6 consejos para prevenir las picaduras de garrapatas ahora que los casos se han disparado en España

Sanitario quitando una garrapata

Getty Images

Las picaduras de garrapata constituyen un motivo de consulta muy frecuente, sobre todo en la época estival. Algo que se ha vuelto aún más común en los últimos años.

Así lo pone de manifiesto un informe reciente del Centro Nacional de Epidemiología del Instituto de Salud Carlos III (ISCIII) sobre la enfermedad de Lyme en España, que avisa sobre un aumento de su distribución territorial y hospitalizaciones.

La enfermedad de Lyme es una zoonosis producida por la bacteria Borrellia burdogferi y transmitida por garrapatas duras. Patología emergente en Europa, en España se cataloga como Enfermedad de Declaración Obligatoria de vigilancia endémica regional según la Orden SSI/445/2015.

Tras la picadura de una garrapata infectada se puede comenzar a notar síntomas como sarpullidos de color rojo, dolor de cabeza, fatiga o escalofríos. Se trata de una infección que puede terminar atacando el sistema nervioso o el corazón.

Qué es la enfermedad de Lyme: consecuencias, síntomas y tratamiento

Los datos del informe ahora publicado van desde 2005 a 2019. Durante este periodo se registraron 1.865 pacientes con esta enfermedad y se produjo un incremento de hospitalizaciones del 191,80%. 

Las Comunidades Autónomas con más hospitalizados con este diagnóstico fueron Asturias (16,38%, TH=1,99), seguida de Galicia (13,46%, TH=0,66). Aunque se observa un incremento generalizado de los ingresos en todas, excepto en Extremadura donde disminuyeron. También una ampliación de la distribución territorial de la enfermedad.

Cómo prevenir las picaduras de garrapatas

La prevención de las picaduras de garrapata es la forma más eficaz de evitar las posibles enfermedades que transmiten.  Estas se basan principalmente en evitar el contacto conociendo las zonas en las que habitan y de ir a ellas hacerlo con las medidas de protección adecuada

Las garrapatas se encuentran en el suelo, entre la hierba o los arbustos. Según la especie pueden habitar en zonas boscosas, en zonas abiertos, con dehesa o matorrales secos. Suelen estar más activas en los meses cálidos del año.

Siguiendo las directrices de Sanidad, los consejos para prevenir las picaduras de garrapata incluyen: 

Limita en los posible los hábitats de las garrapatas

Reducir el tiempo que permanece en zonas que posiblemente estén infestados con garrapatas, como arbustos o hierba alta, minimizará el riesgo. 

Evita el contacto con la vegetación cercana

En el campo, caminar por el centro de los senderos ayuda a evitar las garrapatas al esquivar el contacto con la vegetación cercana y circundante.

También es aconsejable eludir sentarse en el suelo en las zonas con vegetación.

Usa ropa apropiada

Utilizar  manga larga y pantalón largo asegurará que las garrapatas se mantengan alejadas de la piel.

Meter la camisa dentro del pantalón y  sustituir sandalias o calzado abierto por botas cerradas con calcetines también ayudará.

Usar vestimenta de colores claros facilitará poder ver las garrapatas con más facilidad.

Usa repelentes

Utiliza repelentes autorizados para las garrapatas, siguiendo siempre las indicaciones de uso de la etiqueta. Según la Agencia de Protección Medioambiental de EEUU (EPA) esto incluye que contentan picaridina, IR3535, aceite de eucalipto de limón (OLE), para-mentano-diol (PMD) o 2-undecanona.

En el siguiente enlace puedes ver los repelentes de insectos eficaces frente a garrapatas autorizados por la Agencia Española del Medicamento y Productos Sanitarios. 

Si vas acompañado de tu mascota es conveniente que también le apliques algún antiparasitario externo autorizado.

Revisa tu ropa tras los paseos en el exterior

Las garrapatas pueden llevarse a casa prendidas en tu ropa. 

Tras el paseo en el exterior quítate la ropa, y revísala. Si es posible pon la ropa en la secadora a una temperatura alta durante 10 minutos para matar las garrapatas. Si necesitas lavarla primero mejor usar agua caliente. 

Dúchate y examina tu cuerpo

Dúchate inmediatamente tras tu paseo al aire libre. Según los Centros para el Control y la Prevención de Enfermedades Estadounidense (CDC) hacerlo dentro de las 2 horas posteriores a haber estado al aire libre reduce el riesgo de contraer la enfermedad de Lyme y podría ser eficaz para minimizar el riesgo de otras enfermedades transmitidas por estos artrópodos.

Ducharse ayuda a deshacerse de las garrapatas que no estén prendidas y ese es un buen momento para revisar que no tenga ninguna.

Cómo quitar una garrapata

En cuanto a cómo quitar una garrapata anclada a la piel, esta debe ser extraída cuidadosamente con pinzas de borde romo y tira de ella suavemente hacia arriba. Después desinfectar la zona con povidona yodada o clorhexidina.

quitar garrapata

Lo normal es que una picadura de garrapata produzca una lesión en la piel (pápula que causa pico, eritema) que no requiere asistencia sanitaria. Sólo en un pequeño porcentaje se producen complicaciones. Estas pueden ser:

  • Enfermedades infecciosas.
  • Reacciones alérgicas.
  • Neurotoxicidad por garrapata

En nuestro país, según un documento del ministerio de Sanidad, las enfermedades infecciosas transmitidas por garrapatas más frecuentes son la fiebre botonosa o exantemática mediterránea, Debonel/Tibola y la citada enfermedad de Lyme. Otras menos frecuentes incluyen la anaplasmosis humana o la babesiosis. 

Otros artículos interesantes:

Esta es la extraña garrapata que puede provocarte una repentina alergia a la carne roja

Cómo enfrentarte a las micropesadillas del verano: cómo tratar y aliviar las picaduras de insectos más comunes

7 picaduras de insectos que indican que deberías ir al médico

Te recomendamos