Pasar al contenido principal

Las víctimas mortales del coronavirus podrían haber perdido hasta 10 años de vida, según un nuevo estudio

El nuevo coronavirus puede causar daños a la salud a largo plazo.
El nuevo coronavirus puede causar daños a la salud a largo plazo. create jobs 51/Shutterstock
  • Un nuevo estudio llevado a cabo por investigadores de la Universidad de Glasgow evidencia que los pacientes de COVID-19 podrían sufrir impactos duraderos en la salud.
  • De hecho, de media, un hombre puede perder unos 13 años de vida y una mujer 11 años, según la investigación.
  • Los científicos utilizaron los datos proporcionados por la Organización Mundial de la Salud y calcularon el tiempo promedio que una persona habría vivido si no hubiera fallecido de un suceso como el contagio con coronavirus.
  • La investigación no ha sido revisada, y aún se desconoce si el nuevo coronavirus podría desencadenar consecuencias para la salud a largo plazo.
  • Descubre más historias en Business Insider España.

La enfermedad COVID-19, provocada por el nuevo coronavirus SARS-CoV-2, podría tener consecuencias más perjudiciales para la salud de lo que se estima, según un nuevo estudio realizado por la Universidad de Glasgow, en Escocia.

En promedio, los fallecidos contagiados con el nuevo coronavirus han perdido más de 10 años de vida por la enfermedad, concluyen los investigadores.

"El COVID-19 no solo está matando a personas que ya están cerca de la muerte, sino que se está cobrando la vida de muchas personas más de una década antes de lo que les tocaba", informa ABC News.

De hecho, de media, las víctimas mortales hombres han perdido unos 13 años de vida y las mujeres unos 11 años, según el estudio.

Leer más: De cóagulos de sangre a erupciones en los pies: los misterios médicos del coronavirus que siguen sin descifrarse

Hasta el 11 de mayo, el coronavirus ha provocado la muerte a más de 280.000 personas e infectado a más de 4,1 millones de personas en todo el mundo, pero hay muy poca información sobre si tiene efectos duraderos en la salud de los recuperados —unas 1,4 millones de personas.

E incluso siguen habiendo muchas preguntas sin respuesta en torno a los orígenes, la transmisión y los efectos de la enfermedad.

Los expertos de la Universidad de Glasgow han utilizado una medida estadística llamada "potenciales años de vida perdidos", o el tiempo promedio que una persona habría vivido si no hubiera muerto por un evento en su salud como la pandemia COVID-19, especifica el estudio.

Para ello, utilizaron los datos de salud de la Organización Mundial de la Salud (OMS), teniendo en cuenta la edad, el sexo y las condiciones de salud subyacentes al hacer sus estimaciones, explica ABC News.

Leer más: Una nueva cepa del coronavirus más contagiosa que la original que podría poner en peligro las vacunas que están en desarrollo, según científicos estadounidenses

El doctor David McAllister, profesor clínico e investigador principal del estudio sobre el coronavirus de la Universidad de Glasgow, ha reconocido con anterioridad a ABC News que sus hallazgos sugerían que el coronavirus tiene consecuencias a largo plazo similares a los de la enfermedad de las arterias coronarias, en la que la tasa de expectativa de vida también disminuye.

No obstante, el estudio no ha sido todavía revisado por pares, en el que otros expertos que trabajan en el mismo campo evaluarían y verificarían la exactitud de sus hallazgos.

De momento, nadie ha corroborado daños duraderos en la salud por coronavirus. Pero algunos casos tempranos en China notaron una reducción en la función pulmonar entre los pacientes recuperados, tal y como informó anteriormente Business Insider.

Además, las personas que tienen coágulos de sangre o enfermedades subyacentes también tienen más probabilidades de sufrir lesiones a largo plazo.

Y además