¿Cuándo debes hacerte un test de antígenos si solo tienes uno? Recomendaciones de los expertos para 3 escenarios comunes

Una persona realiza una prueba rápida de detección del COVID-19

Athit Perawongmetha/Reuters

  • El mejor momento para realizar un test rápido del COVID-19 es justo antes de ver a personas vulnerables o a un grupo numeroso.
  • Algunos expertos en la enfermedad también recomiendan esperar hasta que se desarrollen los síntomas si hay escasez de pruebas.
  • Si no presentas síntomas, pero has tenido una exposición reciente, puedes esperar de 3 a 5 días para hacerte la prueba, según los expertos.
  • Descubre más historias en Business Insider España.

Las pruebas rápidas COVID-19 se han estado enfrentando a la escasez de suministros y la alta demanda en países como España o Estados Unidos, entre otros.

Mientras tanto, los fabricantes de pruebas están luchando por mantenerse al día con la reciente demanda. Muchos fabricantes asumieron durante el verano que el uso de las pruebas rápidas era limitado, ya que las vacunas parecían ralentizar la transmisión del COVID-19 y la variante ómicron aún no había sido identificada. 

Ahora, Estados Unidos está informando de casi 600.000 casos de COVID-19 al día, de media, mientras que España ha presentado récords de contagios y se encuentra en una incidencia acumulada de 2.722 casos por cada 100.000 habitantes en los últimos 14 días, de acuerdo con los últimos datos publicados por Sanidad.

El gobierno de EEUU de Joe Biden ha comprado recientemente 500 millones de test para hacer en casa para que los estadounidenses los pidan en línea de forma gratuita, pero incluso ese suministro podría quedarse corto. 

Un informe de noviembre de la Kaiser Family Foundation ha concluido que EEUU necesitaría unos 600 millones de pruebas de COVID-19 al mes si la mitad de la población se sometiera a pruebas semanales.

Al mismo tiempo, los elevados precios impiden a muchos estadounidenses comprar estas pruebas caseras. Algunos de los test rápidos más disponibles en EEUU, BinaxNOW de Abbott y QuickVue de Quidel, cuestan alrededor de 25 dólares (22 euros, al cambio actual) por 2 pruebas.  

En España, donde cada unidad cuesta entre 5 y 10 euros aproximadamente, el Gobierno ha dado por "resuelto" el asunto de la baja oferta y ha anunciado que controlará su precio.

"El debate que teníamos antes y durante estas navidades ha sido sobre todo la oferta de test de antígenos. Había un cuello de botella con un aumento exponencial de la demanda, pero no de la oferta. Este tema ya ha sido resuelto y ahora nos meteremos con el control de los precios de los test de antígenos", ha declarado Pedro Sánchez este lunes 10 a Cadena Ser.

Para las personas que tienen acceso a un solo test rápido del COVID-19, hay una manera de maximizar su uso, explican expertos en enfermedades a Business Insider.

"El momento ideal para hacerla es justo antes de visitar a tu abuela o justo antes de ir a una fiesta", dice el Dr. Sheldon Campbell, profesor asociado de medicina de laboratorio en la Escuela de Medicina de Yale (EEUU). "No es 2 o 3 días después para saber si te has encontrado con un problema. Es para prevenir problemas", aclara.

Estas son las recomendaciones de los expertos sobre el mejor momento para realizar la prueba en 3 escenarios comunes: cuando no tienes síntomas y quieres asistir a una reunión o encuentro, cuando has estado expuesto recientemente al COVID-19 y después de haber desarrollado síntomas.

Escenario 1: No tienes síntomas, pero quieres ver a la gente en un entorno de grupo

Ómicron parece propagarse más rápidamente en comparación con otras variantes de coronavirus. 

Un informe de diciembre de la Agencia de Seguridad Sanitaria del Reino Unido descubrió que ómicron tiene aproximadamente 3 veces más probabilidades de transmitirse entre los hogares en comparación con delta. Esto significa que hacerse la prueba covid el día antes de una reunión social no garantiza que no se vaya a infectar a la gente en la fiesta.

Las personas pueden pasar de ser "indetectables" en una prueba rápida a tener un número "muy elevado" de partículas de virus en 24 horas, según escribió el mes pasado en Twitter el Dr. Michael Mina, director científico de eMed, una empresa de software de biotecnología que permite realizar pruebas de diagnóstico en casa, y antiguo profesor adjunto de inmunología y enfermedades infecciosas en la Escuela de Salud Pública de Harvard (EEUU).

Si estás a punto de unirte a un grupo, deberías hacerte una prueba rápida "unas horas antes de salir de casa", dijo Tim Spector, profesor de epidemiología genética del King's College de Londres (Reino Unido), a The Guardian el mes pasado.

Test de antígenos covid siendo procesado

Situación 2: Has estado expuesto al coronavirus, pero no tienes síntomas

Los síntomas del COVID-19 pueden tardar hasta 2 semanas en desarrollarse después de que una persona se exponga al virus, pero un estudio reciente realizado en Noruega ha descubierto que los síntomas de ómicron suelen aparecer unos 3 días después de la exposición, por término medio. 

Esto es más corto que el tiempo que tardan los síntomas en desarrollarse después de infectarse con delta u otra cepa de coronavirus (alrededor de 4 a 5 días, en promedio).

"Si sabes con certeza que has tenido una exposición, no compensa hacerte la prueba antes de las 48 horas después de esa exposición conocida", comenta a Business Insider Andy Pekosz, virólogo de la Escuela de Salud Pública Bloomberg de Johns Hopkins (EEUU). 

"Idealmente, 72 horas es una buena ventana de tiempo en la que se suele dar a un virus como ómicron el tiempo suficiente para replicarse", añade.

Otros expertos recomiendan esperar un poco más para hacerse el test.

Nota: Los periodos de infección varían con múltiples factores, como el sistema inmune de la persona y la variante del virus.

"Si te expones a alguien, en realidad deberías hacer el test 5 días después si se trata de una prueba para hacer en casa, porque tarda unos 5 días en dar positivo", comparte con Business Insider el doctor Jorge Moreno, profesor adjunto de medicina en la Facultad de Medicina de Yale: "Si haces la prueba demasiado pronto, no dará positivo".

Escenario 3: Tienes síntomas de COVID-19

Algunos expertos recomiendan esperar a realizar una prueba rápida de detección del COVID-19 para ver si aparecen los síntomas.

"Si tienes que usar una prueba y no vas a hacer algo arriesgado, entonces espera a que aparezcan los síntomas porque no sabemos realmente cuándo es el pico de diseminación viral en las personas asintomáticas", recomienda Campbell.

Una vez que desarrolles los síntomas de COVID-19, "probablemente tengas suficiente virus en tu sistema para hacer una prueba [que salga] positiva", aporta Pekosz.

Sin embargo, los expertos advierten de que una prueba rápida negativa no siempre significa que estés libre de peligro.

"Si da positivo, está bien", en el sentido de que es fiable, explica Campbell, quien añade: "Pero si da negativo al principio de los síntomas, [puede ser porque] a veces la carga viral aún no ha subido. Y al final de la enfermedad, cuando la gente empieza a enfermar de verdad, a veces la carga viral ya ha bajado".

La prueba ideal para una persona sintomática es una PCR en lugar de una rápida o test de antígenos, señala Campbell, ya que las pruebas de laboratorio son mejores para captar las partículas del virus en frotis de saliva y nasales.

Otros artículos interesantes:

14 errores que cometes al hacer un test de antígenos por los que puede no servir de nada (y cuándo es mejor realizar una PCR)

Ómicron podría contagiarte más rápido que delta: hazte una prueba rápida unas horas antes de ir a una fiesta, recomiendan los expertos

España regulará el precio de los test de antígenos y comprará 344.000 píldoras de Pfizer contra el COVID-19

Te recomendamos