Pasar al contenido principal

Dos azafatas explican cómo el COVID-19 ha afectado a sus trabajos: "Arriesgamos nuestras vidas para llevar a tus seres queridos a casa"

  • El COVID-19 ha golpeado con fuerza al sector aeronáutico, y a medida que se ha ido propagando el virus las aerolíneas han ido tomando decisiones cada vez más restrictivas.
  • Son muchos los trabajadores de las distintas aerolíneas que han perdido su trabajo y, como muchos otros, ya están buscando soluciones para reducir al máximo el impacto de la crisis.
  • Maria es una azafata que trabaja para Pakistan International Airlines, y Brenda Orelus es la azafata y co-fundadora de Krew Connect.
  • Descubre más historias en Business Insider España.

Esta es la transcripción del vídeo.

Maria: estamos arriesgando nuestras vidas para traer a tus seres queridos a casa.

Brenda Orelus: la tripulación sale todos los días como trabajadores esenciales, llevándoos y trayéndoos a vuestros destinos. 

Narrador: el COVID-19 continúa golpeando la industria de las aerolíneas, y se está instando a la gente a quedarse en casa y no viajar. Los trabajadores de las aerolíneas de todo el mundo se sienten inseguros, tanto por la seguridad de sus trabajos como por la suya propia. 

Orelus: en mis seis años de experiencia en la aviación, he trabajado con dos aerolíneas diferentes y nunca había visto una suspensión tan amplia de los servicios. 

Maria: la mayoría de mis compañeros de trabajo, están preocupados por su próximo salario y, sobre todo, si no van a poder volar.

Narrador: las aerolíneas de todo el mundo han tenido que adaptarse a la nuevas restricciones sobre dónde pueden volar, y muchas no están volando nada. 

Orelus: he monitorizado toda esta propagación del COVID-19 desde que impactó en las aerolíneas asiáticas. Y como lo que vimos con las aerolíneas asiáticas, vimos fuertes restricciones en la circulación, penalizaciones por impagos y, al final, en el peor de los casos, el cierre de algunas de las aerolíneas. Así que, se trata de una consecuencia natural de todo lo que esté pasando en el mercado asiático.

Maria: ahora me van a dar otros vuelos, y tal vez no pueda conseguir más vuelos porque ahora hay mucha tripulación disponible. No pueden acomodar a todo el mundo, así que la mayoría de ellos estarán ya en los aviones y la mayoría volarán, así que depende de lo que suceda a continuación.

Orelus: creo al 1.000% que habrá aerolíneas que sobrevivan a todo esto. Van a reducir sus pérdidas, reducir un poco su tamaño, tal vez tengan algunas facturas que pagar por aquí o por allá, pero van a ser capaces de arreglárselas y salir adelante.  Y también  sé que habrá aerolíneas que, desafortunadamente, será como la gota que colmó el vaso y tendrán que cerrar sus puertas. Sé que las cosas se van a poner difíciles por un tiempo, pero sí, hay que mantenerse firme y creer que saldremos de esta.

Narrador: el alivio está llegando, al menos para las aerolíneas de Estados Unidos. Como parte de la Ley de Ayuda, Alivio y Seguridad Económica contra el Coronavirus, las aerolíneas recibirán casi 60 mil millones en ayudas financieras con la condición de que no cesen o despidan empleados hasta el 30 de septiembre. Las aerolíneas también han adoptado nuevas políticas para ayudar a reducir la propagación del virus COVID-19.

Leer más: Lufthansa acaba de despedir temporalmente a 27.000 personas: todos los ERTE que han presentado las grandes aerolíneas por el coronavirus

Maria: todas las azafatas llevan guantes y máscaras porque es el procedimiento que tienen que seguir. Lo tenemos que seguir en cada vuelo. Tenemos que hacerlo. Incluso si nos encontramos, en cualquier vuelo, cualquier pasajero que tosa o se sienta mal, le damos una máscara y guantes. También les damos desinfectantes y cosas así. Usar esta máscara, como, durante ocho horas consecutivas, y si vuelas a Toronto son, como 14 horas consecutivas, con esto en la cara, es bastante difícil. 

Orelus: una de las cosas que vemos en todo el sistema y en toda la industria, es que se permite el uso de máscaras faciales, así como los guantes para las manos. Esto es algo que, históricamente, tradicionalmente, habría estado mal visto, pero dada la luz de las actuales circunstancias y sin saber cómo se transmite el virus definitivamente, queremos tomar esas precauciones extra. 

Maria: tenemos que cuidarnos, porque es la única manera de mantener a nuestra familia segura también, porque al final del día volvemos con nuestras familias, ¿no?

Orelus: veo que todas las aerolíneas no se toman esto a la ligera, porque, solo en nuestra industria, tenemos que tener una hipersensibilidad a la limpieza, solo porque se trata de cuartos confinados, aire recirculando, todas esas cosas. Hay que hacer lo que sea para que esté lo más limpio posible, asegurándose de que tenemos filtros a bordo, asegurándose de que los aviones se limpian a fondo de forma regular, si no cada turno. Por lo tanto, creo que en toda la industria estamos viendo que todas las aerolíneas se toman muy en serio la limpieza de los aviones y de los lugares más frecuentados, como los lugares que más se tocan.  

Maria: la limpieza en profundidad de la cabina, es muy necesaria. Todo, lo limpian tan bien y proveen de desinfectantes para que te limpies las manos a bordo, y los guantes, la máscara, todo lo demás. 

Orelus: he volado en diferentes aerolíneas, y he visto algunas aerolíneas que ofrecen botellas de agua con los bocadillos como servicio complementario. He tenido una aerolínea que te da una botella de agua y un bocadillo, y te lo ofrecen al embarcar, lo cual fue interesante.

Maria: estoy muy estresada en este momento. Honestamente, lo estoy. No pude dormir bien anoche, porque estaba muy estresada. ¿Y si me contagio con el virus? ¿Qué va a pasar después?

Orelus: creo que la gente, los pilotos que vivieron aquí durante el 11-S o tal vez en la crisis de 2008, sienten que todo es muy parecido. Son sensatos, es algo así como “ya hemos pasado por esto antes. Entendemos que la aviación es cíclica, así que vamos a tomarnos un descanso y luego, no te preocupes, nos recuperaremos”.

Leer más: 19 países que aún no han reportado ningún caso de coronavirus

Maria: cuando me desperté por la mañana, le dije a mi madre que, “por favor, mantente alejada de mí”, ya que es diabética y tiene unos 50 años. Aunque tengo una habitación separada, le dije que no me abrazara, que no entrase en mi habitación.  Nada es seguro en este momento. Así que estoy estresada, muy estresada.

Orelus: en este momento, los pilotos salen todos los días como trabajadores esenciales, llevando a la gente desde su origen a su destino. 

Mario: arriesgamos nuestras vidas para traer a tus seres queridos a casa. No podemos quedarnos en casa. No es tan fácil. La mayoría de la gente, solo piensa que solo  nos divertimos, que está todo lleno de glamour, diversión y fiesta. Y no es así. 

Orelus: queremos animaros a practicar el distanciamiento social, y también a evitar volar si no es necesario. Si os sentís enfermos, si os sentís como si lo estuvieseis, aunque sea un poco más sudoroso de lo normal, quedaos en casa, porque los profesionales de la aviación son los que os llevan de un lado a otro, y aumentáis el riesgo de transmitir la enfermedad por todo el mundo. Como respuesta directa al impacto que el COVID-19 tiene en la comunidad de la aviación, Krew Konnect ha lanzado un Fondo de Ayuda a la Aviación,  y este fondo recaudará dinero para ir directamente a los empleados que han sido afectados financieramente por este virus. 

Y además