El aumento del gasto público y del déficit en Europa por el coronavirus no puede ser permanente, según advierte un alto cargo del BCE

Una mujer con mascarilla hace sus compras en un supermercado en Madrid durante la pandemia de coronavirus
Reuters
  • El aumento del gasto público en Europa por el coronavirus no puede ser permanente para evitar que se dispare el déficit, según advierte Olli Rehn, gobernador del Banco de Finlandia y miembro del Consejo de Gobierno del Banco Central Europeo (BCE).
  • Rehn, que fue comisario económico europeo durante la pasada crisis económica, critica que algunos de los 19 países miembros de la eurozona ya tienen problemas para mantener niveles de deuda sostenibles.
  • Además, ha señalado que "la crisis del coronavirus no debe usarse para introducir aumentos permanentes en el gasto público que exacerbarán aún más una brecha de sostenibilidad que ya es sustancial".
  • Descubre más historias en Business Insider España.
Cintillo especial CoronavirusCintillo especial Coronavirus

Mientras la pandemia de coronavirus comienza a remitir en Europa, las secuelas son plenamente visibles en sus datos económicos. Las cifras de paro se disparan, el consumo escasea, los servicios continúan mayoritariamente paralizados y la mayoría de las empresas sigue dependiendo de fondos públicos para hacer frente a sus salarios y a sus gastos corrientes.

De este modo, el impacto del frenazo económico provocado por el coronavirus se está traduciendo en un aumento generalizado del gasto público en la mayoría de los países para afrontar los costes de la pandemia, que a su vez está provocando que las previsiones de déficit presupuestario se disparen después de una década de austeridad inducida por la anterior crisis económica.

Leer más: El economista jefe del BCE prevé que la eurozona no se recuperará completamente del coronavirus "hasta 2021, si no más tarde"

Ante este incremento del gasto, el déficit y la deuda públicas, el gobernador del Banco de Finlandia y miembro del Consejo de Gobierno del Banco Central Europeo (BCE), Olli Rehn, ha advertido en un comunicado recogido por Reuters de que esa tendencia no debería mantenerse en el tiempo, ante los problemas de sostenibilidad presupuestaria que presenta a medio y largo plazo.

"Las finanzas de los gobiernos de algunos países de la Unión Europea se han debilitado tanto por la crisis que su capacidad de sostener la producción y el empleo se ha visto comprometida por completo, simplemente alimentando los retos a largo plazo para las finanzas públicas", ha señalado Rehn, que fue comisario económico europeo entre 2010 y 2014, coincidiendo con la pasada crisis económica.

Por ello, el gobernador del Banco de Finlandia ha asegurado que "la crisis del coronavirus no debe usarse para introducir aumentos permanentes en el gasto público que exacerbarán aún más una brecha de sostenibilidad que ya es sustancial", destacando los altos niveles de deuda pública y de déficit presupuestario que podrían llegar a alcanzar algunos países de la eurozona.

Leer más: España y otros 13 países que están dando ayudas a sus ciudadanos durante la cuarentena

De hecho, el Banco de España actualizó a la baja este lunes sus previsiones macroeconómicas para España, augurando que la economía se contraerá entre un 9% y un 15,1%, que el dato de desempleo superará el 17% durante los próximos 3 años y que la deuda pública española se situará entre el 114,5% y el 119,3% del PIB este año tras haber cerrado 2019 en el 95,5%.

Mientras, las previsiones de primavera que presentó en mayo la Comisión Europea prevén que la deuda pública española alcance el 115,6% del PIB este año, en cuanto estima que Grecia sería el país más endeudado, con una ratio del 196% de su PIB, seguido de Italia con un 158,9%, Portugal con un 131,6%, Francia con un 116,5% y Chipre con un 115,7%, situando a España en sexto lugar por peso de su deuda respecto al tamaño de su economía.

LEER TAMBIÉN: Condiciones para cobrar el ingreso mínimo vital: requisitos que hay que cumplir, documentación necesaria y dónde se solicita

LEER TAMBIÉN: El Xiaomi Redmi Note 9 Pro es un buen candidato en la gama media, que cuida todos los detalles del día a día, sin sacrificar su precio

LEER TAMBIÉN: Cuándo se cobra el paro de junio y cómo se abonan los ERTES

VER AHORA: José Miguel Aparicio, CEO de Audi España: “Los vehículos se van a transformar en plataformas de software que nos conectarán con nuestros clientes”