Pasar al contenido principal

Los correos filtrados muestran cómo Rusia utilizaría piratas informáticos para desinformar y crear caos

Correos filtrados de figuras próximas al Kremlin
Sputnik/Alexei Druzhinin/Kremlin
  • Una serie de correos electrónicos pirateados enviados por figuras vinculadas al Kremlin parece mostrar el plan de Rusia para sembrar el cao en el exterior.
  • Los correos electrónicos recogen discusiones sobre los precios de los piratas informáticos y los comerciantes de propaganda en Ucrania, país invadido por Rusia en 2014.
  • Las cifras del Kremlin supuestamente discutieron un plan de 130.500 dólares para "controlar" a los oponentes de Rusia, "desmotivar a los enemigos" en las redes sociales y recopilar datos personales de los opositores en Ucrania.
  • Los expertos advirtieron que Rusia podría usar las mismas armas en el Reino Unido y en otras partes de Europa.

LONDRES - Los correos electrónicos filtrados ayer lunes por el diario The Times parecen exponer todo el alcance de los planes de Rusia para sembrar el caos y desestabilizar regiones en el extranjero pagando el alquiler de mafia, piratas informáticos y comerciantes de propaganda.

La cadena de correos electrónicos habrían sido enviados por figuras vinculadas al Kremlin y en ella se esboza una campaña de estrategemas en Ucrania, país que Rusia invadía en 2014 por orden del presidente Vladimir Putin.

La correspondencia electrónica presuntamente describen las cantidades que Rusia estaba dispuesta a pagar por diversos servicios en una gran campaña de desinformación en Ucrania. Según las informaciones, un mensaje de octubre de 2014 podría haber sido enviado por un político ruso no identificado a Inal Ardzinba, una figura del Kremlin cercana a Putin. En este correo aparecerían contempladas propuestas para financiar una cibercampaña que describía varias propuestas de costes, entre ellas:

100 a 300 dólares para hackear cuentas de correo electrónico.

130.500 dólares en un plan para "derrotar" a los oponentes de Rusia, "desmotivar a los enemigos" en las redes sociales y recopilar datos personales de los oponentes en Kharviv, la segunda ciudad más grande de Ucrania.

Otros precios discutidos en los correos electrónicos filtrados incluyen:

• Una propuesta de 120.460 dólares que debatir en junio de 2015 para organizar la elección de 30 figuras excomunistas para el gobierno local.

• Una propuesta de 19.200 dólares para comprar un mes de mítines en Kharviv, incluyendo 100 participantes, 3 organizadores y 2 abogados. Los organizadores gestionarían mítines anti-Ucrania, proRusia, con multitudes de manifestantes entrenados en artes marciales, y los abogados comprarían a la policía. No está claro si el plan sucedió.

Leer más: Reino Unido podría renunciar al Mundial de Fútbol en Rusia

Los expertos ya advertían que Rusia podría usar las mismas armas en el Reino Unido y en otras partes de Europa, especialmente tras el ataque del agente nervioso Sergei Skripal en Salisbury, Inglaterra.

"Existe una evidencia abrumadora de que las herramientas y técnicas del conflicto encubierto ruso se están utilizando en y contra el Reino Unido, los EE. UU. Y la UE", declaraba al diario The Times el miembro de los Tory, Bob Seely, experto en guerra rusa que analizó los correos electrónicos. "A raíz del envenenamiento de Skripal, es más importante que nunca que entendamos estos métodos", añadiendo que  representan una "lista de compras de actos de subversión".

Los correos electrónicos provienen del tercer tramo de las conocidas como "filtraciones de Surkov", que reciben el nombre de Vladislav Surkov, el consejero personal cercano de Putin, quien supuestamente habría enviado los correos electrónicos encontrados en los dos tramos anteriores. Los correos electrónicos fueron conocidos por pirmera vez gracias a dos hackers ucranianos en 2016.

Esta última entrega parece contener correos electrónicos de varios políticos rusos, incluidas cuentas vinculadas a Inal Ardzinba, primer diputado de Surkov, que fueron enviados a un líder del partido comunista ucraniano.

Rusia ha afirmado que las filtraciones de Surkov son desinformación en sí mismas, aunque los autores de la correspondencia en las dos primeras filtraciones han confirmado su autenticidad.

Te puede interesar

Lo más popular