suelen estar totalmente reservados rápidamente. - Hannah Freedman, editora de viajes de Insider Reviews

3. Estate abierto al tipo de viaje que puedes haber pasado por alto anteriormente, y sé perspicaz con los alojamientos.


Airbnb

Alojarme en hoteles forma parte de mi trabajo. Pero con el COVID-19, la idea de estar en espacios comunes como pasillos y vestíbulos me ponía ansiosa. Para mis vacaciones de verano de 2020, decidí probar Airbnb. La idea de tener una casa entera sólo para mi familia me hacía sentir mucho más segura. 

Pero más allá de elegir una casa medianamente cerca, busqué una con un Superhost, con buenas evaluaciones, y seguí las pautas de Airbnb sobre su Política de Limpieza Mejorada. 

Descubrí que en mis Superhosts no sólo siguieron este programa de Airbnb, sino que también decidieron dejar la propiedad vacía durante 3 días entre las estancias de los huéspedes. 

Además, alojarnos en una casa en un pequeño pueblo nos permitió disfrutar de la vida local y, después de unos días, ya no nos sentíamos como turistas. La experiencia en general fue más inmersiva que la de un hotel.

Me gustó tanto mi experiencia que volví unas semanas después y alquilé otra propiedad de los mismos anfitriones. Ahora estoy enganchado a Airbnb, con o sin pandemia.  - Allison Tibaldi, periodista de viajes independiente

4. Habla con el hotel antes de llegar para comentar tus preocupaciones y hacer preguntas sobre los servicios afectados.


Booking.com

Mi mayor consejo para viajar durante la pandemia es hablar con el hotel antes de reservar. La mayoría ha reabierto con servicios limitados, es decir, la piscina, el spa, el gimnasio y los restaurantes pueden estar parcial o totalmente cerrados

Más allá de eso, trata de obtener la mayor información posible sobre cómo están manejando el distanciamiento social y los protocolos. Si la piscina del hotel está abierta y tu plan es pasar el día allí, asegúrate de que no haya un límite de tiempo por huésped, lo que hacen algunos hoteles, o si hay servicio de comida y bebida disponible junto a la piscina.

Por ejemplo, en mi reciente escapada de fin de semana a Catskills, no sabía que la piscina tenía un límite de sólo 10 personas a la vez y yo estaba con otras 5 chicas. Teníamos que llegar a la piscina más temprano para asegurarnos de que teníamos sitio, lo que nos obligó a alterar nuestros planes matutinos. 

La próxima vez, lo comprobaré de antemano para planificar mejor. - Lindsay Paige Stein, periodista de viajes independiente

5. Habla con un agente de viajes si planeas visitar otro país.


HRAUN/Getty Images

Las restricciones, incluyendo el distanciamiento social y los cierres, cambian constantemente de un país a otro, y a veces incluso dentro de un mismo país.

Por lo general, soy una persona que hace las cosas por su cuenta cuando se trata de planificar un viaje, pero con las restricciones del COVID-19 de Europa en constante cambio, es conveniente reservas a través de una agencia de viajes.

Un agente experimentado puede responder rápidamente a cualquier problema relacionado con el COVID-19, como gestionando los vuelos si surge algún problema, ya que una agencia de viajes está mucho mejor posicionada para trabajar con las aerolíneas. - Jennifer Ceaser, periodista de viajes independiente

6. Despierta temprano y haz lo que te haga sentir más cómodo.


Marko Klaric/EyeEm/Getty Images

Despiértate temprano. Incluso cuando no hay una pandemia, siempre trato de evitar las multitudes mientras viajo. Durante un viaje reciente a la costa de Jersey, me sentí mucho más libre para ir a correr a la playa o montar en bicicleta por el paseo marítimo por la mañana cuando había menos gente.

Y no te engañes. Si tu destino está más lleno de lo que esperabas, puede que veas a mucha gente caminando sin mascarilla. Incluso es posible que seas el único que siga las reglas. - Jamie Ditaranto, periodista de viajes independiente

7. Considera otras opciones además de volar o conducir.


Robert Alexander/Getty Images

Me encanta el tren como alternativa a volar o conducir.

Las tarifas son comparables a las de los vuelos y no tienes que preocuparte por el tráfico. Además, no tener que lidiar con aeropuertos es una verdadera ventaja en este momento. Coger un tren requiere un poco más de flexibilidad de tiempo, pero tendrás Wi-Fi y comida disponible a bordo, así que es fácil trabajar, relajarse y ver películas. También llegarás directamente al centro de la ciudad para mayor comodidad sin tener que buscar aparcamiento.

No había viajado mucho en tren antes de la pandemia, pero ahora lo adoro. - Paul Oswell, periodista de viajes independiente

Otros artículos interesantes:

15 cosas que he aprendido sobre hoteles y Airbnb después de viajar por el mundo durante un año

Brian Chesky, CEO de Airbnb, revela cómo ha vivido el impacto de la crisis del coronavirus y qué ha hecho para sacar la compañía adelante

Airbnb está reanudando los planes de salir a bolsa mientras el negocio se recupera lentamente