Pasar al contenido principal

Cuándo prescribe una deuda y en qué casos se logra extinguir

Un manifestante argentino en una protesta contra el plan del FMI para el rescate de la deuda argentina
Reuters
  • La mayoría de las personas se piensan que el endeudamiento es perpetuo, pero no es así.
  • Quizá no hayas tenido en cuenta esta posibilidad, pero la realidad es que, en algún momento, solo en determinados casos, prescribe. 
  • Aun así, no está de más que tengas en cuenta cuándo una deuda prescribe. 
  • Descubre más historias en Business Insider España.

Es posible que muchas veces se te haya venido a la mente si cuando contraemos una deuda lo hacemos eternamente o no.

La mayoría de las personas se piensan que el endeudamiento es perpetuo, pero no es así. Quizá no hayas tenido en cuenta esta posibilidad, pero la realidad es que, en algún momento, solo en determinados casos, prescribe

¿Cuándo se produce esto? Es probable que te interese a nivel informativo o porque realmente tengas una situación adversa. Por eso, es interesante explicar todos los supuestos que te pueden afectar

Si un individuo contrae una deuda en algún momento de su vida eso no significa que vaya a ser para siempre, puesto que hay situaciones que podrían implicar una extinción de la misma. Generalmente, cuando te endeudas asumes devolver el dinero a cambio de unos intereses asociados en un plazo determinado de tiempo. 

Con todo, podría darse el caso de que, por alguna circunstancia, la deuda se extinga y ya no la tengas que abonar. Es cierto que esto se produce en casos muy concretos, pero es posible. Por eso, no está de más que tengas en cuenta cuándo ocurre. 

Leer más: Los motivos por los que no consigues ahorrar dinero

El plazo en el que prescribe una deuda

El plazo para que una deuda prescriba es de 5 años tal y como se observa en el Código Civil. Sin embargo, depende del tipo de deuda. Estos son los plazos para alguna de las deudas más habituales:
Seguridad Social y Hacienda: vence a los 4 años

  • Hipoteca: prescribe a los 20 años.
  • Deudas por préstamos no hipotecarios concedidos por bancos: prescriben a los 5 años, tanto los intereses como la deuda principal. Si la deuda es de antes del 6/10/2015 el plazo de prescripción es de 15 años.
  • Deudas del alquiler de vivienda o pago de suministros: este tipo de deudas también prescriben a los 5 años.

Los casos en los que se extingue una deuda

Existen determinados supuestos que pueden provocar la extinción de la deuda. He aquí los 4 más reseñables

  1. Por prescripción de la deuda: cuando pasa un determinado tiempo la deuda se cancela, aunque el deudor no haya abonado la cantidad.
  2. Si se debe dinero a la Agencia Tributaria: el contribuyente puede compensar lo que debe con la cantidades que podría recibir en concepto de devolución de IRPF.
  3. Condonación: es una de las maneras menos frecuentes en cuanto a extinción de deudas, pero ocurre si el acreedor perdona una deuda.
  4. Insolvencia: si el deudor se declara como insolvente, esto daría lugar a la extinción de la deuda.

Así las cosas, las deudas pueden prescribir. Se trata de un factor que tienes que tener en mente a la hora de endeudarte, para observar todas las posibilidades concretas que existen, dado que en algunos supuestos específicos podrías no tener que abonar tal deuda.

Y además